Compartir
Publicidad
Publicidad

Brote de salmonelosis posiblemente causado por leche artificial

Brote de salmonelosis posiblemente causado por leche artificial
Guardar
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Esta noticia preocupante que hoy ha hecho pública el Centro Nacional de Epidemiología transmitiéndolo a la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) señala la existencia de un brote de ‘Salmonella poona’ en lactantes. Lo más preocupante es que se ha indicado que probablemente esté asociado al consumo de leche artificial por bebés.

Se considera que es posible, aunque no existe confirmación con análisis todavía, que el causante sea el consumo en hogares de, concretamente, el lote 236 de la marca Blemil Plus 1 Forte, con caducidad en agosto de 2012.

El lote sospechoso

Ya alertamos de los problemas de envasado de este lote y su orden de retirada por la empresa. Sin embargo, y, aunque uno de nuestros lectores nos contaba que la marca le dijo que todos los botes estaban ya a buen recaudo, la noticia oficial indica que si hay botes en casa de las familias de los bebés afectados y que, como precaución, deben llevarse al establecimiento de venta y no consumirse.

El que se afirme que hay casos en los que esta leche seguía en los hogares me hace, ante todo, señalar que los mecanismos de información a la población y de análisis del producto una vez se detectó el problema de envasado, no han sido los adecuados.

Protocolos inseguros

Si se demuestra que la contaminación ha sido producida por el problema de envasado y que no ha habido controles suficientes sobre su retirada, destrucción y análisis previos a la epidemia creo que estamos ante un caso serio por el que los padres deben exigir mejores controles sobre este producto vital para los bebés que son alimentados con leche artificial.

La gravedad de estos hechos, sea cierto o no que es precisamente este producto concreto el causante u otro, me reitera en la opinión de que deberían aplicarse normas de seguridad más intensas a la leche artificial para bebés, pues, como podemos ver, que sea considerado un alimento y no un medicamento, hace que los controles previos no sean los suficientes para evitar estos problemas tan serios, que estoy convencida que se reducirían con protocolos diferentes.

Una salmonelosis por contaminación alimentaria es serio para un adulto, pero para un bebé lactante menor de seis meses, alimentado exclusivamente con leche artificial, es algo realmente grave. Y no debería llegar a producirse.

Considerando que cuando se detectó el problema de envasado el mensaje no fue de mayor alerta y se quitó importancia al riesgo de contaminación, si se demuestra que es este lote el causante, considero que el tema es muy grave. Un lote con ese problema es susceptible de quedar contaminado y debería exigirse el máyor control de las unidades y su destrucción inmediata.

Brote de salmonelosis en lactantes posiblemente causado por leche artificial contaminada

Por tanto, y ante la noticia del brote de salmonelosis en lactantes causado, según los indicios y según los organismos oficiales, por leche infantil, mi consejo es que se extremen las precauciones y, por supuesto, se retire este producto y se acuda al médico si el bebé presenta síntomas.

Via | Europa Press
En Bebés y más | ¿Debería considerarse la leche artificial un medicamento?, Retirado un lote de Blemil Plus Forte, Leche contaminada en Argentina, Resultado de los análisis: el 10% de las muestras de leche china, contaminadas, Ingrediente de combustible de cohetes en la leche para bebés, Novalac retiró un lote de leche contaminado con salmonella, Nestlé retira leche infantil del mercado

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos