Compartir
Publicidad
Publicidad

Preguntas frecuentes en el segundo trimestre de embarazo (III)

Preguntas frecuentes en el segundo trimestre de embarazo (III)
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras dos entradas contestando las preguntas más frecuentes durante el segundo trimestre hoy os traemos la tercera entrega en la que responderemos a algunas de las cuestiones que quedaron en el tintero.

Estando embarazada no tengo ganas de hacer el amor, ¿es esto normal?

Pues sí. Hay mujeres que, sobretodo en los primeros meses, se sienten cansadas y en general con no demasiadas fuerzas de mantener relaciones sexuales. A partir del segundo trimestre la barriga empieza a crecer y muchas lo viven como algo incómodo y molesto: “sí, estando como estoy eso es lo que estaba pensando yo precisamente”, suele decirse a modo irónico.

En realidad es algo normal, el problema existirá si la pareja no es capaz de entender cómo te sientes ante los nuevos cambios físicos y psicológicos.

No, es que me sucede lo contrario. Estando embarazada tengo más ganas de hacer el amor…

Pues sigue siendo algo normal, ya que hemos dicho que cada mujer vive su embarazo de diferente manera. Algunas mujeres se vuelven más sensuales con el embarazo y se sienten mejor con su cuerpo. Podría ser que con los cambios hormonales aumente la sensación de bienestar y satisfacción. Además el cuerpo se vuelve más sensible (entre otras cosas aumenta el flujo sanguíneo en la zona genital) y lo que para algunas mujeres puede resultar molesto para otras puede ser muy placentero.

Pero, ¿podemos tener relaciones sexuales sin riesgo para el bebé?

Por norma general sí. Las relaciones sexuales durante el embarazo están recomendadas (si apetecen, claro), porque ayudan a mantener la relación de pareja estable, ayuda a relajarse, es un buen ejercicio y ayuda a la madre a seguir queriéndose a pesar de los cambios físicos que está experimentando (digo a pesar, porque las mujeres suelen vivir los aumentos de peso como un “pesar”).

Las relaciones sexuales no pueden hacer daño al bebé, ya que está protegido dentro de la bolsa amniótica, donde flota en líquido amniótico.

El fluido vaginal se ha vuelto más espeso, ¿es normal o podría tener una infección?

La cantidad de fluido vaginal aumenta durante el segundo trimestre, pero debe ser transparente y de textura mucosa, ciertamente, más espeso.

Si hay síntomas como picor, irritación o si huele fuertemente podría haber una infección que requerirá tratamiento muy probablemente.

Después de lavarme los dientes me sangran las encías, ¿por qué?

Con los cambios hormonales las encías se vuelven más gruesas y más blandas. Esto hace que sea más fácil dañarlas con un cepillo de dientes o incluso con alimentos picantes. Es por esta razón que se recomienda cepillar los dientes con suavidad y acudir al dentista estando embarazada para que haga una valoración preventiva.

Segundo-trimestre

Estoy empezando a ganar más peso, si ganara mucho, ¿el bebé sería más grande y por ello me costaría más parirlo?

Lo más probable es que no, porque la que aumenta de peso es la madre, pero no el bebé. En general el tamaño que coja el bebé depende más de otros factores (sobretodo genéticos) que de la cantidad de comida que tome la madre.

¿Podré perder todo ese peso de más después del embarazo?

Sí, pero el tiempo que se tarda es muy variable. Algunas mujeres vuelven al peso de antes de quedarse embarazadas en semanas (esas que hay gente que ni se ha dado cuenta que han tenido un hijo) y otras en cambio tardan mucho más.

Lo recomendable es hacer una dieta equilibrada tanto antes del embarazo como durante y después, además de hacer algo de ejercicio, que ayuda a quemar calorías y a aumentar el metabolismo. También se recomienda dar el pecho, ya que el amamantamiento quema muchas calorías.

A veces tengo sueños extraños, como que perderé el bebé, ¿significa algo?

Muchas mujeres tienen sueños muchas veces más curiosos que aquellas mujeres que no lo están. Es posible que suceda por existir una mayor intensidad emocional y una mayor incertidumbre por lo que está por llegar, pero no es nada preocupante.

También podría suceder que, al tener las embarazadas unas pautas de sueño más irregulares, sean más capaces de recordar sus sueños (y que estos no difieran tanto de los de las mujeres no embarazadas como pensamos).

Pero yo creo que hay algo que va mal con el bebé, ¿es normal que sienta esto?

La incertidumbre y la espera hacen, en muchas ocasiones, que las mujeres acaben pensando en algún momento del embarazo que quizás haya algo que va mal, pese a que todo esté normal en las analíticas y controles. Esto puede ocurrir por alguna mala experiencia propia o ajena o por leer casos de embarazos que acabaron mal, por ejemplo.

Si las pruebas realizadas indican que todo va bien lo más probable es que realmente todo vaya bien. Sin embargo nadie puede garantizar nada al 100%, por lo que no existe garantía de que no habrá ningún problema. En caso de dudas lo mejor es acudir al médico para hablar de ello.

Y si aún quedan dudas…

Si aún quedan dudas, podéis hacer las preguntas a través de la nueva sección de Respuestas del blog, donde tanto los editores como los lectores pueden ofrecer su sabiduría o su experiencia.

Foto | Emery Co Photo en Flickr, © PhotoXpress.com, reproducida con autorización.
En Bebés y más | Preguntas frecuentes en el segundo trimestre de embarazo (I) y (II), Molestias en el segundo trimestre de embarazo, Preguntas frecuentes en el primer trimestre de embarazo (I), (II) y (III), Embarazo mes a mes: cuarto mes, Embarazo mes a mes: quinto mes, Embarazo mes a mes: sexto mes

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos