Compartir
Publicidad

"Mi papá... me viene a buscar" y lo que de verdad importa en la vida

Guardar
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La publicidad es un ámbito apasionante en el que se refleja nuestra sociedad. Unas veces lo hará con más acierto, otras con menos, y lo que a unos nos pueden parecer buenos spots para otros pasarán desapercibidos. Creo que entre los primeros se puede situar este emotivo anuncio que comentamos hoy y que habla de lo que de verdad importa en la vida.

Un anuncio dirigido a hombres padres de familia, por lo que él será el conductor protagonista. Aunque en las imágenes el protagonismo claramente lo llevan los hijos, un grupo de niñas que hablan en el parque, a la salida de clase de equitación, de lo que a ellas les parece importante, que no es sino reflejo de lo que en su casa es importante, aunque también de lo que a ellas les emociona.

Algunas frases las escuchamos completas (“Mi papá me va a comprar un caballo”), otras tan sólo a fragmentos, pero tan significativos como “Mi papá tiene”, “jefe de todos”, “el más grande”, “un barco”... Hasta que una de las niñas, que parece no saber qué decir muy bien (“Mi papá...”), ve llegar a su padre (en el flamante coche, claro) para recogerla y dice orgullosa “... me viene a buscar”.

Así, vemos que frente a lo material, frente a lo cuantificable, frente al poder… aquí vence lo emotivo, la relación entre padre e hija que es lo que de verdad importa en la vida. No hay más que ver la carita de envidia-asombro que pone el resto de niñas (un poco triste, la verdad) al ver al papá de su amiga venir a recogerla.

Precisamente una de las bazas del spot es que es el padre el que se ocupa de recoger a la niña después de clase de equitación (se oye un caballo relinchar y van con botas de montar), una actividad extraescolar nada barata, por cierto. Aunque por otro lado es “normal” que aparezcan los hombres protagonizando este tipo de anuncios, como hemos visto últimamente.

El lema del anuncio “Porque sabes lo que de verdad importa en la vida” deja claro a quién quiere “llegar” este anuncio, esos padres de familia (y madres, que también nos llega) que consideran que no es tan importante lo material como la familia, aunque el coche anunciado no es precisamente un utilitario.

Se trata de un coche que podríamos decir que no es de lujo (como otros conceptos que aparecen en el anuncio: caballo, barco) ni de alto standing exclusivamente para altos ejecutivos (hay una niña que habla de “el jefe de todos”). Simplemente para padres y madres de familia de clase media-alta. El contrapunto del destinatario que disfruta más de la vida sin hijos.

Si tuviera que cambiar algo del anuncio: me hubiera encantado que los hijos que aparecen hablando de sus cosas importantes no fueran solo niñas, que hubiera niñas y niños mezclados.

Pero ésa es otra cuestión, y por lo demás, me parece un anuncio precioso que creo que consigue emocionar a muchos papás y mamás que también saben lo que de verdad importa en la vida, y lo que de verdad les importa a nuestros hijos (o les importaría si se lo diéramos).

En Bebés y más | Los padres al volante están de moda I y (II), Comparativa de monovolúmenes, “Disfruta más de la vida” sin hijos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos