Publicidad

Cuando la lactancia no es para el bebé: una mujer deja su trabajo para amamantar a su novio cada dos horas

Cuando la lactancia no es para el bebé: una mujer deja su trabajo para amamantar a su novio cada dos horas
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Hasta el hace poco lo que conocía por lactancia materna inducida era aplicable únicamente a los bebés. Bebés adoptados para los que la madre adoptiva se prepara durante meses para conseguir producir leche y alimentarle cuando nazca, o volver a inducir la lactancia para relactar al bebé tras haberlo dejarlo durante un tiempo.

Pero para algunas mujeres los pechos no sólo son para alimentar al bebé, sino también a sus parejas. Me sorprendió conocer que una de las búsquedas más populares en internet en algunos países como la India es "cómo amamantar a mi marido", lo cual revela un gran interés de los hombres por ser amamantados por sus esposas y de ellas, por dar el pecho a sus parejas. Una de ellas es Jennifer Mulford, una mujer de 36 años que se induce la lactancia materna cada dos horas para amamantar a su novio.

Lactancia erótica

lm-inducida-novio

Al parecer es más habitual de lo que creemos, o de lo que se da a conocer. Hace un tiempo la modelo Mireia Canalda aseguraba que amamantó a su bebé y a su pareja a la vez. Hay quienes lo hacen por curiosidad, por descargar los pechos de la mujer cuando necesita alivio mientras amamanta a su bebé y otros simplemente porque les provoca placer, sin necesidad de que haya un bebé de por medio.

Es lo que se conoce como 'lactancia erótica’ o ‘Relación de Amamantamiento Adulto’ (Adult Breastfeeding Relationship en inglés), una relación erótica en la que la mujer amamanta a su pareja.

¿Y cuando no hay bebé?

Cuando la madre está amamantando a su hijo, al succionar el bebé el pezón de forma regular, el cerebro activa la producción de dos hormonas involucradas en la lactancia materna: la hormona prolactina, encargada de la producción de leche, y oxitocina encargada de la salida de la leche.

Pero, ¿qué sucede cuando no hay un bebé que succione? Para que los pechos produzcan leche materna deben ser estimulados cada dos o tres horas, incluso durante la noche para "engañar al cerebro" como si hubiese un bebé, igual que lo hace una madre después de dar a luz.

Es importante no cortar el ciclo para que la producción de leche se mantenga y no se corte. Es decir, que no se puede estar a otra cosa, como le sucede a una madre reciente con su bebé. Para poder darle el pecho a su novio, Jennifer dejó su trabajo para estar siempre disponible.

Como han pasado ya 20 años desde que ella fuera madre, ya no hay bebé que contribuya a la producción de leche. Ni tampoco es su intención tener un hijo de momento. Lo suyo es una relación con una connotación puramente sexual. También utiliza fármacos que ayudan a la producción de leche, pero lo esencial es la estimulación regular. Cada vez que lo hace "tiene la tentación de tener relaciones sexuales", dice.

Hombres amamantados en el arte

cuadro-amamantar "Caridad romana", Pedro Pablo Rubens (1612)

Lo de los hombres siendo amamantados es una escena relativamente habitual en el arte. En este cuadro de Rubens conocido como "Caridad Romana" o "Pero y Cimón" se puede ver a una joven que ofrece su pecho a un viejo que se dispone a succionarlo. En este caso no tiene nada que ver con lo erótico, sino que representa a la joven romana Pero amamantando a su padre Cimón, encarcelado y a punto de morir de hambre.

Vía | NYPost
En Bebés y más | La modelo Mireia Canalda asegura que amamantó a su bebé y a su pareja a la vez

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios