Compartir
Publicidad
Publicidad
Una madre sostiene el asiento del coche de su hijo de cabeza para darnos un mensaje acerca de la seguridad
Consejos

Una madre sostiene el asiento del coche de su hijo de cabeza para darnos un mensaje acerca de la seguridad

Publicidad
Publicidad

Algo que debemos tomar siempre con mucha seriedad, es la seguridad de nuestros hijos, especialmente cuando de viajar en el coche se trata. Todos sabemos que los niños siempre de los siempres deben viajar con sistemas de retención adecuados para su peso y edad.

Pero no basta con comprar un asiento para el coche y ya. Si no se usan de manera correcta, podría ser casi lo mismo a que fueran sin él, y desafortunadamente muchos padres continúan cometiendo errores principalmente por falta de información.

Probablemente por eso es que una imagen publicada en Facebook, en la que aparece una madre volteando de cabeza el asiento para el coche con su hijo sentado en él, se ha vuelto viral.

Rachel McNamara es una madre de Maine, Estados Unidos que recientemente compartió unas imágenes en las que aparece levantando sobre ella y volteando de cabeza el asiento de su hijo para probar un punto muy importante: el uso correcto del arnés de la sillita. Lo que ella quiso demostrar con esto es la respuesta a la siguiente pregunta: ¿Puede el asiento de tu bebé protegerle si el coche vuelca durante un accidente?

Esta es una buena manera de demostrarlo, pues aunque sea difícil de creer, el mal uso de las sillas infantiles en el coche es más común de lo que pensamos. Según un experto de la marca Seat, el 63% de los niños no viaja de forma correcta cuando va en coche por un mal uso de la sillita. Y es que no basta con comprarla, sentar al niño y ya. Debemos asegurarnos que esté bien colocada y que el arnés quede ajustado como debe.

"Me gustaría aclarar que no estoy recomendando que los padres volteen a sus hijos de cabeza en el asiento antes de cada viaje en el coche", comenta Rachel en su publicación. "Solo que deberían sentirse seguros de que sus hijos van seguros en caso de que el asiento se voltee durante un accidente. Creo que es una buena manera visual de mostrarles lo importante que es usar la silla para el coche de manera correcta".

Como defensora del uso correcto del asiento para el coche no podría gustarme más el ejemplo de Rachel. Si hay un tema en el que soy muy firme, es precisamente este. Y es que aunque hagamos trayectos cortos, no debemos descuidar nunca la seguridad. Algunas personas creen que no pasa nada si el niño no va en el asiento o si no se les coloca el arnés, pero uno nunca sabe qué es lo que podría pasar en unos cuantos metros. Aunque nosotros estemos seguros y confiemos en nuestras habilidades para manejar, no podemos confiarnos en que los demás conductores son igual de responsables.

Por eso es muy importante que siempre coloquemos a nuestros hijos en su silla y que lo usemos como se debe. Hay que recordar que cada asiento es diferente, por lo que es muy importante informarnos antes de usarlos.

Recomendaciones para el buen uso de la silla para el coche

Bebe Asiento Coche

Además de mostrarnos la importancia de colocar el arnés de manera correcta, Rachel añade algunos consejos de seguridad sobre el uso del asiento para el coche. Te comparto los nuestros y los de ella para que conozcas la manera correcta en la que deben ser utilizados.

  • El primer paso es informarse bien y elegir cuidadosamente la silla para el coche que compraremos. Es sumamente importante que tomemos en cuenta la edad, peso y tamaño de nuestros hijos para poder encontrar el mejor asiento para ellos. También hay que tener un momento para leer las instrucciones de uso, y de ser posible llevar a nuestros hijos para poder hacer pruebas con varios asientos y elegir el que le siente más cómodo.

  • Lo siguiente es la instalación correcta del asiento en tu coche. De nada sirve tener una silla que ofrezca la mayor seguridad si no está bien instalada. Para su instalación debemos seguir al pie de la letra las instrucciones del fabricante (de ahí lo de leerlas antes de comprarlo) y asegurar que esté bien anclada. El lugar más seguro para instalarla y para que viajen los niños es el asiento central de la parte trasera del coche.

  • El tercer punto, igual de importante que la instalación del asiento, es el uso correcto del arnés. Cuando los niños van a contramarcha las correas deben ir al nivel o debajo de sus hombros, mientras que cuando van en el sentido de la marcha, las correas deben ir a la altura o por encima de ellos. Una prueba que recomiendan los expertos para saber si las correas del asiento van lo suficientemente ajustadas es hacer la "prueba del pellizco". Como su nombre lo dice, es intentar pellizcar entre dos dedos la correa del asiento. Si logras pellizcarla entre tus dedos, las correas están demasiado holgadas y hay que ajustarlas. Pero ojo: Tampoco hay que apretarlas demasiado porque podrían dañar al niño.

  • Respetar las recomendaciones y cambiar de grupo hasta que sea necesario. En ocasiones por sentirnos presionados o por tener más hijos y querer economizar, cambiamos el asiento antes de lo recomendado. Recordemos que cada grupo es adecuado para una edad y peso específicos: El Grupo 0 es hasta 10 kgs (recién nacidos hasta aprox. los 12 meses), Grupo 0+ hasta los 13 kgs (recién nacidos hasta aprox. 18 meses), Grupo 1 para niños de entre 9 y 18 kgs (12 meses hasta aprox. 4 años), Grupo 2 de 15 a 25kgs (aprox. de 3 a 6 años) y Grupo 3 de 22 a 36 kgs (aprox. de 5 a 12 años). Los niños mayores de 12 años, utilizarán un sistema homologado adecuado a su peso y estatura o el cinturón de seguridad.

  • Voltear el asiento hasta la edad recomendada. Este es un error muy grande que comete la mayoría de los padres. Regularmente al cumplir el primer año de edad, los bebés cambian del Grupo 0 (hasta 10kg, recién nacidos hasta 1 año) o Grupo 0+ (hasta 13 kg, recién nacidos hasta 18 meses) al Grupo 1 (de 9 a 18 kg, aprox. De 1 año a 4 años) y al hacer este cambio los padres voltean el asiento y lo colocan en el sentido de la marcha pues "ya no es un bebé". Pero eso no quiere decir que estén listos para voltear el asiento, pues sus huesos y músculos aún no son capaces de contrarestar un impacto frontal. Lo recomendable es que los niños viajen a contramarcha por lo menos hasta los 4 años, pues es más seguro para ellos.

  • No colocar cobijas, peluches u otros accesorios en el asiento. Algunos padres se preocupan porque sus hijos viajen incómodos en el asiento y colocan alguna almohada pequeña o cobija para que esté más suave el asiento pero esto puede reducir la efectividad de la silla. Tampoco se recomienda que los niños usen abrigo cuando son colocados en el asiento. Lo mejor es cubrirlos con una cobija encima ya que les hayamos puesto en él.

Y como recomendación final: lee el manual. Los consejos que puedo darte son generales para todos los asientos pero en cosas específicas como la instalación o el uso correcto del arnés cada silla es diferente. Recuerda que la seguridad de tus hijos es lo más importante.

Vía | Babble
Foto | treehouse1977 en Flick
En Bebés y más | ¿Utilizáis adecuadamente la silla de seguridad en el coche?, ¿Viajas en coche con niños? Utiliza bien el sistema de retención infantil

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos