Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Tus hijos parecen tener energía inagotable? Entonces te encantará el "juego de los niveles"

¿Tus hijos parecen tener energía inagotable? Entonces te encantará el "juego de los niveles"
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¡Cuánta energía tienen los niños! Es justamente toda la que nos falta a los padres y que, creo yo, nos la han robado. Hay días en los que simplemente, nuestros hijos parecen tener toda la energía del mundo concentrada en sus cuerpos y nosotros desearíamos unos minutos de descanso.

Si alguna vez te has encontrado en esta situación, entonces el "juego de los niveles", una actividad para hacer con niños que tienen mucha energía, te encantará.

Hace unos días, mientras leía algunos artículos, me encontré con uno de Fatherly, en el que el autor hablaba acerca del juego que inventó una tarde mientras cuidaba a sus primos de 10 y 5 años de edad. Él afirma que no sólo el juego fue un éxito con ellos, sino que cada niño con quien lo ha jugado, le ha pedido que vuelvan a hacerlo.

La mejor parte, es que este juego tiene muchas ventajas: no requiere de ninguna preparación, no se necesita nada extra para llevarlo a cabo y funciona casi para cualquier situación o lugar, pues se necesita poco espacio para jugarlo.

El juego de los niveles

Recordemos que el juego es el mejor ejercicio para los niños, y hacer el juego de los niveles es muy simple. Tú y los jugadores deberán colocarse de pie, frente a frente, dejando un espacio entre ustedes de unos 90 centímetros. Se recomienda agregar algunos efectos de sonido para crear mayor emoción y expectativa con cada cambio de nivel.

Con el brazo estirado y la palma de tu mano hacia abajo (en caso de que sea más de un jugador frente a ti, deberás hacerlo con ambos brazos), colócate en el "nivel 1". Esta será la primera altura a la que deberán brincar y servirá como una especie de calentamiento para iniciar. Entonces, cada jugador deberá saltar hasta tocar la palma de tu mano con la suya.

Una vez que han tocado tu mano, entonces la colocas algunos centímetros más alto, llegando al "nivel 2". Entonces ellos deberán saltar nuevamente y tocar tu mano, y una vez que lo logren, continuar elevando los niveles sucesivamente. La idea es ver hasta dónde pueden saltar. Si en el primer salto no tocan tu mano, tendrán tres oportunidades para volver a intentarlo. Si no lo logran, entonces el juego vuelve a comenzar y bajas tu brazo al "nivel 1".

La altura de tu mano dependerá de la edad y estatura del niño. En caso de que sean altos o den grandes saltos, puedes subirte a una caja o algo similar, pero recuerda tener consideración y darle oportunidad a que puedan alcanzar varios niveles, de lo contrario podría ser frustrante para ellos.

Como puedes ver, es un juego sencillo pero que a los niños les encanta porque les gusta retarse a sí mismos e intentar las cosas hasta lograrlo. Además, recuerda que la actividad física, ayuda a que los niños duerman mejor.

¿A qué juegas con tus hijos cuando tienen mucha energía?

Foto | iStock
Vía | Fatherly
En Bebés y más | Diez datos sobre la actividad física, Jugar al aire libre: bueno, bonito y barato

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos