Publicidad

Recién nacidos y coronavirus: cuáles son los síntomas y qué recomendaciones tener en cuenta

Recién nacidos y coronavirus: cuáles son los síntomas y qué recomendaciones tener en cuenta
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

En las últimas semanas no se habla de otra cosa y poco a poco vamos teniendo más información sobre el nuevo coronavirus (COVID-19). Sin embargo, lo que sabemos acerca de la infección en niños es aún escaso, y más aún qué sucede durante el embarazo y cómo puede afectar a los recién nacidos.

¿Podría la madre embarazada transmitir la infección a su bebé? ¿Qué sucede si se infecta el bebé tras el parto? ¿Cuáles son los síntomas de COVID 19 en los recién nacidos? Con los últimos estudios publicados y los protocolos de las principales sociedades científicas, trataremos de dar respuesta a todas las preguntas.

Si estoy embarazada y me infecto con el nuevo Coronavirus, ¿puede afectarle a mi bebé?

Según los datos disponibles, no parece existir transmisión vertical del SARS-CoV-2; es decir, no parece que durante el embarazo la madre pueda transmitir la infección al bebé.

Se han analizado nueve mujeres con COVID-19 en el tercer trimestre del embarazo y todos sus bebés fueron negativos para el virus. Tampoco se detectó el virus en sangre del cordón ni en líquido amniótico. En otro estudio realizado con cuatro embarazadas con coronavirus, sus bebés también nacieron libres del virus.

Sólo se ha detectado un caso de recién nacido positivo a las 30 horas de vida, que nació a término por cesárea y cuya madre tenía una neumonía por SARS-Co-2; el bebé no tenía síntomas. Sin embargo, recientemente se ha publicado el caso en Reino Unido un bebé que resultó positivo a los pocos minutos del nacimiento, hijo de una madre con neumonía por Coronavirus, por lo que aún nos quedan incógnitas por responder acerca de la transmisión del virus.

Por otro lado, en dos series publicadas de mujeres chinas infectadas por el SARS-CoV-2 en el tercer trimestre de la gestación se han registrado algunos partos prematuros. Parece que la infección de la madre en los días previos o inmediatamente posteriores al parto sí podría tener efectos adversos sobre los recién nacidos.

Si se infecta el recién nacido, ¿Cuáles serán sus síntomas?

El recién nacido puede infectarse al igual que otras personas de mayor edad. Afortunadamente, al igual que los niños, los recién nacidos tienen buena evolución.

Se han descrito casos de recién nacidos asintomáticos y otros con síntomas como fiebre, tos y dificultad respiratoria. Algunos pueden tener también síntomas gastrointestinales (vómitos y/o diarrea), así como cansancio. Sin embargo estos síntomas son más leves.

Debemos vigilar especialmente si el bebé respira muy rápido, hunde el pecho, se le marcan las costillas, si rechaza la alimentación, o muestra signos de deshidratación o decaimiento.

En bebés menores de tres meses con fiebre siempre deben ser valorados por un pediatra (independientemente de la zona en la que vivan o de que hayan tenido contacto previo con caso de Coronavirus), pero en este caso, y ante la situación de pandemia, también recomiendo que consultéis sobre cuál es el proceder (al teléfono de información sobre el coronavirus de cada comunidad o llamando al centro de salud).

¿Cómo evito que mi recién nacido se infecte?

El virus se transmite fundamentalmente a través de pequeñas gotas respiratorias (al hablar, toser, estornudar) y por contacto con secreciones respiratorias. Por ello es fundamental la higiene de manos y evitar el contacto cercano con personas con síntomas gripales o sospechas de infección. Por supuesto, limitar al máximo cualquier visita al recién nacido.

Aún hay poca evidencia científica por lo que existen diferentes protocolos sobre cómo actuar cuando una madre con COVID-19 da a luz:

  • La Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia recomienda realizar clampaje inmediato del cordón umbilical y evitar el contacto piel con piel tras el parto. Debe valorarse separar a la madre y al bebé temporalmente, mientras la madre tenga posibilidad de transmitir la infección. En el caso de que permanezcan en la misma habitación, el recién nacido deberá estar al menos a dos metros de distancia de su madre; si la madre debe cuidarlo, deberá lavarse las manos antes y después de cualquier contacto con él y llevar mascarilla quirúrgica cuando esté a menos de dos metros de distancia. La Sociedad Española de Neonatología, más estricta en un inicio, ya habla de valorar clampaje tardío y piel con piel si se puede garantizar un aislamiento correcto madre-hijo. En madres sintomáticas con infección confirmada o en investigación, sí recomienda ingresar al recién nacido aislado y separado de su madre.

  • La OMS, en cambio, defiende, textualmente, que "las madres y los bebés deben poder permanecer juntos y practicar el contacto piel con piel, cuidado de la madre canguro y permanecer juntos y practicar el alojamiento conjunto durante el día y la noche, especialmente inmediatamente después del nacimiento durante el establecimiento de la lactancia materna, ya sea que ellas o los lactantes sean casos probable o confirmado de COVID-19". Deberán extremar la higiene de manos y usar una mascarilla quirúrgica. Ésta también es la opinión de la IHAN, que defiende el piel con piel tras el parto y favorecer el enganche espontáneo en la primera hora de vida, asi como mantener la lactancia materna en cualquier caso (de manera directa si la salud de la madre lo permite y en diferido si esto no es posible).

¿Se transmite el nuevo Coronavirus por la lactancia materna?

No se ha detectado el nuevo Coronaviurs, SARS-CoV-2, en leche materna; por ello, y conociendo los importantes beneficios de la lactancia materna, las principales sociedades científicas (UNICEF, OMS, IHAN, La Liga de la Leche) animan a las madres a amamantar, tomando siempre las precauciones pertinentes: lavado de manos antes y después de amamantalo, llevar mascarilla quirúrgica y limpiar y desinfectar las superficies que puedan estar contaminadas. Si la madre se encuentra demasiado enferma, puede extraerse la leche (siguiendo las mismas medidas higiénicas y limpiando y desinfectando posteriormente el sacaleches) y que otra persona se la dé posteriormente.

La Sociedad Española de Neonatología, en su protocolo más actual, también recomienda la lactancia materna desde el nacimiento siempre que las condiciones clínicas de la madre y el bebé lo permitan y tomando las precauciones antes descritas.

Es conveniente que los padres se informen, hablen con sus médicos y tomen las decisiones más adecuadas para la salud de vuestros recién nacidos en cada circunstancia.

En Bebés y más | Nace por cesárea el primer bebé prematuro libre de coronavirus de una embarazada infectada, Nace el segundo bebé sano de una madre con coronavirus en España

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios