Compartir
Publicidad

Dormir con padres fumadores triplica el nivel de nicotina en el bebé

Dormir con padres fumadores triplica el nivel de nicotina en el bebé
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El tabaco no sólo es nocivo para la persona que fuma, sino también para quienes estan a su alrededor y muy especialmente para los bebés, que son más sensibles a los efectos tóxicos. Un estudio acaba de revelar que dormir con padres fumadores triplica el nivel de nicotina en el bebé.

Los recién nacidos que duermen con sus padres sufren lo que se conoce como humo de tercera mano. Las partículas tóxicas del tabaco se impregnan en la ropa, en la piel y en el pelo de los padres y transmiten sus efectos nocivos contagiando al bebé.

El tabaquismo de los padres está asociado a un mayor riesgo de infecciones, de enfermedades respiratorias como el asma y de tensión, así como de elevar la presencia de agentes cancerígenos en los niños. También eleva considerablemente el riesgo de muerte súbita del lactante. Por todo ello, que no es poco, creen (y también creo) que debería ser considerado como un problema de salud pública importante.

El estudio, realizado en Cataluña, en el que participaron 96 centros de atención primaria se encargó de analizar los casos de 1.123 bebés menores de 18 meses con al menos un progenitor fumador.

Analizaron las muestras de cabello de 252 bebés para determinar sus niveles de nicotina, y realizaron visitas de seguimiento a los tres y a los seis meses. Un 73% de los adultos afirmó fumar o que permitía fumar en el domicilio, mientras que el 83% de los cabellos analizados mostraron altos niveles de nicotina.

Encontraron que los bebés que duermen en la misma habitación que sus padres presentan niveles de nicotina tres veces superiores a los que lo hacen en otra estancia. Pero la solución no está en privar al niño de dormir con sus padres si a todos les apetece, sino de eliminar el factor nocivo, que es el tabaco.

Ventilar las habitaciones no es suficiente para reducir la concentración de tóxicos, señalaron los expertos. Si los padres no están preparados para dejar de fumar, recomiendan que al menos dejen de fumar en casa y en el coche.

Considero que el tabaquismo es un problema cuya solución debe partir desde el ámbito del hogar. Entiendo que puede ser muy difícil dejarlo, pero por la salud de los hijos bien vale el esfuerzo. ¿No creéis?

Vía | La voz de Galicia Foto | Inferis en Flickr En Bebés y más | Altos niveles de agentes cancerígenos en niños fumadores pasivos, El tabaquismo pasivo causa 165.000 muertes anuales en niños, según la OMS

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos