Compartir
Publicidad
Se disparan todas las alarmas en República Dominicana: la mayoría de mujeres son incapaces de parir a sus bebés
Parto

Se disparan todas las alarmas en República Dominicana: la mayoría de mujeres son incapaces de parir a sus bebés

Publicidad
Publicidad

Algo muy extraño debe estar sucediendo en República Dominicana, pues desde hace un tiempo se está constatando que la mayoría de mujeres está teniendo muchos problemas para dar a luz a sus bebés y sus partos acaban en cesárea. Se habla de unas tasas de cesárea de un 56%, que deja solo en un 44% el porcentaje de mujeres que aún logra parir por vía vaginal.

Desglosando los datos, se está viendo que en los hospitales públicos la tasa es de un 42% de cesáreas y que en los hospitales privados de un terrible 87%. Imagino que ahí, en los centros privados, las mujeres que no logran un parto vaginal, 9 de cada 10, serán estudiadas detenidamente con el fin de hallar la causa de esta epidemia de cesáreas que podría incluso ir a más. No me extraña que se estén disparando todas las alarmas.

Y estos podrían ser los profesionales de la salud

Alerta en República Dominicana

Tal y como he explicado la situación en los dos primeros párrafos da la sensación de que estos de la foto son los profesionales de la salud de los hospitales de República Dominicana cuando llega una mujer embarazada para dar a luz. Corriendo al saber que entra una embarazada para tratar de salvar su parto, para evitar que acabe en cesárea, para seguir estudiando la razón de que no estén consiguiendo parir como se ha hecho toda la vida.

Pero no, no son estos. No sé si corren o dejan de correr ni sé si se preocupan por tener unas tasas de cesáreas tan alejadas de lo que la OMS propone al sugerir que el máximo de un país debería ser una cifra de entre un 10 y un 15% de cesáreas. Lo que sí sé es que la culpa no es de que las madres no sepan parir, sino de los profesionales, que están cayendo en la mala praxis, realizando cesáreas en partos que deberían acabar por vía vaginal.

¿Sabéis la lucha que se lleva en muchos países desde hace tiempo para tratar de humanizar los partos, para lograr que se respete la naturaleza y se respeten los tiempos a la hora de parir? Pues allí, al parecer, se lo están saltando todo a la torera. El número de cesáreas es demasiado elevado, y eso quiere decir que se está mintiendo a las mujeres para que crean que no son capaces de dar a luz o, directamente, para que crean que es mejor parir por cesárea.

¿Por qué tantas cesáreas?

Por varias razones que no tienen mucho que ver con el beneficio de la madre ni el bebé. Si los profesionales hacen cesárea la atención se factura por más dinero. Es decir, los hospitales cobran más cuantas más cesáreas hagan, porque es más caro atender una cesárea que un parto. La cesárea es una intervención de emergencia y en un parto normal, si todo va bien, es la mujer sola la que puede llegar a dar a luz.

Otra razón es el momento del parto. Una mujer pariendo no tiene horario, se pone de parto sin posibilidad de controlarlo y tiene a su bebé a una hora indeterminada. Esto es un problema para muchos profesionales, al parecer, así que para solventarlo programan una cesárea y solucionado. Así el bebé nace cuando los profesionales quieren y no cuando él quiere.

Y una tercera posible razón es el deseo de evitar problemas en el trabajo y problemas a nivel legal. Una cesárea se hace programada a la hora que sea y el nacimiento se tiene controlado de ese modo. Si una mujer va a dar a luz estará unas horas de dilatación en las que puede haber complicaciones. Lo normal es que todo vaya perfecto, pero en caso de posible complicación los profesionales deben actuar y, dependiendo de su actuación, ponerse en riesgo de reclamaciones o denuncias. Un modo de evitar todo eso es hacer cuantas más cesáreas mejor: le dices a la mujer que el bebé no venía bien, que algo iba mal y que era necesario hacerlo cuanto antes y aún te da las gracias por haber salvado la vida de su hijo.

Que sí, que muchas cesáreas son necesarias y gracias a ellas muchos bebés están vivos. Pero es imposible que el 87% de las mujeres que acuden a los centros privados requieran una intervención de emergencia para salvar sus vidas. Imposible porque si dar a luz fuera algo tan frágil, tan problemático, estaríamos extinguidos.

¿Esto no es como lo de Brasil?

Hace dos días Lola nos habló de una epidemia de cesáreas en Brasil, y de cómo se está actuando para frenarla. Lo de República Dominicana es lo mismo, aunque las cifras son ligeramente peores.

En ambos casos hay que actuar cuanto antes, porque los riesgos de una cesárea son mayores que los de un parto vaginal, y con semejante número de cesáreas la mortalidad materna está en riesgo de ser también demasiado elevada.

¿Riesgos por dar a luz por cesárea?

650 1200

Así es. Hace un par de años os explicamos cómo es un parto por cesárea. En esa entrada os contamos cuáles son las indicaciones para hacer una cesárea y entre ellas no estaban ni "porque el horario le va bien al ginecólogo", ni "porque así se factura más dinero a sanidad o a las aseguradoras" ni "para evitar denuncias y problemas legales". Eran todas indicaciones médicas, situaciones en las que era preciso.

Además, os contamos los riesgos, que son unos cuantos y por eso aprovecho para volverlos a enumerar:

  • Infección de la vejiga o el útero, ya que se trata de una intervención quirúrgica con herida y rotura del útero, que deben cicatrizar.
  • Lesión de las vías urinarias.
  • Lesión al bebé (ya hemos visto aquí alguna herida hecha durante cesárea).
  • Mayor riesgo de placenta previa en futuros embarazos.
  • Mayor riesgo de placenta adherida en futuros embarazos (la placenta tiene problemas para separarse después del siguiente parto).
  • Mayor riesgo de ruptura uterina.
  • Mayor riesgo de hemorragia como consecuencia de las tres situaciones anteriores.
  • Hemorragia por sangrado en la zona de la intervención.
  • Que se produzcan coágulos de sangre que lleguen a las venas pélvicas o de las piernas.
  • Infección de la herida.

Una muestra de lo mal que lo están haciendo tanto en Brasil como en República Dominicana

Mal no, fatal. Un 42% de partos por cesárea a nivel público y un 87% a nivel privado son números escandalosos. Y lo son, sobre todo, cuando los cruzamos, por ejemplo, con el País Vasco, la comunidad de España donde menos cesáreas se llevan a cabo, con un 85% de partos vaginales. La diferencia salta a la vista, ¿verdad?

Más información | Listindiario
Fotos | iStock, Thinkstock
En Bebés y más | ¿Parto vaginal o cesárea?: diferencias a nivel inmunológico, La cesárea en vídeo, paso a paso, ¿Sentirte menos madre por haber dado a luz por cesárea?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio