Publicidad

Los padres de una bebé que se cayó al suelo durante el parto son indemnizados con (solo) 47.000 euros

Los padres de una bebé que se cayó al suelo durante el parto son indemnizados con (solo) 47.000 euros
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

El 16 de enero de 2013 una embarazada acudió al Hospital Universitario Virgen de la Victoria de Málaga con síntomas de parto. Tras su ingreso, fue trasladada al paritorio donde fue atendida por la ginecóloga y una matrona.

Durante el parto, la recién nacida se cayó al suelo desde una gran altura sufriendo traumatismo encefálico y hematomas. Los padres decidieron denunciarlo y el Servicio Andaluz de Salud (SAS) ha estimado la reclamación y decidido indemnizar a la familia con 46.942 euros.

Según ha informado la Asociación ‘El Defensor del Paciente’, que ha representado a los padres de la niña, las lesiones le han ocasionado retraso madurativo y escolar, necesidad de cuidados especiales, además de reconocimiento de minusvalía, no descartándose posibles daños neurológicos futuros.

"Falta de cuidado del personal sanitario"

Así lo ha reconocido el SAS al estimar parcialmente la reclamación, que consideraba “sorprendente e inadmisible dejar que una bebé caiga al suelo en el momento de nacer en el hospital, golpeándose fuertemente la cabeza, por una falta de cuidado del personal sanitario que atendía a la parturienta”.

La asociación explica así los hechos: mientras la matrona ejercía presión sobre la barriga, la ginecóloga introdujo unos fórceps para ayudar a nacer a la niña y cuando ya estaba fuera la mitad de su cuerpo, "se giró, desatendiendo la situación, por lo que la recién nacida cayó desde una gran altura”.

Añaden en la reclamación que la recién nacida “se golpeó en la cabeza con metal quirúrgico, produciéndose el desgarro y rotura del cordón umbilical”. Por eso, consideran que:

“Existió una descoordinación en el personal sanitario que atendía dicho parto, lo que ocasionó que la bebé cayera al suelo, cuestión que no se puede permitir en este tipo de situaciones”.

Sufrió una hemorragia y graves secuelas

Se explica que el bebé fue trasladada de inmediato al Hospital Materno Infantil donde la diagnosticaron “hemorragia con posible edema cerebral”.

En los días siguientes se hallaron "pequeños focos hemorrágicos subdurales occipitales bilaterales y un foco contusivo parenquimatoso parieto occipital” que implicaron que la pequeña peraneciera ingresada 16 días.

La madre presentó una reclamación en el hospital y pidió que se investigara lo sucedido. Recibió una carta de disculpa del centro.

Y ahora el SAS estima que existe una causalidad entre la actuación del centro y las lesiones de la pequeña, ya que como establece el protocolo del parto y que el abogado de la madre adjuntó en las alegaciones "hay que sujetar al bebé en el momento del nacimiento, cuestión que no se realizó en este caso dejando caer a la niña al suelo directamente”.

Aún así, la Asociación del Defensor del Paciente ha explicado que los padres no descartan reclamar mayor importe ante los tribunales, ya que estiman que la indemnización de 46.942 euros "no se corresponde con la gravedad del daño”.

La presidenta de la asociación, Carmen Flores, añade:

“Solicitamos la apertura de un expediente sancionador a la ginecóloga que atendió el parto y que se le aparte un tiempo de sus funciones y que se tomen las medidas necesarias para evitar que casos tan graves como este se vuelvan a repetir”.

Vía | La Vanguardia

Fotos | iStock

En Bebés y Más | Cuando un mal parto anula tus ganas de tener más hijos , El vergonzoso parto del primer bebé del 2019 en Guatemala

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir