Compartir
Publicidad

La AEP muestra su desacuerdo con el libro “Víctimas de la lactancia materna. ¡Ni dogmatismos ni trincheras!”

La AEP muestra su desacuerdo con el libro “Víctimas de la lactancia materna. ¡Ni dogmatismos ni trincheras!”
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Nos lo contaba Armando hace unos días: una insólita obra se acerca a las librerías. Su título: “Víctimas de la lactancia materna. ¡Ni dogmatismos ni trincheras!”, un libro que ha provocado un fuerte rechazo y contra el que la Asociación Española de Pediatría también se ha posicionado.

La razón del revuelo es bastante lógica, ya que el autor, Dr. González Cano, pediatra, ha caído en errores y mitos que provienen de un pensamiento anticuado e ignora las evidencias científicas actuales, desoyendo las recomendaciones de lactancia materna de la OMS.

Tal indignación ha provocado el contenido de este libro, que se inició una petición en change.org para su rectificación, con la consecución de más de 9.000 firmas en pocos días. Este hecho y las "presiones de grupos lactivistas" han provocado que se suspendiera la presentación del libro por parte de su autor en Castellón.

Ahora, también el Comité de Lactancia Materna de la Asociación Española de pediatría ha hecho público su desacuerdo con el libro "Víctimas de la lactancia materna" y en un comunicado expone las razones:

Queremos expresar nuestro total desacuerdo con las opiniones expresadas por el autor del libro en la contraportada y en la nota de prensa del acto de presentación, que contradicen los beneficios, demostrados científicamente, de la lactancia materna en la salud infantil.
Stk204157rke

Recordatorios de la AEP sobre lactancia materna

A continuación, la AEP recopila las informaciones más importantes sobre lactancia materna, estas sí basadas en la evidencia científica, para no confundir a la población, y terminan recordando que la lactancia materna no es una moda, como se dice en este libro, sino el patrón normal en la alimentación humana.

Resumimos los puntos destacados que "desmontan" los argumentos esgrimidos en el libro, puntos de los que a menudo os hablamos en Bebés y más:

  • La OMS, la Unión Europea y el Comité de Lactancia Materna de la Asociación Española de Pediatría recomiendan la lactancia materna exclusiva durante los primeros seis meses de vida, y complementada con otros alimentos hasta los dos años o más, esto es, hasta que la madre y el bebé lo deseen. Ni importa si hablamos de países en vías de desarrollo o desarrollados, esto es igual en todos.

  • Es muy importante respetar los deseos de las madres que han tomado una decisión informada sobre el método de alimentación que van a seguir con sus hijos. Por ello, la AEP exige respeto para las madres que optan por la lactancia materna, así como las que optan en cualquier momento por la lactancia artificial. No se ha de crear o favorecer un enfrentamiento innecesario entre ambas opciones, igualmente respetables.

  • Muchos de los problemas que se mencionan (hipogalactia, probablemente no real, grietas, vuelta al trabajo) son las principales causas de destete precoz e involuntario, pudiéndose solventar con un apoyo adecuado por parte de profesionales bien formados y motivados.

  • Es responsabilidad de los pediatras supervisar el crecimiento de los niños y, en el caso de que se encuentren dificultades, buscar las causas y ofrecer soluciones, junto con la familia. A partir de los seis meses, una dieta variada y rica en hierro aporta, junto con la lactancia a demanda, todos los nutrientes necesarios.

  • No hay evidencia científica que relacione la lactancia materna prolongada con ingresos hospitalarios por desnutrición, anemia o raquitismo. Si esto se produce, hay que buscar la causa y ofrecer soluciones, junto con la familia.

  • La lactancia materna es beneficiosa tanto para la salud del niño (disminución de infecciones respiratorias, otitis y diarreas, menos ingresos hospitalarios, menor riesgo de muerte súbita del lactante, enfermedades autoinmunes y obesidad...), como de la madre (menor riesgo de hemorragias en el postparto, cáncer de pecho y de ovario, diabetes, enfermedades cardiovasculares y depresión) y sus beneficios son más evidentes a mayor tiempo de lactancia.

  • No hay evidencia científica que postule que la lactancia materna suponga un mayor riesgo de ingestión de mercurio y de pesticidas.

  • Respecto a lo del "complejo de Edipo", tampoco hay evidencia que asocie la lactancia prolongada con problemas psicológicos ni de desajuste social. Antes bien, está demostrado que la lactancia materna se asocia a un mejor desarrollo cognitivo y emocional del niño.

  • Hasta los 12 meses de edad, los nuevos alimentos que se van introduciendo en la dieta del bebé, son alimentos “complementarios” de la lactancia materna, que sigue representando la principal fuente de nutrientes.

La AEP, al final, también apela a la responsabilidad profesional de ofrecer a la sociedad información sobre lactancia materna basada en evidencia científica demostrable, algo que también ha preocupado a la impulsora de la petición de change.org, ya que al tratarse de un doctor que trabaja en la Sanidad pública, podría estar perjudicando a sus pacientes si ofrece recomendaciones contrarias a la OMS o la AEPED.

En fin, como vemos el libro “Víctimas de la lactancia materna. ¡Ni dogmatismos ni trincheras!” no parece tener un buen arranque y el hecho de que la AEP se posicione en contra da cuenta de la debilidad de su contenido. Veremos en qué queda todo esto, porque realmente podría tener efectos perjudiciales para la salud. La salud de los bebés.

Más información | AEPED
En Bebés y más | La absurda "guerra de las madres" en un divertido vídeo, Por qué se aconseja lactancia materna exclusiva hasta los seis meses (I), Seis cosas que debes tener en cuenta para empezar la lactancia con buen pie

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio