Compartir
Publicidad

¿Crees que tu hijo es tan mayor que ya no necesita un SRI?: los peligros de viajar solo con el cinturón de seguridad

¿Crees que tu hijo es tan mayor que ya no necesita un SRI?: los peligros de viajar solo con el cinturón de seguridad
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Todos tenemos claro que los niños pequeños deben ir correctamente sentados en sus sillas cuando viajamos en coche (y preferiblemente a contramarcha hasta los cuatro años de edad). Pero, ¿hasta cuándo deben utilizar un sistema de retención infantil (SRI)?

Desgraciadamente, muchos padres creen que cuando sus hijos cumplen seis, ocho o diez años ya son "suficientemente mayores" como para poder viajar tan solo con el cinturón de seguridad del vehículo, sin ser conscientes de los importantes riesgos que tendrían en caso de colisión o frenazo brusco. Te explicamos por qué el cinturón del coche puede ser peligroso para los niños que no han alcanzado la altura recomendada, y por tanto, hasta cuándo deberían viajar en un SRI.

¿Hasta cuándo debe usar un niño un SRI?

El Reglamento General de Circulación de la DGT que regula el uso de los SRI y del cinturón de seguridad, establece que todos los ocupantes cuya estatura sea igual o inferior a 135 cm de altura deben utilizar un sistema de retención adaptado a su peso y talla, aunque recomiendan prolongar su uso hasta que el niño alcance el 150 cm.

En cualquier caso, si tenemos dudas sobre si nuestro hijo puede usar ya el cinturón de seguridad que usamos los adultos, la DGT aconseja fijarse en cómo queda la banda que pasa por el hombro. Si esta toca el cuello o pasa bajo el mentón, el niño debe seguir utilizando un SRI.

Los dispositivos se colocarán siempre en los asientos traseros salvo en las siguientes excepeciones:

  • En los coches biplaza donde no hay asientos traseros

  • Cuando todos los asientos traseros estén ya ocupados por otros menores de las mismas características

  • Cuando no sea posible instalar en los asientos traseros todos los sistemas de retención infantil

Los expertos insisten en que el uso de SRI adecuados al niño reducen en un 75% el riesgo de muerte, y en un 90% el riesgo de lesiones en caso de colisión. Además, según la Ley de Tráfico y Seguridad Víal vigentes, no llevar al niño en su silla de coche puede acarrear multas, retirada de puntos del carnet y ser motivo de inmovilización del vehículo.

Preferiblemente, cuando el niño haya alcanzado el 150 cm de altura ya podría viajar tan solo con el cinturón de seguridad que utilizamos los adultos, pero en este caso es importante tener en cuenta estos aspectos para un uso correcto:

  • En todos los casos, la banda diagonal del cinturón ha de pasar por la clavícula, sobre el hombro y bien pegada al pecho, mientras que la banda horizontal ha de quedar lo más baja posible sobre la cadera.

  • El cinturón no debe estar retorcido.

  • No se debe poner nada debajo del cinturón con el fin de ir más cómodo.

  • El cinturón debe estar tenso y ajustarse correctamente al cuerpo.

  • Colocar el respaldo en posición vertical.

  • No se debe viajar jamás con el abrigo puesto.

Los peligros de usar sólo el cinturón de seguridad cuando aún se debería ir en un SRI

El cinturón es el elemento más importante para la seguridad pasiva dentro del vehículo, ya que actúa de freno para el cuerpo en caso de colisión. Pero, como acabamos de mencionar, no sirve abrochárselo de cualquier manera, o pensar que con eso será suficiente para retener y proteger a un niño que no alcanza la estatura recomendada para viajar así.

El otro día vi este vídeo viral de una campaña americana sobre los riesgos que acarrea llevar a un niño, que no alcanza aún la talla, agarrado tan solo con el cinturón del coche. Aviso de que se trata de un vídeo impactante, pero los testimonios de pediatras, traumátologos y otros expertos ayudan a entender la gravedad de esta práctica:

En el vídeo vemos a una madre montar a su hijo de nueve años en el coche sin utilizar ningún SRI, es decir sujetándolo exclusivamente con el cinturón de seguridad. Desgraciadamente, sufren una colisión frontal y el niño es trasladado muy grave al hospital. Cuando el médico le pregunta a la madre dónde y cómo viaja el menor, esta responde que lo hacía en el asiento trasero pero no en una silla, "pues tenía casi 10 años".

En ese momento es cuando nos damos cuenta de que puede que 10 años no sean suficientes para dejar de usar un SRI si el niño no ha alcanzado la talla recomendada, pues por muy mayor que parezca las consecuencias en caso de accidente pueden ser fatales.

cinturón de seguridad Así responde el cuerpo del niño en caso de una colisión: arriba, sentado en un SRI adecuado a su peso y talla. Abajo, sujeto sólo con el cinturón de seguridad.

La doctora Cathy Peterson, responsable de traumatología del Children's Hospital of the King's Daugthers, lo explica de la siguiente forma en el vídeo:

"Algunos padres creeen que sus hijos ya son suficientemente mayores como para dejar de usar sillas de coche, pero lo cierto es que no lo son. Si el cinturón de seguridad no está colocado correctamente en el pecho y en la cadera, ante un impacto, los órganos internos pueden verse seriamente dañados"

"Los niños que no alcanzan la talla recomendada deben viajar siempre en un SRI, porque si lo hacen únicamente con el cinturón, el impacto que sufrirán en caso de colisión a 50 km/h será similar a la caída desde un tercer piso" - explican los expertos en el vídeo.

Entonces, ¿qué tipo de SRI hay que usar?

sistemas de retención infantil

Así pues, cuando el niño es demasiado grande como para usar una silla del grupo I, pero aún es pequeño para viajar solamente con el cinturón de seguridad, tenemos que recurrir a las sillas del grupo II y III, que abarcan desde los 15 hasta los 36 kilos (aproximadamente, entre los cuatro y los 12 años).

En estos casos, el SRI ayudará a guiar el cinturón de seguridad y a elevar el cuerpo del niño para que la banda superior del cinturón caiga sobre el hombro y clavícula (sin rozarle la cara o el cuello), y la banda ventral quede sobre las caderas y muslos (nunca sobre el estómago).

Todas las sillas de coche homologadas bajo la normativa i-Size para niños de entre 100 a 150 cm, llevan respaldo. Sin embargo, ciertos modelos de sillas del grupo II homologadas bajo la normativa más antigua, la R44, y adquiridas antes de principios de 2017, permiten sentar a los niños que aun no han alcanzado los 125 cm de altura en elevadores sin respaldo (popularmente conocido como alzadores).

A partir de dicha fecha se introdujo una modificación a este respecto, y es que tanto la DGT, como el resto de expertos en seguridad vial aconsejan el uso de elevadores con respaldo hasta los 125 cm de altura, ya que protegen mejor al menor en caso de colisión lateral.

A partir de esta estatura podemos recurrir ya a los elevadores sin respaldo, que mantendremos preferiblemente, y tal y como hemos dicho al inicio, hasta que el niño alcance los 150 cm.

Fotos | iStock

Más información | Sistemas de Retención Infantil - DGT

En Bebés y Más |Por favor, nunca lleves a tu hijo en el coche sin un sistema de retención infantil adecuado, La mayoría de niños fallecidos en accidente de tráfico no va sujeto al sistema de retención, Normativa ECE R129 o i-Size para sillas de coche, ¿qué nos depara la entrada en vigor de la nueva fase?, ¿Viajas en coche con niños? Utiliza bien el sistema de retención infantil

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio