Compartir
Publicidad
Publicidad

Muere un bebé después de que su padre creara un ambiente de vapor para calmarle la tos

Muere un bebé después de que su padre creara un ambiente de vapor para calmarle la tos
Guardar
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tener un niño con tos es duro. Y más si es una tos constante. Primero, porque ves que lo pasa mal y que no descansa, y segundo porque como él no descansa, los padres tampoco, y por la mañana tienes que cumplir con tu día a día, sea como sea que hayas pasado la noche.

Por eso somos muchos los que probamos remedios nuevos o antiguos, siempre que tengamos claro que no hacen daño a los niños, para que al menos durante la noche no tosan tanto, y uno de ellos es el de aumentar un poco la humedad del ambiente.

Es lo que intentó un padre con su pequeño, sin ser consciente de que ponía en riesgo a su hijo hasta el punto de encontrarlo casi sin vida.

Primero probó con limón y azúcar

El bebé tenía solo un año de vida, y al parecer estaba tosiendo bastante. Según leemos en Antena 3, primero intentó calmarle la tos con un poco de agua, limón y azúcar.

Al no conseguir el resultado esperado, ya a las tres de la mañana, pensó que la humedad le iría bien para calmar la tos, así que fue al baño y llenó la bañera con agua muy caliente.

Ubicó al bebé al lado de la bañera para que pudiera ir respirando el vaho que se iba generando, y lo dejó durmiendo en el baño. Mientras, él se fue a la cama y se puso el despertador dos horas después, para acudir a buscar al pequeño.

El despertador no llegó a hacer falta

Sin embargo, la madre del bebé fue a ver cómo estaba antes de esas dos horas, y así descubrió que lo que se suponía que iba a ser solo un ambiente húmedo se había convertido en una sauna. El baño estaba a más de 42 grados de temperatura y el bebé estaba en muy mal estado.

A pesar de que lo trasladaron rápidamente al hospital más cercano, el pequeño murió una hora después.

¿Tan buena es la humedad para la tos?

Si el ambiente de la casa es relativamente seco, añadir un poco de humedad puede ayudar a que la mucosidad de un resfriado se ablande y la tos sea más efectiva y, por lo tanto, un bebé acabe por toser un poco menos. Pero siempre tiene que hacerse con sistemas que no pongan en peligro al bebé o niño, y el de generar humedad con agua muy caliente puede aumentar mucho la temperatura del lugar donde se lleva a cabo el método, como veis.

Ahora bien, cuando hay bronquitis, tal y como dice la AEP, la humedad podría ser perjudicial y empeorar el cuadro.

Así que si os estáis preguntando qué podéis hacer para tratar la tos de un niño menor de dos años (porque hasta esa edad no deberían tomar antitusivos), quizás queráis probar alguno de los remedios naturales para la tos.

Y a este pequeño, solo nos queda desearle que descanse en paz. Y a sus padres enviarles un fuerte abrazo y nuestras condolencias.

En Bebés y más | El niño tiene tos, ¿cuándo ir al pediatra?, Repitamos todos: "La fiebre es nuestra amiga"‏, Se confirma lo que recomiendan las abuelas: la miel es un gran remedio para la tos

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos