Compartir
Publicidad

Siete errores en los que debemos evitar caer cuando buscamos colegio para nuestros hijos

Siete errores en los que debemos evitar caer cuando buscamos colegio para nuestros hijos
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Son muchas las familias que en estas fechas andan inmersas en la búsqueda de un cole para sus hijos, de cara al próximo curso académico. Son semanas de incertidumbre, dudas y de valorar varias opciones para tomar una decisión, que si bien no es irreversible, todos los padres queremos que sea lo más acertada posible.

Si hace unos días os dábamos una serie de consejos a tener en cuenta a la hora de buscar cole, hoy queremos compartir justamente lo contrario: que criterios, a nuestro juicio erróneos, podrían interferir de forma negativa en nuestra búsqueda.

Fijarse exclusivamente en los ranking

Son muchos los padres que dan una importancia excesiva a la posición que ocupa el colegio en los ranking de pruebas externas que realizan las comunidades autónomas, o las notas que sus alumnos obtienen en la selectividad.

Sin duda, éste es un punto que podemos tener en cuenta y considerar, pero no debería ser un criterio exclusivo, pues la educación y la enseñanza no se reducen únicamente a los conocimientos que demuestran los alumnos en un examen.

¿Fiarse de las opiniones de la gente?

Si preguntáramos a un grupo de padres la opinión que les merece el centro donde estudian sus hijos, probablemente encontraríamos tantas opiniones como personas preguntadas. Y es que cada uno de nosotros tendrá unos criterios diferentes a la hora de valorar un colegio y, por tanto, y contaremos las cosas desde un punto de vista subjetivo.

Es bueno contar con opiniones de la gente y recabar el máximo de información antes de decantarnos por un colegio, pero debemos asegurarnos de que la información obtenida provenga de varias fuentes: desde padres de alumnos, hasta miembros del AMPA (para conocer más de cerca la relación entre la dirección del centro y los padres) y, a ser posible, de profesores y trabajadores del colegio.

No asistir a las charlas informativas

Y quizá precisamente movidos por el criterio del ranking o de las opiniones de nuestros allegados, cometamos el error de elegir o descartar un colegio sin haber asistido previamente a las charlas informativas que se están ofreciendo estos días.

Además, es fundamental no quedarnos solo con la información pedagógica que el colegio pueda publicar en su página web: asistir a las jornadas de puertas abiertas, o concertar reuniones individuales con la dirección del centro, nos ayudará a aclarar muchas dudas y a considerar otros aspectos que quizá no habíamos tenido en cuenta.

No tener claro el proyecto educativo del centro

Si es la primera vez que buscamos colegio para nuestro hijo quizá nos encontremos perdidos, desorientados y con una gran cantidad de información difícil de asimilar. Puede que incluso tampoco tengamos muy claro el proyecto educativo que buscamos, o incluso que lo que nos cuenten en los colegios que estamos visitando nos suene siempre igual.

colegio

Por eso es importante pararse a pensar detenidamente qué tipo de enseñanza queremos para nuestro hijo: ¿Buscamos una enseñanza tradicional o innovadora? ¿Qué peso queremos que tengan las nuevas tecnologías en la enseñanza? ¿Cómo trabajan los alumnos dentro del aula? ¿Con qué alternativas de aprendizaje cuentan?...

Analizando cada cuestión por separado, y profundizando en el modelo educativo de cada centro (¡y en la forma que tienen de llevarlo a la práctica!), nos daremos cuenta de las diferencias que existen de un colegio a otro, y esto nos ayudará en la toma de decisiones.

Centrarse en el "aquí y ahora"

Cuando buscamos por primera vez un cole para nuestro hijo de tres años, no perderemos detalle de todo lo relativo a la etapa de Infantil, pero puede que cometamos el error de pasar por alto aspectos importantes de etapas superiores.

Y es que, antes de que nos queramos dar cuenta nuestro hijo se encontrará estudiando en Primaria, y con el cambio de ciclo llegarán nuevas situaciones, retos o normas que en su momento puede que no tuviéramos en cuenta y que ahora sean totalmente contrarios a nuestra forma de entender la enseñanza y la educación.

No se trata de querer saber cómo serán los próximos 15 años de nuestro hijo en el colegio, pero sí al menos de tener claros los aspectos más importantes y destacables de las etapas venideras.

Dejarnos cautivar por lo que vemos

Cuando en estos días vayamos a visitar los colegios, lo primero que nos entrará por los ojos serán las instalaciones. Sin embargo, aunque se trate de un criterio que sin duda debemos valorar, no debería tener un peso significativo a la hora de tomar la decisión final.

Porque de nada sirve un colegio con aulas grandes y luminosas, un imponente campo de fútbol o una gran piscina, si los valores que transmite a sus alumnos no son lo que buscamos para nuestros hijos, o si el proyecto educativo no casa con nuestros intereses.

Por tanto, no nos dejemos influenciar por las apariencias (y menos aún durante las jornadas de puertas abiertas, ya que muchos colegios muestran una vertiente excesivamente comercial en estas fechas) y, una vez más, analicemos el producto en su conjunto.

No tener en cuenta cómo se trabaja con los alumnos con necesidades especiales

Cuando nuestro niño de tres añitos comienza el cole por primera vez, probablemente no se nos ocurra pensar que puedan darse circunstancias futuras que le hagan necesitar de un refuerzo en algún momento de su etapa académica. Desde circunstancias personales o sociales que dificulten o retrasen su aprendizaje, hasta un diagnóstico de TDAH, o una identificación de altas capacidades, por poner sólo algunos ejemplos. En estos casos, ¿como procede el colegio a tratar a estos alumnos y qué recursos destina para ellos?

Así pues, a la hora de valorar las diferentes características de un colegio, y aunque a priori podamos pensar que este punto no nos toca, deberíamos considerarlo también, pues la preocupación que el centro muestra por todos sus alumnos, así como la forma de atender la diversidad, son aspectos importantes que también definen el tipo de colegio ante el que nos encontramos.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio