Tres cosas que no deberías mencionar nunca en una entrevista de trabajo: son "señales de alerta importantes", según un ex reclutador de Google

Tres cosas que no deberías mencionar nunca en una entrevista de trabajo: son "señales de alerta importantes", según un ex reclutador de Google
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Ante una entrevista de trabajo, habrá ciertas cosas que quieras evitar, como ir vestido de un color prohibido, decir frases desacertadas y dar una mala impresión a tu posible empleador. Nolan Church, ex reclutador de Google y director ejecutivo de FairComp, tras años de experiencia eligiendo candidatos, señala tres cosas que no deberían mencionar nunca en una entrevista de trabajo porque son “señales de alerta importantes”.

Es fundamental mostrar seguridad y autenticidad, pero no conviene pasarse con las calificaciones personales con la intención de destacar, pues podemos conseguir el efecto contrario.

Church apunta en CNBC tres frases o respuestas que recomienda evitar a toda costa frente a tu entrevistador si pretendes conseguir el trabajo para el que te postulas. Son cosas que podrían parecer inocentes, o que incluso crees que están quedando bien, pero encienden una alerta en un reclutador experimentado.

"Trabajo demasiado" o "Soy perfeccionista"

A priori podemos creer que son cualidades elogiables en un trabajador, pero no lo son. Son frases que hacen creer que no tienes nada que aprender, que no puedes mejorar como trabajador. Demuestran que, además, no estás siendo 100% auténtico.

El experto explica que “No te contrato para que seas perfecto. Te estoy contratando para que crezcas con nosotros”. En lugar de estas frases vacías, Church recomienda dar un ejemplo de un error que hayas cometido y qué aprendiste a raíz de ello para mejorar en el futuro.

Cualquier frase que eche culpas a los demás

Hablar de forma negativa sobre las personas con las que has trabajado antes es una red flag para cualquier reclutador. Ya sea un compañero, un gerente o la empresa... queda muy mal.

"Las personas con las que quieres trabajar asumen plena responsabilidad por lo que han hecho en el pasado", comenta, incluso si has cometido algún error. Asumir la responsabilidad indica que eres lo suficientemente humilde como para admitir que no eres perfecto y que estás dispuesto a aprender de tus errores y mejorar.

“Lo que se desea es trabajar con personas que tengan conciencia de sí mismas para saber cuándo se equivocaron y actualizar sus propios modelos mentales para solucionarlo”, afirma Church.

"No sé"

Evita por todos los medios responder a alguna de las preguntas del entrevistador con un "no sé". Da la impresión de que das por acabada la conversación, sin ofrecer una oportunidad para que te conozcan mejor.

Cuando se trata de personas jóvenes que comienzan su carrera profesional y no cuentan con suficiente experiencia, el experto recomienda responder con alguna anécdota relevante o dar ejemplos de alguna enseñanza que hayan aprendido. En ese escenario está bien decir "No lo sé, pero así es como lo resolvería”, dice Church. Da algunos ejemplos de cómo abordarías el problema hipotéticamente para demostrar que serías proactivo a la hora de seguir adelante.

En la entrevista, el candidato tiene que demostrar que eres capaz de solventar dificultades. "En última instancia, si consigues el trabajo, te pagaremos para que resuelvas problemas”, señala el experto reclutador. Y hacerlo desde la entrevista es un buen comienzo.

Foto portada | Suits

Temas
Inicio