Compartir
Publicidad

¿Qué es una prueba de provocación?

¿Qué es una prueba de provocación?
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En posts anteriores les había comentado la alergia que tiene mi bebé de 20 meses a las proteínas lácteas. Mejor dicho tenía.

En la última revisión de gastroenterología, dado que tanto las analíticas como el test cutáneo dieron negativos, su médico decidió ingresarlo durante 24 horas en el hospital para hacerle una prueba de provocación y asegurarse de que la leche no le produjera ninguna reacción alérgica.

La prueba de provocación consiste en administrar el alimento alergénico esperando entre dosis un margen de tiempo a ver si aparece respuesta. En el caso de mi hijo le administraron leche de vaca empezando por pequeñas dosis (5ml) hasta alcanzar el medio litro en dos horas. Las pruebas de provocación deben ser siempre realizadas bajo estricta supervisión médica y por un especialista con un amplio conocimiento de la alergia.

En el caso de niños pequeños la prueba puede resultar un poco incómoda sobre todo porque llega un momento en que el niño debe comer obligado e íntegramente las cantidades administradas. Mi niño desde el principio rechazó la leche y debíamos con una jeringuilla obligarlo a tomar entre gritos, llantos y patadas. Temía que con la situación mi hijo posteriormente odiara la leche por el efecto de saturación. En una mañana tomó 150 ml de leche entre protestas, y afortunadamente en el transcurso de la tarde y noche no hubo reacción alguna.

A la mañana siguiente debía tomar medio litro en dos horas. Para que pudiera ingerir tal cantidad no le dieron el desayuno, con lo cual su hambre nos facilitó que se tomara 150 ml en el vaso que comúnmente toma la leche hidrolizada en casa, pero lo peor fue cuando llegó el vaso con 200 ml, el pobrecito ya no tenía donde meterse esa cantidad, al final no pudo con ello a lo cual el pediatra recomendó que ya no le diéramos más.

Desde entonces todo indica que ha superado la alergia, poco a poco le iré introduciendo el yogurt y luego el queso. Estamos todos muy contentos, se nos ha ido la preocupación y el trabajo detectivesco de leer minuciosamente las etiquetas de los productos y Arturo comenzará a probar nuevos sabores.

Si tu hijo padece algún tipo de alergia y será sometido a una prueba de provocación, no debes preocuparte, todo está cuidadosamente preparado en caso de que se desencadene una reacción alérgica severa.

Más información | Food allergy info En bebés y más | La alergia a la proteína de la leche en bebés perjudica a nivel familiar | Act Against Allergy, plataforma para identificar la alergia a la leche de vaca |Leches vegetales: alternativas a la leche de vaca en niños alérgicos a la proteína láctea | Buena noticia para los niños alérgicos a la leche de vaca

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos