Los mejores tratamientos de bienestar para embarazadas, totalmente seguros para el bebé

Los mejores tratamientos de bienestar para embarazadas, totalmente seguros para el bebé
1 comentario

Uno de los mitos más extendidos es la creencia de que los tratamientos de belleza y bienestar están prohibidos durante el embarazo. Es cierto que hay que tener ciertas precauciones a la hora de elegirlos, pero algunos incluso pueden ayudar a sobrellevar mucho mejor esta etapa de nuestra vida marcada por muchos cambios hormonales y emocionales que afectan a nuestro cuerpo.

Estos son los tratamientos de bienestar especiales para que la embarazada reciba todos los mimos necesarios para sentirse guapa y relajada, pero totalmente seguros para el desarrollo del bebé.

Precauciones y tratamientos no seguros en la gestación

Es imposible predecir exactamente cómo va a afectar el embarazo a tu piel, porque cada mujer es diferente. Pero lo que sí se sabe es que todas las gestantes experimentan una serie de molestias comunes y que es recomendable intentar minimizarlas.

Una de esas alteraciones son los cambios en la estructura de los tejidos y la distensión muscular por el aumento de peso, o el dolor de espalda, la retención de líquidos, la pesadez en las piernas...

Por fortuna, hay tratamientos especiales para mujeres embarazadas, no invasivos que no suponen ninguna alteración para el organismo de la mujer ni para el desarrollo del feto. Pero hay que evitar otros no aptos, así como productos químicos que pueden ser perjudiciales para la mamá y su hijo:

  • Precaución con los aceites para masajes. No todos los aceites no son recomendables para las embarazadas. Hay que optar por aquellos elaborados con rosa mosqueta, almendras dulces, aceite de Jojoba, de avellana o de germen de trigo.
  • Evitar el uso de cosméticos que lleven sustancias como el retinol, ácido retinoico, glicólico y salicílico.
  • Hay que desechar también en esta época los productos con formaldehído (en esmaltes de uñas y productos para alisar el pelo) y el amoniaco, presente en la mayoría de los tintes de pelo.
  • Evitar los esmaltes de uñas con metilbenceno, ftalatos, toluol o antisal, que contienen la mayor parte de los esmaltes.
  • No son aconsejables las técnicas dermoabrasivas (dermoabrasión facial con punta de diamante o 'sky diamond') porque puede generar inflamación, con el consiguiente riesgo de pigmentación postinflamatorias, muy difícil de corregir.
  • Nada de tratamientos como Botox, radiofreciencia, mesoterapia, esclerosis de varices, rellenos de arrugas y labios o peelings químicos que se realizan mediante la inyección o inoculación a distintos niveles dérmicos e incluso intravenosos de químicos, porque podrían resultar perjudiciales en el embarazo. Mejor peeling de hidratación con sustancias de origen natural.
  • A partir del segundo trimestre suele salir melasma, la mancha en la piel más habitual en las embarazadas. Para tratarla con peelings u otras técnicas hay que esperar a que finalice el embarazo. Por eso, el mejor tratamiento es la prevención con fotoprotección diaria SPF 50, en cualquier estación de año.
  • La depilación láser se desaconseja durante el periodo de gestación y la lactancia, porque no se sabe a ciencia cierta cuáles son sus efectos sobre el feto o la madre. Además, incluso podría resultar poco efectivo, porque durante el embarazo los cambios hormonales pueden provocar un crecimiento excesivo de vello, que desaparece tras el parto.

Pero más importante es, aún si cabe, evitar someterse a cualquier cuidado que pueda afectar negativamente al bebé. Por eso, es primordial la valoración del especialista antes de comenzar.

Limpieza facial con hidratación

Tratamiento Rostro

Alrededor del segundo trimestre de gestación, se produce un cambio en la piel de las mujeres embarazadas. Algunas de ellas experimentan una mayor sequedad. En cambio, otras tienen un efecto contrario: más grasa.

Por eso, para combatir ese volcán de hormonas que estalla en forma de acné, dermatitis o con una piel muy seca es importante ofrecer a la piel un buen tratamiento. Una limpieza facial con hidratación es ideal para que su piel consiga la oxigenación y luminosidad que necesita. Sin olvidar, por supuesto, incrementar la ingestión de líquidos para ayudar a que la piel esté hidratada de manera natural.

Al igual que el resto de tratamientos la limpieza facial tiene que ser específica para mujeres en estado de gestación, utilizando productos 100% naturales u orgánicos.

Masaje prenatal

Al igual que un masaje normal, el prenatal tiene como objetivo la relajación de mente y cuerpo, el alivio de dolores y el hacer sentir mejor a la futura mamá.

La única diferencia entre un masaje regular y uno prenatal es que este último está diseñado para mujeres embarazadas. Es decir, este tipo de masajes tiene en cuenta las peculiaridades y los cambios que se producen en la gestante, adaptando la técnica a los mismos.

Así, el masajista prenatal conocerá y tendrá en cuenta que, durante el embarazo, el centro de gravedad se desplaza, provocando que cuello, espalda y hombros se vean sometidos a mayor tensión. Lo mismo ocurre en la parte baja de la espalda que, durante estos meses, se sobrecarga debido al aumento de peso.

El principal objetivo de este masaje es que esos músculos se relajen y la circulación fluya mejor. Se recomienda a partir del tercer mes de embarazo e influye directamente y de forma positiva en el desarrollo del pequeño, creando un ambiente en la zona del útero más sano.

Presoterapia corporal

Uno de los principales problemas de las embarazadas es la retención de líquidos. Esto, unido al aumento de peso, provoca hinchazón en pies y piernas que junto a una mala circulación tiene como resultado dolores y constante sensación de cansancio.

Según la Sociedad Española de Medicina Estética (SEME), el 95% de las mujeres sufre trastornos circulatorios en algún momento de su embarazo. La presoterapia es una técnica indolora y no invasiva que puede ayudar a la mujer durante el embarazo a disminuir la pesadez en las piernas o mejorar la circulación, entre otros beneficios, gracias a su sistema de botas neumáticas. Éstas producen un masaje mediante presión controlada en diferentes partes del cuerpo que mueve el flujo venoso y linfático.

También es efectiva en la prevención de varices y el riesgo de posibles trombosis venosas al final del embarazo y durante el parto, así como para mejorar el aspecto de la piel.

Eso sí, este tratamiento no está recomendado hasta el segundo trimestre de embarazo.

Masaje drenante linfático manual

Tratamiento Piernas

Otra alteración frecuente es la celulitis. Para evitarla es aconsejable descansar y realizar actividad física suave, como caminar, yoga, bicicleta suave y masajes de drenaje linfático.

Este masaje drenante es uno de los tratamientos más recomendados para mujeres embarazadas que retienen líquidos y sienten pesadez e hinchazón en las piernas. Con el reducirán el volumen de sus piernas porque el líquido que se queda estancado en ellas lo movilizará hasta la zona del torrente sanguíneo para su drenaje y eliminarán las toxinas de su cuerpo por la orina.

Se realiza con una técnica manual muy suave que resulta muy relajante. Este tratamiento trabaja directamente sobre el sistema linfático superior, liberando los líquidos estancados hacia el torrente sanguíneo. De esta manera, se elimina la hinchazón y también toxinas, mejorando el aspecto de la piel y reforzando a la vez el sistema inmunológico.

Reflexología

Tratamiento Pies

Más que un tratamiento estético en sí es una terapia manual que consiste en aplicar presión sobre puntos reflejos del pie, con el objetivo de restablecer el equilibrio natural del cuerpo, estimulándolo para que se cure a sí mismo.

Es un método eficaz para devolver la salud y ayudar en numerosas molestias durante el embarazo: trastornos digestivos (vómitos, náuseas, diarreas, estreñimiento), dolor crónico de espalda, infección urinaria, ciática, tensión nerviosa o apatía, resfriados y otros síntomas que requieran medicamentos que no pueden tomarse durante el embarazo.

Sleeping Beauty Especial Embarazada

Este tratamiento manual de la Clínica Carmen Navarro alivia tensiones durante el embarazo y activa los ganglios linfáticos con el fin de mejorar el estado de la embarazada y prevenir la retención de líquidos. La idea es crear el ambiente de relajación apropiado con iluminación tenue y música específica.

Se estimula de esta manera el contacto con el bebé y se consigue aliviar la tensión acumulada en la espalda. Además, se realiza un masaje en piernas y tobillos para activar los ganglios linfáticos que durante el embarazo funcionan peor y provocan retención de líquidos. La parte final se dedica a tratar las estrías y prevenir la aparición de otras nuevas en abdomen, pecho y caderas.

En definitiva, en una sesión semanal de 70 minutos se logra: estimular el cólageno y la elastina y la circulación sanguínea, acelerar el proceso de renovación de la epidermis, reducir el aspecto de las estrías rojas y prevenir la formación de otras nuevas, tonificar, reafirmar, calmar y descongestionar.

Masaje de espalda

La espalda es una de las zonas que más sufren durante el embarazo. Cuando la tripa empieza a aumentar, para compensar ese volumen la columna vertebral se curva, lo que puede causar lumbago y ciática.

Por eso el masaje de espalda es una herramienta fundamental para aliviar esos dolores. Ayuda a relajar la tensión en la zona y a la vez, mejora el movimiento.

P<ero durante el embarazo no puede realizarse como siempre. Requiere de unas manos expertas y profesionales que sepan realizarlo con una técnica especial y con la máxima delicadeza que el estado exige.

Masaje circulatorio de piernas

Otra de las zonas más sensibles durante el embarazo son las piernas. Son ellas las que soportan el aumento de peso progresivo y junto con la retención de líquidos y los cambios hormonales provocan una mala circulación y una sensación de pesadez que resulta insoportable.

Por eso, el masaje de piernas es el complemento ideal al drenaje linfático, ya que actúa directamente sobre la zona afectada, por lo que experimentarás una sensación de alivio de una manera más rápida y eficaz.

Masaje perineal

Es un tratamiento manual realizado por fisioterapeutas de suelo pélvico. Con ellos se consigue gradualmente elasticidad en la zona perineal (la parte inferior del cuerpo de la mujer donde se encuentra ubicado el suelo pélvico, los órganos genitales externos y el ano) para prepararla para el expulsivo.

Entre sus beneficios durante el embarazo: prepara los tejidos y la piel para el parto reduciendo los riesgos de desgarro y la posibilidad de puntos de sutura por una episiotomía.

Este masaje también ayuda a controlar el dolor común entre algunas áreas que están comprendidas entre el pubis y el ano. Suele causar diferentes sensaciones de incomodidad a la mujer debido a la gran cantidad de terminaciones nerviosas que existen en la zona.

Son muy prácticos para mujeres gestantes a partir de la semana 26 de gestación, una o dos veces por semana.

Tratamiento completo de maternidad

Embarazada

Estela propone un conjunto de técnicas específicas para la embarazada durante el segundo y tercer trimestre que incluye: masaje circulatorio, drenaje linfático, masaje descontracturante, movilizaciones articulares, reflexología y envolturas.

Su objetivo es facilitar la adaptación a los cambios que se suceden en este período, como la enorme distensión que sufre la piel o la deficiencia en ácidos grasos esenciales (el bebé utiliza los Omega de la madre para desarrollarse). Además de ayudar a relajar la tensión muscular que pueda darse por el aumento de peso y los reajustes de la musculatura. También mejoran la circulación y el edema de las piernas, tan característico de la mujer embarazada.

El tratamiento Mama Suave trabaja todo el cuerpo, en especial los músculos responsables de dar sostén a la tripa, para proporcionar relax y descanso en esta bonita etapa.

También es interesante el tratamiento "prepárate para los cambios", que se centra en la zona del abdomen y tiene como prioridad prevenir la aparición de estrías. Favorece la circulación, exfolia suavemente e hidrata. Además, es ideal para dolores de cabeza y hombros, gracias al masaje de la cabeza y el rostro.

Fotos | iStock

En Bebés y Más | Los masajes en el embarazo, Siete trucos de belleza refrescante para embarazadas

Temas
Inicio