Compartir
Publicidad

Mejorar la dieta de los más pequeños

Mejorar la dieta de los más pequeños
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Toda la familia puede encargarse de desarrollar hábitos saludables en los más pequeños de la casa. Muchas veces el ritmo de vida hace que no se coma de la manera más adecuada y este es un factor que debemos evitar.

La dieta de muchos niños se ha vuelto muy rica en hidratos de carbono, azúcares y grasas y bastante pobre en fibra, minerales y vitaminas, esto se debe generalmente a los hábitos que a menudo cogen de los mayores. Un estudio indica que el 30% de los niños españoles, tienen algún problema de sobrepeso y esto no es nada bueno para la salud. Mejorar la dieta de los más pequeños está en nuestras manos, y no debemos perder el tiempo, pues el cultivo de su salud empieza desde que nace.

Es muy importante reducir la cantidad de azúcares como las mermeladas, dulces o caramelos. También hay que reducir las grasas y la sal. La grasa, sobre todo la saturada, se encuentra en los fritos y la bollería industrial, este tipo de grasas se deben sustituir por las grasas que se encuentran en el aceite de oliva o en el pescado, especialmente el azul. Tomar diariamente como mínimo medio litro de lácteos (dependiendo de la edad del niño, el pediatra aconsejará la cantidad de lácteos que debe tomar) y en las comidas principales incluir frutas, verduras y cereales ayudarán a controlar la obesidad y mejorar la salud. Además, otro factor importante y con el cual se cometen errores, es la falta de tiempo, esto hace que no se respete la hora de la comida, y se debe comer sin prisas, una buena masticación favorece la digestión de tu hijo y evita los gases y otros problemas intestinales.

Muy importante también es comer toda la familia junta siempre que se pueda, ya que lo que más predica a los más pequeños es el ejemplo en todas sus facetas, tanto en el comportamiento, como en la dieta, además esto ayudará a que el niño coma de todo. En esta cuestión, es importante intentar motivar al niño para que pruebe nuevos alimentos, un truco es hacerle participe de la preparación de la comida, de esta forma aumentas su interés por ella.

Y algo que se está volviendo cotidiano y que nosotros no aprobamos en absoluto, es el festejo de algunos acontecimientos como su cumpleaños u otros, con el fast-food. Esta comida, para nada es beneficiosa y crea malos hábitos en nuestros hijos.

Si además complementamos todo lo mencionado con animar al niño a hacer algún tipo de ejercicio, será una perfecta combinación que proporcionara al niño una salud de hierro.

Más información | Educarchile Más información | Tupediatra

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos