Compartir
Publicidad
Publicidad

Dislexia, reconocerla para ayudar a tu hijo

Dislexia, reconocerla para ayudar a tu hijo
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La dislexia afecta a uno de cada 10 niños, aunque no se conoce bien la población existente que la padece, ya que a muchos no se les diagnostica esta dificultad para aprender a leer y escribir. Como contrapartida, un niño disléxico tiene una alta capacidad intelectual. Claros ejemplos los tenemos con Leonardo da Vinci, Thomas A. Edison o Albert Einstein, ellos eran disléxicos.

La dislexia no se puede diagnosticar hasta que el niño no tiene entre los cinco y ocho años y una de las pistas más claras sobre esta enfermedad son las dificultades que tiene el niño para aprender. En algunas ocasiones la dislexia pasa por otros problemas como es el fracaso escolar, algunos educadores o padres, creen que su hijo no quiere o no le gusta estudiar y los niños, a causa de esta frustración pueden presentar una depresión.

Son muchos los profesionales que advierten de este trastorno y la importancia de detectarlo, hay algunos síntomas iniciales que se pueden detectar cuando el niño tiene cuatro o cinco años. Un niño que no padece este trastorno, con cuatro años habla con gran fluidez, su capacidad lingüística es notable, mientras que en un niño disléxico esta capacidad no suele darse. También, los niños disléxicos tienen problemas de memorización de canciones, falta de concentración o problemas de ritmo. Todas estas señales pueden ser advertencias de que el niño padece dislexia. Parece ser que este trastorno puede ser una alteración neurobiológica, pero también se cree que se trata de una disfunción cerebral, un 50% de los casos son hereditarios. Se podría traducir la dislexia como una dificultad para adquirir y almacenar en el cerebro el recuerdo visual de las palabras y las letras.

Es importante tratar de reconocer este trastorno, ya que el niño lo pasa muy mal. En algunas ocasiones un padre ha podido castigar a su hijo por ser mal estudiante y no ha sido así, simplemente la dislexia está presente en él. Un niño disléxico tiene algunas peculiares características como son la falta de habilidad para recordar nombres, dificultad para atarse los cordones de los zapatos, una mala memoria a corto plazo o una excelente agudeza auditiva.

dislexia1.jpg

De momento, la dislexia es todavía muy desconocida y en el marco educativo no hay ninguna legislación que ayude a los niños que la padecen. En muchos casos los profesores pueden no darse cuenta de que un niño que no aprende correctamente padece dislexia y claro, es imposible ayudarle si no hay conocimiento. Al niño se le pone la etiqueta de mal estudiante, se le castiga, se le exige un sobreesfuerzo, llegando su frustración a rayar una depresión infantil.

Si por el contrario, se ha diagnosticado, nuestra misión será recordar a los profesores esta dificultad que posee el niño, ya que algunos educadores tienden a olvidarlo o a restarle importancia. Nosotros como padres somos los primeros que debemos ayudar a nuestro hijo con las dificultades, tener una gran comprensión con él y estar siempre al tanto de las actividades del colegio y del comportamiento de nuestro hijo desde bien pequeñitos.

Más información | Chromagen Más información | Dislexia Más información | Elsiglodedurano

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos