Compartir
Publicidad

Por fin todas las parejas que lo deseen podrán tener dos hijos en China

Por fin todas las parejas que lo deseen podrán tener dos hijos en China
0 Comentarios
Publicidad

Pedir permiso al gobierno para tener un hijo. Parece mentira, pero es lo que muchas parejas chinas han hecho en los últimos años para tener un segundo hijo, si cumplían ciertos requisitos. Antes, décadas de multas, abortos forzados y un gran aumento de las esterilizaciones. Pero, finalmente, las trabas van a desaparecer y China elimina la política del hijo único.

En 1976 se aprobó esta política restrictiva y polémica que, según las autoridades chinas, ha logrado estabilizar la natalidad en el país y permitir su despegue económico. Pero, en la actualidad, se busca equilibrar el desarrollo de la población, ya que hay una desproporción importante entre el número de hombres y de mujeres, siendo los varones más numerosos.

Con esta medida también se pretende dar respuesta al problema del envejecimiento de la población, ya que el número de personas por debajo de la edad de jubilación sigue descendido año tras año, con lo cual la población activa es insuficiente para mantener el equilibrio.

En China la política del único hijo siempre ha tenido algunas excepciones, como en el caso del entorno rural o las minorías étnicas. En 2013 el gobierno chino aceptó que aquellas parejas en las que uno o dos de los miembros fueran hijos únicos también podrían tener dos descendientes.

Ahora, se acabaron las restricciones, ya que tras la reunión de cuatro días del Comité Central del partido comunista se permite que todas las parejas que lo deseen tengan dos hijos. Las bolsas no han tardado en reaccionar y ya se ven subidas en empresas de alimentación e higiene infantil, que ven cómo se abre un gran potencial.

Pero, ¿tendrá esta medida el efecto que buscan las autoridades del país? Porque a estas alturas, en la sociedad china se ha extendido la cultura de un solo hijo y también es más caro que antes criar a un segundo descendiente.

Sea como sea, lo importante es que las parejas chinas por fin podrán escoger si tener o no un segundo hijo, abriendo la puerta a un derecho fundamental. Esperemos que, en unos años, problemas como los de que los bebés tengan que buscar esposa o el de los abortos selectivos sean parte del pasado.

Vía | RTVE
Foto | iStock
En Bebés y más | El trabajo infantil aumenta en China debido al sistema educativo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio