Publicidad

La increíble colección de fotos del parto natural de un bebé que nació de nalgas

La increíble colección de fotos del parto natural de un bebé que nació de nalgas
9 comentarios

Publicidad

Publicidad

Los partos en posición de nalgas y en podálica, que son aquellos en los que el bebé no viene con la cabeza por delante, sino con las piernas o las nalgas, son muy poco frecuentes por dos razones: primera, que sólo en el 3-4% de los embarazos los bebés se quedan en esa posición, y segunda, que en muy pocos hospitales se atienden estos partos, que suelen acabar en cesárea.

A pesar de eso, hay veces en los que se llegan a documentar para poder luego asombrarnos, a quienes apenas los hemos visto, con este modo diferente de parir y de nacer. Algo así es lo que pasó en casa de Raychel, que dio a luz a su cuarto hijo con la suerte de contar con Karyn Loftesness, una fotógrafa que logró esta increíble colección de fotos del parto natural de un bebé que nació en de nalgas.

El cuarto parto de Raychel

Siendo su cuarto bebé tenía intención de dar a luz en algún sitio que fuera respetuoso, en el que pudiera ver nacer a su hijo como en casa. Sin embargo, cuatro días antes de la fecha probable de parto descubrió que el bebé venía de nalgas, y en el centro donde iba a dar a luz no atendían este tipo de partos.

Tuvo la opción de cambiar de compañía, pero ya no tenía ganas de mucho follón y como sus anteriores partos fueron bastante cortos, tenía miedo de ir a dar a luz allí donde pudieran atender su parto y que acabara pariendo en el coche, de camino.

Así que contó con sus matronas, las que controlaron su embarazo, para atenderla. Unas matronas experimentadas en este tipo de partos que podrían ayudarle a hacer que todo fuera como ella deseaba para toda la familia.

Estuvieron a punto de ir al hospital

Sucedió que la dilatación fue más larga que en cualquiera de los otros, y las matronas estaban valorando la posibilidad de trasladar a Raychel al hospital para que le hicieran una ecografía y comprobaran que todo iba bien, cuando ella se dijo a sí misma que no, que había que intentarlo otra vez.

Le habló a su hijo, a Silas, enviándole palabras de ánimo y explicándole que ya era hora de salir de ahí. Y como si la hubiera escuchado, empezó a progresar la dilatación pasando en un momento de los 5 a los 10 cm.

Entonces le dijeron que no empujara, que todo iba a empezar ya pero que no se precipitara. Poco a poco Silas fue apareciendo, primero mostrando su escroto y sus nalgas y bajando con la fuerza de la gravedad y los pujos de Raychel. Ellos dos solos, bajo la atenta mirada de las matronas, controlando el parto pero sin tocar al bebé en ningún momento.

Y esto es lo más sorprendente: hasta que no salió del todo, nadie lo tocó. Ella lo hace todo, y él también. Y Karyn, de Karyn Loftesness Photography, quien nos ha cedido las imágenes para que las pudiéramos publicar, estuvo ahí consiguiendo al final una de las colecciones de fotos de un parto más increíbles que he visto nunca. Juzgad vosotros mismos:

Breech1
Breech2
Breech3
Breech4
Breech5
Breech6
Breech7
Breech8
Breech9
Breech10
Breech11
Breech12
Breech13
Breech14
Breech15
Breech16
Breech17
Breech18
Breech19
Breech20

Fotos | Karyn Loftesness Photography
En Bebés y más | Precioso vídeo de un nacimiento en podálica, Pregunta a la matrona: una niña que viene de nalgas, El increíble vídeo del médico que dio la vuelta al feto desde fuera para que pudiera dar a luz en casa

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir