Esmaltes y lacas de uñas en niños: ¿son seguros?

Esmaltes y lacas de uñas en niños: ¿son seguros?
Sin comentarios

La mayoría de niños adora ver las uñas de sus manos y pies pintadas de colores. Las tonalidades brillantes, intensas y alegres de las lacas de uñas ejercen una atracción mágica en ellos, y por eso disfrutan tanto luciendo con orgullo sus uñitas multicolores.

Ahora bien, ¿es seguro que los niños lleven sus uñas pintadas? ¿Existen productos más recomendados que otros para este fin? ¡Despejamos dudas!

¡Cuidado! Los productos de maquillaje no son inocuos para los niños

¿A qué niño no le gusta maquillarse y pintarse las uñas? Es una actividad creativa, divertida y forma parte de un complemento más a la hora de disfrazarse.

Pero aunque parezcan inofensivos e incluso los adultos los utilicemos con frecuencia, no todos los maquillaje, pinturas y esmaltes son aptos para los más pequeños.

Muchos resultan peligrosos por contener productos tóxicos susceptibles de provocar reacciones alérgicas, y otros son demasiado agresivos para la delicada piel de los niños. Además, también existe el riesgo de ingestión accidental, que en función del producto podría causar graves daños.

No en vano, y de acuerdo a las investigaciones, los productos para el cuidado de las uñas, como esmaltes y acetonas, son los productos de higiene y cosmética que tenemos en el hogar que ocasionan un mayor número de lesiones en niños, especialmente entre los menores de dos años.

Los compuestos de los esmaltes de uñas

esmaltes de uñas

En cuanto a los compuestos que se incluyen en los esmaltes y lacas de uñas tradicionales que solemos tener en casa, según el portal de belleza Nenha, podemos encontrar en mayor o menor medida ingredientes como la nitrocelulosa (encargada de crear la característica película impermeable, dura, lisa y brillante de los esmaltes), resinas, plastificantes, disolventes, polímeros adhesivos (para que el producto se fije a la uña), tolueno, formaldehído y ftalatos de dibutilo (DBP).

Estos tres últimos ingredientes son especialmente tóxicos, por lo que cada vez son más las firmas de cosméticos que apuestan por los esmaltes '3-Free' (libres de estos compuestos químicos).

En los últimos años se ha puesto también de moda hacerse la manicura semipermanente en el hogar, de manera que son muchas las personas que tienen en casa este tipo de esmaltes que, según advierte la OCU, contienen sustancias tóxicas como la hidroquinona metiléter (mequinol) y acrilatos.

Por ello, y aunque los expertos afirman que, bien utilizados, la mayoría de estos productos no tienen efectos en la salud a corto plazo (especialmente en el caso de los esmaltes, cuya aplicación de producto es mínima), es recomendable evitarlos en niños, sobre todo si se trata de esmaltes permanentes y semipermanentes.

Qué debes tener en cuenta si vas a pintar las uñas a tu hijo

esmaltes

Si aún así, de manera puntual decides pintar las uñas a tu peque, es recomendable seguir los siguientes consejos:

  • Nunca dejes que tu hijo se pinte las uñas sin la supervisión de un adulto.
  • Lee con atención el etiquetado del producto antes de aplicarlo. Según el artículo 19 del Reglamento 1223/2009 sobre productos cosméticos, todos los productos deben contener el listado de ingredientes.
  • Elige preferiblemente lacas de uñas adaptadas al público infantil a base de agua, que no contienen ingredientes tóxicos y se retiran fácilmente con agua y jabón.
  • Opta por esmaltes de uñas '3-Free', libres de los tres compuestos tóxicos arriba mencionados (ftalatos, formaldehído o tolueno). Pero en el mercado también puedes encontrar opciones más seguras, como los esmaltes '4-Free' (libres además de resina formaldehída) o, mejor aún, los '5-Free', que tampoco incluyen alcanfor.
  • Aplica siempre una pequeña cantidad de producto en cada uña, y en una sola capa.
  • Presta atención a las posibles reacciones alérgicas que pueda ocasionar el producto, y en caso de producirse algún síntoma acude al pediatra o al servicio de urgencias del hospital más cercano, en función de la gravedad.
  • A la hora de retirar el producto de la uña debemos hacerlo con quitaesmaltes libres de acetona, una alternativa menos tóxica e irritante para la piel.
  • Todos los productos de cosmética, higiene y limpieza deben estar siempre situados fuera del alcance de los niños.

En definitiva, pintarse las uñas es una práctica divertida y creativa que gusta mucho a los niños. Pero conviene hacerlo de manera puntual, y siempre eligiendo los productos más acordes a la edad y a las delicadas características de la piel de los niños.

Foto | iStock, Thinkstock

En Bebés y Más | "Pintarse las uñas no es cosa de niñas”: el mensaje de las redes sociales para un niño que ridiculizan en el colegio por hacerlo, Un padre habla de la "masculinidad tóxica", después de que su hijo sufriera bullying por pintarse las uñas

Temas
Inicio