Compartir
Publicidad
Publicidad

Un nuevo estudio reabre el debate sobre la seguridad de los partos en casa

Un nuevo estudio reabre el debate sobre la seguridad de los partos en casa
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

De un tiempo a esta parte, y motivado en gran parte por el (mal) trato que muchas mujeres han llegado a recibir en los hospitales, parir en casa se ha convertido en una alternativa al parto hospitalario.

Dada la diferencia evidente entre los recursos materiales y humanos disponibles en un centro sanitario y los que pueden encontrarse en un domicilio, existe un debate continuo acerca de la seguridad de los partos en casa, que se aviva sobretodo a nivel particular cuando una mujer anuncia su intención de tener a su hijo en su propio domicilio.

En Bebés y más hemos podido leer estudios que demuestran que parir en casa es seguro, realizados en Holanda, donde un gran porcentaje de partos son domiciliarios, y en Canadá. Sin embargo, un nuevo estudio reabre el debate sobre la seguridad de los partos en casa al asociar el parto en casa con un aumento significativo de la mortalidad de los bebés.El estudio es en realidad un metaanálisis (una revisión de varios estudios sobre el mismo tema) que ha sido publicado en la revista “American Journal of Obstetrics & Gynecology” realizado en el Centro Médico de Maine, en Portland, y en él se han comparado los resultados de 342.056 partos en casa frente a 207.551 realizados en un hospital.

En dicho análisis se ofrecen datos que se presuponen, por la diferencia en la asistencia a las mujeres, siendo una de ellas menos intervencionista que la otra. Los partos en casa se asocian a menos instrumentalización, produciéndose menos episiotomías y menos anestesia epidural. Estas mujeres además son menos propensas a sufrir desgarros, retenciones de placenta, hemorragias e infecciones y los bebés tienen menos riesgo de nacer prematuros, de nacer con bajo peso o de necesitar ventilación asistida al nacer.

Los datos acerca de la mortalidad durante los primeros días son muy similares en ambos grupos de parturientas. Sin embargo, los partos en casa se asocian a una tasa más alta de muertes al nacer, siendo del doble si no se tienen en cuenta a los bebés con problemas congénitos (si se tienen en cuenta, la mortalidad es el triple). La causa podría ser problemas de distrés respiratorio al nacer o bien de resucitación.

Pese a los datos, los autores del trabajo reconocen que el estudio no pondrá fin a la controversia que existe sobre este tema desde siempre.

Personalmente considero que ambos tipos de partos tienen ventajas e inconvenientes y creo que la lucha no debería ser “parto hospitalario instrumentalizado contra parto domiciliario respetado”, sino que lo ideal (bajo mi punto de vista) sería tratar de conseguir que los partos en los hospitales, donde hay más recursos materiales y humanos, fueran igual de respetados y naturales que los que se llevan a cabo en los domicilios.

Vía | Mamás y Bebés Blog
Más información | AJOG
Foto | Flickr – dizznbonn
En Bebés y más | Un estudio afirma que parir en casa es seguro, El parto en casa en Holanda es tan seguro como en un hospital, Parir en casa es seguro, Se presenta la primera guía de asistencia al parto en casa

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos