Publicidad

Nuestro Roscón de Reyes

Nuestro Roscón de Reyes
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Lo prometido es deuda, y aunque tarde, os mostramos el Roscón de Reyes que preparamos para el día señalado. Este año hemos variado un poco el modo de hacerlo, conocemos a muchos grandes “blogococineros” en la red que nos animan a hacer nuevas pruebas.

Aunque ahora no sea quizá (tampoco hay normas) el momento de hacer un Roscón de Reyes, os aseguramos que con la misma masa se puede disfrutar de unos brioches deliciosos. Así que os animamos a hacer la lista de la compra para que el fin de semana os arremanguéis con vuestros hijos y disfrutéis de una jornada culinaria.

El día anterior deberás preparar la masa madre, para ello necesitas 100 gramos de harina de fuerza, 100 mililitros de leche tibia, y 40 gramos de levadura fresca. Mezcla todos los ingredientes y déjalos reposar en un bol tapado y en un sitio fresco hasta el momento de hacer la masa del roscón. Para preparar la masa necesitas 570 gramos de harina, 170 gramos de azúcar, ½ cucharadita de canela, la piel rallada de una naranja, la piel rallada de medio limón, 100 mililitros de leche, 125 gramos de mantequilla, 1 cucharada y media de agua de azahar (de venta en farmacias), 3 huevos y una pizca de sal. Con estos ingredientes te saldrá un roscón muy grande o dos normales, también puedes hacer como nosotros, un roscón y unos cuantos brioches.

Empieza mezclando (puedes hacerlo en el robot de cocina) el azúcar la canela y la piel de naranja y de limón, tritura hasta conseguir que se haga polvo. Añade a continuación la leche, el agua de azahar, la mantequilla reblandecida, los huevos y una pizca de sal, mezcla bien todos los ingredientes y añade seguidamente la masa madre y la harina, amasa al menos durante cinco minutos en una superficie limpia. Necesitarás una paleta para desenganchar la masa, no hay que añadir más harina para lograr una masa adecuada.

Haz una bola con la masa y déjala reposar una hora, y dos si puedes, en un bol tapado con film transparente. Pasado ese tiempo vuelve a amasar, unta tus manos con aceite para manejar mejor la masa. Unta también la bandeja del horno con aceite. Se podría dejar levar la masa otra hora más si tienes tiempo, si no, el resultado tampoco te defraudará, pon la masa en la bandeja del horno y dale la forma de roscón (en este momento se pondría la figura del rey y el haba), déjala reposar mientras precalientas el horno a 180º C.

tortell_de_reis1.jpg

Para decorar puedes utilizar frutas escarchadas, almendras, piñones… además de un poco de azúcar humedecido con agua y un huevo batido.

Antes de introducir el roscón en el horno reparte los frutos para decorar, el azúcar humedecido y pinta con el huevo batido. Deja cocer media hora, pasado este tiempo retira el roscón del horno y deja enfriar. Una vez frío lo puedes rellenar con nata, crema pastelera, cabello de ánge, mousse de chocolate...

Este año también hemos disfrutado mucho con el Roscón de Reyes, esperamos que si lo probáis, también es guste.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir