Compartir
Publicidad

Juguetes recomendados para cada edad: de tres a cuatro años

Juguetes recomendados para cada edad: de tres a cuatro años
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada vez queda menos tiempo para que los Reyes Magos hagan acto de presencia en nuestras casas, y los padres puede que no tengan claro qué juguetes pedirles a sus hijos en sus respectivas cartas. Por ello, y como llevamos haciendo desde hace varios días en Bebés y más, os vamos a dar algunos consejos y orientaciones sobre los juguetes recomendados para cada edad.

Hoy hablaremos sobre los juguetes de aquellos niños que tienen entre tres y cuatro años quienes, a esta edad, suelen ser muy curiosos y comienzan a darnos pistas sobre la seguridad que sienten sobre sí mismos. Por ello, lo que anhelan en esta etapa es ver hasta dónde son capaces de llegar a través de juegos donde prima lo motor y lo creativo, sin olvidar (lógicamente) la parte lúdica.

Veamos algunas ideas que tal vez os puedan servir si aún no habeis escrito la carta a Sus Majestades de Oriente y quereis que vuestro pequeño disfrute con total seguridad de sus nuevos juguetes.

El desarrollo del niño de tres años

A los tres años nuestro pequeño va evolucionando poco a poco, y para comprobarlo simplemente tenemos que pararnos a observarle: cuando está en contacto con otros niños de su misma edad, podemos verlo realizando juegos de grupo. Es típico de esta edad el inicio del juego grupal: jugar a papás y mamás, a las construcciones en el arenero del parque…

A nivel motor el niño se encuentra en proceso de mejora de la motricidad motora gruesa: marcha (por ejemplo, caminar con los talones), equilibrio (mantenerse a la pata coja), carrera (correr ágilmente, sorteando obstáculos y esquinas) o salto (a lo largo y a lo alto).

Su motricidad fina aún continua algo inmadura, por lo que es recomendable su estimulación (en el ámbito familiar y escolar) para el uso de los lápices, pinceles, tijeras, etc., para que así el niño vaya ganando en precisión.

A nivel cognitivo vemos como es capaz de realizar razonamientos básicos, su coordinación óculo-manual poco a poco va madurando, al igual que los niveles perceptivos de forma (construcciones, puzzles…), color y tamaño (grande-mediano-pequeño, alto-bajo, grueso-delgado…).

Su orientación espacial y temporal también va desarrollándose a lo largo de este rango de edad, junto a las habilidades lógico-matemáticas (agrupaciones, seriaciones…). Su capacidad de memoria y asociación van madurando a la vez que su esquema corporal.

A nivel de lenguaje también va desarrollándose acorde a la edad: su repertorio de fonemas va aumentando, al igual que la complejidad de sus frases (en vocabulario, unión de frases, significados…). Esto hará que se vaya preparando poco a poco para la pre-lectura y la pre-escritura.

Finalmente, a nivel social también se notan algunos avances: muestra sentimientos de gratitud, simpatía y comprensión, usar diversas formas de cortesía, aparece la rivalidad en los juegos, mayor autonomía a la hora de la comida, vestido y desvestido, e higiene.

Por todo ello, a la hora de seleccionar el juguete más adecuado, debemos considerar los aspectos básicos que venimos recordando desde hace varios días: seguridad, adecuación a la edad y, sin olvidarnos nunca de los gustos e intereses de nuestro hijo y de las necesidades evolutivas.

Juguetes 3-4 años

¿Qué juguete puedo comprarle a un niño de entre tres y cuatro años?

Es bien sabido por todas las madres y padres que los niños de estas edades no paran: cuando tienen la menor posibilidad corren, saltan o trepan por cualquier lugar que se encuentre a su alcance. Por ello, una buena opción serían aquellos juguetes que les proporcionen libertad de movimiento y que les sirvan para hacer cualquier tipo de ejercicio físico: pelotas, canastas de baloncesto, raquetas, bicicletas, patines…

Incluso, si disponeis de jardín en vuestra casa o de un patio más o menos grande que permita cierta libertad y variedad de movimientos, toboganes o columpios infantiles pueden ser regalos que seguramente les harán muy felices, a la vez que les ayudará a estimular la motricidad gruesa mientras se lo pasan fenomenal.

Para aquellos momentos en los que los juegos al aire libre no sean posibles, a partir de los tres años nuestros pequeños pueden hacer puzzles de mayor complejidad (por ejemplo, de unas 25 piezas) o juegos de construcciones.

Si notamos que nuestro hijo muestra una gran atracción por los cuentos, podemos contarle historias sencillas para que, tras haberla oído varias veces, pueda volver a contar. Podremos emplear dibujos llamativos.

Puede divertirse también mediante juegos lógicos, como pueden ser los dominós o las cartas para jugar a las parejas.

Las muñecas y muñecos ayudarán a nuestros hijos a desarrollar varios aspectos: como puede ser el esquema corporal (para ir conociendo mejor a sí mismos y, de esta forma, detallar con mayor precisión las distintas partes del cuerpo), mejor el vestido y desvestido, conocimiento más preciso de la sociedad que les rodea y construir sus propias historias, etc.

Y hasta aquí nuestros consejos acerca de juguetes para niños de entre tres y cuatro años. Esperamos que os sirvan de ayuda a la hora escribir la carta de vuestros hijos a Sus Majestades, los Reyes Magos de Oriente.

Fotos | Strocchi y Oneras en Flickr
En Bebés y más | Juguetes recomendados para cada edad: de 0 a 12 meses, Juguetes recomendados para cada edad: de uno a dos años, Juguetes recomendados para cada edad: de dos a tres años

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos