Compartir
Publicidad
Un vídeo nos muestra que no solo los extraños nos humillan por amamantar en público
Lactancia

Un vídeo nos muestra que no solo los extraños nos humillan por amamantar en público

Publicidad
Publicidad

Aunque no es algo muy común ni que nos pase a todas, el ser humilladas o mal vistas por amamantar en público es algo que sufren muchas madres.

Regularmente las miradas de desaprobación vienen de desconocidos que se sienten con el derecho de ofender a las mamás que dan el pecho en público. Pero, ¿estamos seguras que son solamente los extraños quienes nos humillan por amamantar?

Una fotógrafa realizó un video en el que nos muestra que ese rechazo por dar el pecho en público, también proviene en ocasiones de la misma familia y amigos.

Megan Soto es fotógrafa y madre de tres hijos. Ella tuvo una mala experiencia durante la cena de Acción de Gracias, cuando una tía se negó a apoyarla para amamantar a su hijo de 22 meses enfrente de su familia.

Después de esa experiencia, Megan compartió lo que vivió en Facebook y algunas madres comenzaron a comentarle que ellas habían vivido también rechazo o humillación por parte de algún familiar. Entonces decidió que abordaría el tema de amamantar en público, mostrando testimonios en los que la misma familia les había pedido que se alejaran o escondieran. En total, 54 madres le enviaron sus experiencias, en las que miembros más cercanos de su familia, como sus padres o sus hermanos, reprueban que ellas amamanten en público.

El video abre con un mensaje que lee:

"Mis padres no conocieron a mi hijo hasta que tenía 7.5 meses de edad, porque se rehusaban a estar cerca de nosotros mientras yo le estuviera dando el pecho."

Parece increíble, pero es algo que muchas madres viven en silencio. Probablemente algunas prefieran callar y retirarse, que provocar algún conflicto con la familia. También hay que considerar que el retirarse es elección de la misma madre, y quizás no se siente cómoda dando el pecho frente a la familia. Pero en el vídeo nos muestran casos en los que el rechazo sí venía directamente de algún familiar.

"Me escondí en la habitación para darle el pecho a mi hija. Cuando mi sobrino intentó entrar corriendo, mi hermano le detuvo en seco y le dijo: 'No mires eso, te quemará los ojos'". Cuesta creer que un comentario así pueda venir de alguien que queremos, pero muchas veces la manera en la que fuimos educados nos hace pensar (y decir) cosas bastante tontas. Es ahí cuando debemos intervenir, antes de que se perpetúe esa manera absurda de pensar y pase a la siguiente generación.

Entre cada testimonio dentro del vídeo podemos ver situaciones con las que seguramente más de una madre se sentirá identificada: estar en la fiesta de cumpleaños de algún sobrino y terminar comiendo sola en una habitación porque le estás dando el pecho a tu hijo. O salir de paseo familiar y tener que encerrarte en el baño para amamantar a tu bebé y no "ofender" a nadie.

Dentro del vídeo, Megan incluye el comentario de su tía, en el que dirigiéndose al esposo de Megan les dijo que si planeaban ir a la cena, no podría amamantar a su hijo en su casa cerca de su familia. Su argumento era que apoya la lactancia materna, pero hacerlo frente a otros es como pornografía. ¡Pornografía! ¿Pueden creerlo?

El vídeo cierra con un breve pero firme mensaje: "Nadie me pidió que me alejara y me perdiera de cosas importantes en mi vida cuando alimentaba a mi bebé con fórmula. Las madres que damos el pecho merecemos el mismo respeto". Y eso es algo que debemos tener en claro: cuando alguien se moleste al verte dar el pecho en público demuéstrale que la ofendida eres tú.

Cuando yo amamanté a mi hija, siempre lo hice en privado pero porque fue mi decisión. La verdad es que no me sentía cómoda haciéndolo enfrente de alguien que no fuera mi esposo, mi madre o mi hermana. Pero después de ver este vídeo creo que esa misma incomodidad viene quizás por el hecho de nunca ver a nadie amamantar en público. Quizás cuando tenga más hijos me anime a hacerlo en público, así como veo que lo hacen muchas de mis amigas que tienen hijos más pequeños.

Creo que la lección (y tarea) más importante que nos deja este vídeo, es que si realmente queremos vivir en un mundo en el que amamantar en público sea visto como algo natural, debemos comenzar por educar a las personas que tenemos más cerca: nuestra familia y amigos.

¿Alguna vez fuiste humillado por tu familia por dar el pecho en público o frente a ellos?

Foto | iStock
Vía | Scary Mommy
En Bebés y más | "Dar el pecho caminando por la calle, ¿no es ir demasiado lejos?": un locutor de radio se asombra ante esta escena, Salas de lactancia, ¿espacio privado o escondite?, Una madre se defiende después de que llamaran "asquerosas" a sus fotos donde amamanta a su bebé

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos