Publicidad

Una mala alimentación en el embarazo puede provocar obesidad infantil: la conclusión tras estudiar a más de 16.000 madres e hijos

Una mala alimentación en el embarazo puede provocar obesidad infantil: la conclusión tras estudiar a más de 16.000 madres e hijos
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

La dieta de los niños durante los dos primeros años de vida, incluida la de su madre durante el embarazo, desempeña un papel importante en su salud futura. Así se desprende de un estudio obervacional reciente publicado en la revista 'BMC Medicine'.

Investigadores de University College de Dublín (Irlanda) concluyeron que la alimentación de las mujeres durante la gestación puede influir mucho en el peso de sus hijos, y una dieta poco saludable podría conducir fácilmente a la obesidad infantil.

El error de los alimentos procesados

Ling-Wei Chen, de la Escuela de Salud Pública del University College de Dublín y uno de los autores del estudio, afirmó que los niños nacidos de madres que comen muchos alimentos procesados repletos de azúcar y sal se enfrentan a un mayor riesgo de obesidad en la infancia, tal y como explica France-24:

"Los niños nacidos de madres que consumen una dieta pobre, rica en alimentos poco saludables durante el embarazo pueden tener más probabilidades de padecer obesidad o exceso de grasa corporal.

Cada vez hay más pruebas que señalan los primeros 1.000 días de vida –desde la concepción hasta los dos años– como un periodo clave para prevenir la obesidad infantil".

Hay que recordar los efectos nocivos de esta mala alimentación, ya que la obesidad infantil suele prolongarse hasta la edad adulta y se asocia a un mayor riesgo de diabetes de tipo 2, hipertensión arterial y enfermedades cardíacas, entre otros problemas de salud.

Los beneficios de una dieta saludable

Dieta Sana

Para examinar cómo la dieta materna podría afectar a la obesidad infantil, los investigadores analizaron los datos recogidos de 16.295 parejas madre-hijo en Irlanda, Francia, Gran Bretaña, Países Bajos y Polonia. De media, las madres tenían 30 años y un índice de masa corporal (IMC) saludable, una medida estándar para la obesidad calculada en función del peso, la altura y el sexo.

Las mujeres informaron de los alimentos que consumían antes y durante el embarazo y, según esto, los investigadores calificaron las dietas en una escala de cero a cinco puntos. Las mujeres con las dietas más saludables, ricas en frutas, verduras, cereales integrales, productos lácteos bajos en grasa, frutos secos y legumbres, se colocaron en un extremo. Las que comían muchas carnes rojas y procesadas, junto con alimentos repletos de grasas saturadas, azúcar y sal, estaban en el otro.

En el seguimiento, se calculó el IMC de los niños en la primera, segunda y última etapa de la infancia (entre los 10 y los 11 años). Comprobaron que los niños mayores nacidos de madres que comían mal durante el embarazo eran propensos a tener mucha más grasa y menos masa muscular.

De ahí que la autora principal del estudio, Catherine Phillips, de la Universidad de Dublín, deje clara la importancia de que la embarazada se alimente bien:

"Nuestros resultados sugieren que promover una dieta saludable en general, con un alto contenido de frutas y verduras y un bajo contenido de carbohidratos refinados y carnes rojas y procesadas, durante todo el embarazo puede ayudar a prevenir la obesidad infantil".

La autora añade que investigaciones anteriores habían señalado que los niveles bajos de masa muscular pueden estar asociados a un mayor riesgo de diabetes, hipertensión y obesidad. Pero su estudio observacional no demuestra directamente la causa y el efecto, ni explica biológicamente por qué una dieta materna deficiente podría conducir al sobrepeso en los niños.

Pero sencillamente lo importante de este estudio es haber comprobado hasta qué punto la dieta durante el embarazo incide en la salud en la infancia y, por tanto, la importancia de evitar los alimentos procesados y optar por frutas y verduras, porque una buena alimentación comienza ya en la gestación.

Por supuesto, también recordar que los dos primeros años de vida de nuestros hijos son claves para prevenir una obesidad infantil futura.

Vía | Agence France-Presse

Fotos | iStock

En Bebés y Más | 18 alimentos que están prohibidos durante el embarazo y pueden perjudicar a tu bebé, Claves para una alimentación sana para la madre y su bebé, según la nueva 'Guía de Nutrición en el embarazo'

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio