El emotivo vídeo homenaje a los docentes que ensalza su labor y dedicación durante este curso tan complicado y atípico

El emotivo vídeo homenaje a los docentes que ensalza su labor y dedicación durante este curso tan complicado y atípico
Sin comentarios

Con motivo de la celebración de Marelino Champagnat, fundador de los Hermanos Maristas, los colegios de esta Congregación han publicado un precioso vídeo homenaje a los profesores que han hecho un poco más fácil este curso tan atípico.

En el vídeo se destaca cómo con su esfuerzo, dedicación, cariño y creatividad los docentes han logrado aportar cierta normalidad a este caótico año que quedará por siempre grabado en la memoria de nuestros niños.

Recuerdo cómo a principios de curso, una profesora amiga mía me confesaba lo difícil que estaban siendo esas primeras semanas de colegio marcadas por la incertidumbre, el miedo y las restricciones.

”Temo no ser capaz de aguantar emocionalmente fuerte todo el curso. Yo, que siempre he procurado que a mis alumnos no les falte un abrazo, una sonrisa o mi mano amiga" - me decía. Y es que la distancia interpersonal y las mascarillas han complicado mucho las relaciones entre profesores y alumnos, especialmente cuando hablamos de los más pequeños.

Como bien dice el video, enseñar inglés o enseñar a leer con la boca tapada ha requerido de un gran esfuerzo y creatividad por parte de los educadores. Las profesoras de mis hijos han recurrido a micrófonos para hacerse entender mejor, mientras que otros se han apoyado en el lenguaje de signos o la mímica para que los alumnos más pequeños comprendieran claramente las nuevas palabras que se les estaba enseñando.

¿Y que hay de la creatividad e imaginación que los profesores han derrochado este curso? Y es que no es fácil mantener el interés y la motivación de los niños cuando toca aprender en un entorno tan encorsetado y rígido como el que han vivido este año, ¡o incluso cuando se debe compartir clase con alumnos de otros niveles educativos!

Sin trabajos cooperativos ni proyectos en grupo, sin experimentar en laboratorios o con material manipulativo y sin excursiones educativas que ayuden a asimilar lo aprendido, los profesores han tenido que echar mano de recursos nacidos de su imaginación para que aprender siga siendo divertido.

El reto de la educación online

educación online

Tampoco ha sido fácil adaptarse a la educación virtual, pues la mayoría de colegios no estaban preparados para ello antes de que estallara la pandemia. La falta de digitalización en las aulas, de herramientas online y plataformas educativas, e incluso la escasa formación entre el profesorado acabó repercutiendo en el aprendizaje y motivación de los niños al finalizar el curso pasado.

Pero gracias al esfuerzo titánico de los docentes, que se han actualizado o formado en materia digital en tiempo récord y han puesto un gran empeño para conseguir mantener el interés de sus alumnos, este curso las clases virtuales (cuando ha tocado recurrir a ellas) han sido más llevaderas.

A su labor de docencia se ha sumado, además, la de prevención, seguridad y vigilancia de cumplimiento de las normas anti COVID. Han tomado la temperatura a los niños cada mañana, se han preocupado de que sus manos siempre estén limpias, y a pesar de que pueda resultar agotador tanta insistencia, jamás se han cansado de recordar a los niños cómo deben llevar la mascarilla.

Y por si todo esto fuera poco, siendo conscientes de lo importante que es que los niños jueguen en los recreos, se relacionen y se diviertan, los profesores también han puesto su granito de arena para que dentro de las limitaciones existentes, los recreos hayan sido un momento de desconexión y diversión.

Desde el primer momento, los profesores conocían la ilusión que tenían los niños de volver al colegio y reencontrarse con sus amigos tras el confinamiento del año pasado. Por eso, han hecho todo lo posible para que este curso, aunque atípico y especial, pueda ser recordado con cariño por los alumnos.

En su momento, agradecimos el trabajo que hicieron los profesores durante la cuarentena, pues a pesar de la situación hicieron todo lo que estaba en sus manos por ayudar a nuestros hijos a terminar las últimas semanas de clases.

Hoy, con el curso a punto de acabar, volvemos a agradecerles su encomiable labor, porque a pesar del virus, de la pandemia y de un futuro que continúa siendo incierto, nos demuestran una y otra vez el compromiso educativo que tienen con nuestros hijos.

Foto | iStock

En Bebés y Más | "Afrontamos la vuelta al cole con bastante preocupación, pero también con mucha ilusión", hablamos con una profesora sobre el regreso a clases, "Dígale que las notas que obtengan no son tan importantes”, las motivadoras palabras de un director de instituto que anima a los padres a valorar a los hijos

Temas
Inicio