Compartir
Publicidad
Los 15 mejores consejos prácticos que nadie te dio sobre los días después del parto
Postparto

Los 15 mejores consejos prácticos que nadie te dio sobre los días después del parto

Publicidad
Publicidad

El postparto es una de las etapas más complicadas y confusas de ser madre. Te encuentras recién llegada a casa con tu nuevo bebé, cansada, inflamada, adolorida y probablemente, algo perdida. Seguro has escuchado infinidad de veces ese famoso consejo de "duerme cuando el bebé duerma", pero en el momento de la verdad, no siempre funciona.

Por esto, hoy quiero compartirte 15 de los mejores consejos que nadie te dio sobre los días después del parto, y que te ayudarán a que esta etapa sea un poco más fácil y ligera.

Antes del parto: una visita a la peluquería y al spa

Nuestro primer consejo es uno que sugerimos hacer en las últimas semanas de embarazo: ir a la peluquería y hacerte un corte que sea fácil de peinar, y también, visitar un spa para mimarte con algo que te guste, como una manicura o un tratamiento especial.

Es posible que durante los primeros días después del parto no tengas mucha energía o tiempo para arreglarte, por lo que un corte bonito, funcional y fácil de estilizar te será de utilidad, además que te sentirás guapa y eso también ayuda a sentirte mejor después de todo lo que acabas de vivir.

Cocina y almacena comida en tuppers por adelantado

Uno de los consejos más útiles que hemos recibido y que ha resultado de mucha utilidad en el postparto, es preparar mucha comida, guardarla en tuppers y congelarla para comerla los primeros días después del parto. De ese modo, no tendrán que preocuparse por hacer las compras y cocinar.

Alimentos fáciles de consumir

Con esto me refiero a que, además de que sean cosas que te gusten y no requieren ninguna preparación muy elaborada o tengas que hacer algo más además de solo sacarlos del frigorífico para calentar y consumirlos, prepares alimentos que puedas comer con las manos o un solo cubierto.

Aunque seguramente tendrás alguien que te apoye, habrá ocasiones en las que tendrás que comer con tu bebé en brazos porque mamá es lo único que quiere en ese momento, así que facilitar el modo de comer los alimentos será muy útil.

Compra platos desechables

Otro consejo que resulta muy fácil en el postparto y que ayuda a reducir el número de actividades por hacer es utilizar platos y vasos desechables. Si te preocupa el medio ambiente, en algunos mercados y Amazon puedes encontrar platos biodegradables y amigables con el medio ambiente.

Usa compresas de hielo para desinflamar

Un consejo para el cuidado postparto que no siempre te dicen, es el utilizar compresas de hielo para ayudar a desinflamar la zona vaginal después del parto. Hace algún tiempo te compartimos el tip de un padre: rellenar condones con agua, congelarlos y ya que estén listos, colocarlos sobre (NO introducirlos) la zona vaginal, pues su forma queda perfecta para colocarlos entre las piernas y con mayor facilidad que una compresa de hielo de mayor tamaño. Recuerda siempre colocarlas envueltas en una toalla o una tela, nunca directamente.

Usa bragas postparto desechables

Después de tener a tu bebé notarás que tu cuerpo se sentirá inflamado, de una forma muy similar a como se encontraba durante el embarazo. Además, durante las primeras semanas después del parto tu cuerpo continuará expulsando residuos vaginales como sangre y moco cervical, por lo que en ambos casos, usar bragas postparto desechables te será de lo más útil. Puedes encontrarlas en Amazon.

Compra sujetador un par de tallas más grande

Desde el embarazo, notarás que necesitarás un sujetador más grande, pues tus pechos también crecerán. En el postparto continuarán de forma similar, por lo que es importante cuidarlos y contar con sujetadores que sean de talla más grande que la que usabas antes.

También puedes elegir utilizar una opción que no tenga aros o varillas, para que te sientas más cómoda y sobre todo, para que no los comprima, pues podrías hacerte daño si estás dando el pecho a tu bebé.

Usa el tirante del sujetador para saber qué pecho le has dado al bebé

Lactancia

Un gran consejo para las madres que amamantan, especialmente en esas noches de desvelo, es utilizar los tirantes de tu sujetador para saber qué pecho le has dado al bebé y cuál es el que ahora le toca.

Puedes usar un broche pequeño, un listón o un prendedor. Si quieres algo más especial, en That Chic Mom, nos dicen cómo hacer uno con un poco de listón y velcro.

Si das biberón, prepáralo antes de dormir

Si le das biberón a tu bebé, algo que te ayudará mucho al momento de las tomas nocturnas, será dejar preparado con antelación el biberón de la noche, aquí te contamos cómo hacer para dejarlos listos antes de irte a dormir y ahorrarte unos minutos de preparación. Recuerda tomar en cuenta los horarios al momento de prepararlo antes de dormir.

Portea a tu bebé

Llevar a tu bebé en un fular no sólo lo mantendrá cerquita de ti, sino que te permitirá tener las manos libres para hacer otras cosas mientras él duerme cómodamente sobre tu pecho. Esto es particularmente muy útil para quienes ya tienen más hijos.

Espera para avisar que ya estás en casa

Cuando nació mi sobrina, mi hermana decidió que no le avisaría a nadie que ya estaba de vuelta en casa para poder estar a solas los primeros días, lo cual me pareció una idea genial. Así pudo adaptarse mejor y con mayor tranquilidad al regreso a casa con su bebé.

Definitivamente dar la noticia de que ya ha nacido nuestro bebé, pero si deseas estar sin interrupciones los primeros días, no dudes en hacer lo mismo, pues además de necesitar descanso y silencio, los pediatras recomiendan que los recién nacidos no reciban visitas.

Gestiona las visitas

Abuela Bebe

Por otro lado, si tú sí deseas recibir visitas en cuanto vuelvas a casa, un consejo que podemos darte es que además de pasar a saludar para conocer al nuevo bebé y ver cómo está la mamá, es que sean visitas de utilidad.

Pídeles que en lugar de llevar peluches o regalos para tu bebé, lleven cestos con fruta, te ayuden a preparar comida o que le cuiden mientras duerme para que puedas darte una ducha tranquilamente.

Delega lo de casa

Pide y permite que los demás te ayuden en las cosas que también pueden hacer: lavar la ropa, limpiar la casa, ordenar un poco, cocinar la comida y aprovecha para descansar y atender a tu bebé.

Si no tienes familia cercana que pueda apoyarte, contrata un servicio de limpieza para que vaya un par de veces por semana y ordene un poco. En caso de que esto no sea posible, solo relájate y enfócate en tú y tu bebé: la casa seguirá ahí.

Pide ayuda

Algo que a muchas mujeres les ocurre cuando se convierten en madres, es que surge ese instinto o impulso de tratar de hacerlo todo. Tranquila, que eres humana y no superwoman. Está bien delegar algunas cosas y pedir ayuda. Ahora más que nunca, necesitas descanso y tiempo para adaptarte a tu nueva vida como mamá.

Ten una amiga para desahogarte

Este consejo es principalmente por tu salud mental y emocional. El postparto puede llegar a ser muy doloroso y solitario, especialmente porque algunas personas tienen la creencia de que las madres deben sentirse radiantes de alegría todo el tiempo y quejarse no está permitido.

Por eso, te recomiendo tener o pedirle a una amiga de confianza que te escuche y con la que puedas desahogarte. Que le cuentes esas pequeñas hermosas cosas que descubres cada día sobre tu bebé, pero que también puedas contarle sobre los días que no son tan buenos y desahogar todo lo que sientes.

Esperemos que estos consejos prácticos para el postparto ayuden a que esta etapa de cambios y adaptación sea más fácil para ti. ¿Cuáles consejos que nadie te dio para el postparto agregarías a la lista?

Fotos | iStock

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio