Publicidad

Mi hijo se queda sin voz: afonía y disfonía en niños

Mi hijo se queda sin voz: afonía y disfonía en niños
Sin comentarios

Las alteraciones de la voz en la infancia son muy frecuentes, afectando entre un 6 y un 23% en los niños de entre 4 y 12 años de edad. Hablamos de disfonía cuando aparece un trastorno de la calidad de la voz que se produce por alteraciones de la laringe, concretamente en la zona de las cuerdas vocales. Cuando es tan intenso que existe una incapacidad para emitir sonidos hablamos de afonía.

La laringe de los niños es diferente a la de los adultos. Es tres veces más pequeña, está situada en una posición más alta y las cuerdas vocales son más cortas e inmaduras, con una composición distinta.

¿Por qué se producen la afonía y disfonía?

Girl 933644 1920

Las causas son múltiples y muy diversas. Afortunadamente en niños la mayoría son benignas y transitorias. Puede deberse a alteraciones congénitas (presentes desde el nacimiento), a infecciones y/o inflamación, a alteraciones neurológicas o alteraciones funcionales entre otras.

  • Afonía por infecciones

Las infecciones respiratorias son una de las causas más frecuentes de afonía y disfonía en niños, y en concreto la laringitis aguda. La laringitis es una infección producida por algunos virus que afecta sobre todo a niños pequeños. Lo más característico es la tos, que muchos llaman perruna o de foca. Suelen tener dolor de garganta, afonía o disfonía y en ocasiones tienen estridor (un ruido al inspirar). A veces se acompañan de fiebre. En los casos más graves pueden tener dificultad respiratoria (respiran rápido, hunden el pecho y se les marcan las costillas). Es tìpico que las laringitis empeoren por la noche.

  • Disfonía por mal uso o abuso de la voz

En este caso, la inflamación de las cuerdas vocales se produce por un sobreesfuerzo o una sobreestimulación de las mismas. Es típico de niños que gritan mucho y están en ambientes ruidosos. También podemos verlo en niños o bebés que han llorado largos periodos de tiempo. Este mal uso o abuso vocal puede desencadenar lesiones benignas, como nódulos vocales, que aparecen con mayor frecuencia en los varones.

  • Disfonía mutacional o puberfonía

Aunque el nombre técnico resulte poco conocido, hablamos en este caso del cambio de voz de los varones con la llegada de la pubertad. Los cambios hormonales son responsables de este caso particular de disfonía, propia de la adolescencia, que desaparecerá con el tiempo.

  • Otras causas

Las disfonías pueden deberse también a alergias. En este caso es frecuente que se acompañen de otros síntomas como picor de nariz y/o de ojos, moqueo, estornudos... Causas menos frecuentes incluirían trastornos neurológicos que impidan una correcta movilidad de las cuerdas vocales, angiomas, papilomas laríngeos, quistes...

¿Cómo se cura?

Children 4073799 1920

El tratamiento dependerá de la causa que haya originado la afonía.

En el caso de las infecciones, suele resolverse en pocos días. Si se trata de una laringitis, el tratamiento dependerá de la gravedad. El ambiente húmedo y fresco parece ser beneficioso. En los casos de laringitis leves y/o moderados, es probable que el pediatra recomiende un antiinflamatorio (corticoide oral). Los casos más graves pueden necesitar además aerosoles y/u oxígeno; y algunos niños precisan ingresar en el hospital.

Si la disfonía es por un mal uso de la voz, el niño deberá seguir unas medidas de higiene vocal y tratamiento por un especialista que le enseñe a reeducar la voz.

En las laringitis alérgicas, deberemos evitar el alérgeno y probablemente necesiten un tratamiento antihistamínico.

Sólo enfermedades muy concretas y afortunadamente, poco frecuentes, como los papilomas laríngeos o los quistes submocosos, pueden necesitar tratamiento quirúrgico.

¿Cuándo debemos consultar con el médico?

  • Si la afonía se acompaña de tos perruna y el niño presenta dificultad respiratoria, estridor en reposo (cuando está tranquilo), dificultad para tragar o si babea constantemente.
  • Si la duración de la afonía o disfonía es superior a dos semanas.
  • Si se acompaña de otros signos de alarma: ganglios en el cuello duras y que se mueven poco (parecen estar adheridas); tos con sangre...

En Bebés y más | Mi hijo tiene fiebre, ¿es recomendable alternar paracetamol e ibuprofeno para bajar la temperatura?, Los mejores remedios caseros para niños malitos que funcionan, y los que no (según una pediatra)

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios