Diferencias y curiosidades entre gemelos y mellizos

Diferencias y curiosidades entre gemelos y mellizos
Sin comentarios

¿Sabías que la probabilidad de tener mellizos de forma natural es del 1,1%? En cambio, la probabilidad de tener gemelos es bastante menor, situándose en el 0,4%. Así lo afirman datos de la Sociedad Española de Fertilidad (SEF).

De esta forma, 1 de cada 90 embarazos naturales dará lugar a mellizos, y 1 de cada 250, a gemelos.

Y los casos podrían ser más; así, se cree que los embarazos dobles podrían ser más prevalentes, pero no se detectan porque en fases tempranas uno de los embriones suele detenerse.

En este artículo hablamos de las diferencias entre gemelos y mellizos, de si existe o no esa conexión especial entre gemelos de la que tanto se habla y de qué factores aumentan la probabilidad de experimentar un embarazo doble.

Diferencias y curiosidades entre gemelos y mellizos

Tanto gemelos como mellizos nacen de un mismo parto. Sin embargo, los gemelos son originados de un mismo óvulo y un mismo espermatozoide (son monocigóticos), y los mellizos, de distintos óvulos y distintos espermatozoides (son dicigóticos).

Gemelos: genéticamente iguales

Así, en el caso de los gemelos, hablamos de hermanos genéticamente idénticos (clones) que, por lo tanto, tendrán siempre el mismo sexo.

Esto se debe al hecho de que provienen del mismo óvulo y del mismo espermatozoide que, en un estadio muy temprano del desarrollo, se dividió en dos y originó a dos individuos totalmente independientes.

Pexels Photo 9037328

A raíz de ello, comparten el mismo ADN. Aunque los gemelos son clones, a nivel genético, el ambiente tiene su efecto en la expresión de los genes, y esto hace que pueda haber diferencias entre gemelos.

En este sentido, los gemelos tienen huellas dactilares diferentes, por ejemplo. Así, aunque partan de la misma base genética, el ambiente operará y podrá originar ciertas diferencias. Además, no olvidemos que se tratan de personas totalmente independientes.

Mellizos: hermanos no idénticos

En cambio, en el caso de los mellizos, dos óvulos y dos espermatozoides diferentes han originado dos nacimientos en un mismo parto.

Es decir, se trata de dos hermanos (genéticamente diferentes) que han nacido a la vez.

Al no compartir la totalidad del ADN, pueden ser de diferente sexo, es decir, niño y niña. Además, físicamente sus diferencias serán mayores que en el caso de los gemelos idénticos.

Interés en el estudio de los gemelos

El interés por estudiar a los gemelos se remonta en el año 1875, y en psicología hubo una figura clave: Francis Galton, científico inglés y primo de Charles Darwin.

Galton descubre ese año, según Nancy Segal, gemela y directora del Centro de Estudios de Gemelos de la Universidad Estatal de California en Fullerton, “el diseño de investigación gemela, que es una forma muy sencilla y muy elegante de observar el comportamiento".

Y es que, según un artículo del International Journal of Epidemiology, Galton publicó "el primer intento detallado de utilizar el fenómeno de los gemelos para estimar los poderes relativos de la naturaleza y la crianza".

De hecho, los estudios con gemelos han sido muy útiles para estudiar el peso de la genética y el ambiente en la personalidad o la inteligencia, en ciertas enfermedades, etc.

¿Una conexión especial?

Los gemelos idénticos suelen afirmar tener una conexión entre ellos que va más allá de la complicidad (por ejemplo, entenderse solo con miradas) o de la relación que podrían tener con otros hermanos (no gemelos).

Según la psicoanalista Melanie Klein (1963), quien estudió mucho la infancia, la fascinación con los gemelos surge de la fantasía universal de tener un hermano gemelo, y esto se vincula con sentimientos de soledad, con el anhelo de cercanía y con el deseo de ser completamente entendido.

Pexels Photo 6222761

Si nos dirigimos a los estudios, un artículo de revisión del 2012, del psiquiatra Tuulikki Trias y de las Catedráticas de psiquiatría infantil Hanna Ebeling e Irma Moilanen, la relación de gemelos crea un tipo especial de relación, y es que estos pueden ofrecerse el uno al otro apoyo mutuo, compañerismo y cariño.

En este sentido, se ha llegado a sugerir que se trata de la relación más estrecha entre dos personas. Pero también es cierto que los gemelos idénticos a veces deben enfrentarse a sentimientos difíciles; por ejemplo, uno puede ser más dominante.

Además, en ocasiones, la identificación y la dependencia entre los co-gemelos puede ser muy acentuada y fuerte.

Una relación especial de hermanos

Trias y colaboradores (2012) hicieron una revisión exhaustiva de los estudios sobre la relación entre gemelos idénticos y concluyeron que los gemelos generan una relación especial de hermanos que es diferente de la relación de hermanos únicos, así como en diferentes tipos de pares de gemelos.

Según los investigadores, crecer junto al co-gemelo que está constantemente presente puede resultar beneficioso, aunque también puede crear situaciones complicadas y/o de dependencia.

Factores que aumentan la probabilidad de embarazos dobles

Como curiosidad, hay algunos factores que aumentan la probabilidad de tener gemelos o mellizos. Algunos de los más relevantes son:

Genética

Las probabilidades de tener mellizos, que no gemelos, se duplican cuando ha habido mellizos en la familia de la mujer, y así lo han mostrado diferentes estudios, como este del 2008.

De esta forma, aunque en la familia del hombre haya muchos mellizos, esto no contribuiría a una mayor probabilidad de tener gemelos en su pareja.

Sin embargo, la herencia que el padre transmita a las hijas sí puede influir, es decir, la herencia también pasaría a través de la vía paterna, pero solo se manifestaría en las mujeres, al ser ellas las que ovulan.

La altura

Curioso, ¿no? Los datos muestran que las mujeres más altas tienen más probabilidad de tener gemelos (como sugiere un estudio del 2006). Los expertos creen que esto podría tener relación con el factor de crecimiento y la insulina, aunque no se sabe a ciencia cierta por qué ocurre.

Edad de la madre

Las mujeres con una edad materna más avanzada, normalmente a partir de los 38 años, tienen más probabilidad de concebir mellizos.

Esto es en parte debido a los cambios hormonales a medida que se acerca la menopausia (lo que aumentaría la probabilidad de liberar más de un óvulo durante la ovulación).

Las técnicas de reproducción asistida

La probabilidad aumenta, concretamente a tener mellizos, debido a la transferencia de más de un embrión.

En el caso concreto de la FIV (Fecundación in Vitro), la tasa de embarazos de gemelos con embriones frescos llega al 12% en mujeres menores de 35 años, y al 9% en mujeres de entre 35 y 37 años.

El peso corporal

Las probabilidades de tener gemelos aumentan con un IMC (Índice de Masa Corporal) mayor de 30, tal y como sugiere un estudio del 2005, llevado a cabo por la Academia Estadounidense de Ginecología y Obstetricia. Así, las mujeres con sobrepeso tienen más probabilidad de tener gemelos de forma natural.

En cambio, tener un IMC por debajo de 18,5 disminuye la probabilidad de tener gemelos.

La dieta

La dieta también podría influir en la probabilidad de tener gemelos. Un estudio del 2006 encontró que las mujeres que consumían productos y alimentos de origen animal, especialmente productos lácteos, podrían estar tomando factor de crecimiento de insulina de forma adicional.

Esta hormona es liberada por las vacas en la leche, y al consumirse, influiría en la reproducción humana.

Por su parte, otro estudio, del 2012, mostró que comer mucha cantidad de ñames (un grupo de plantas con tubérculos comestibles) también aumentaba la probabilidad de tener gemelos.

Fotos | Portada (pexels), Imagen 1 (pexels), Imagen 2 (pexels)

Bebés y más | Una mujer es madre de gemelas a los 50 años, tras 23 tratamientos de fertilidad y tres abortos espontáneos, ¿En qué semana de embarazo nacen mellizos o gemelos, trillizos y cuatrillizos?

Temas
Inicio