Compartir
Publicidad

IKEA emite una alerta urgente después de que tres niños hayan muerto aplastados por una cajonera

IKEA emite una alerta urgente después de que tres niños hayan muerto aplastados por una cajonera
9 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En Bebés y más hemos avisado en diversas ocasiones acerca del peligro que tienen los muebles y las televisiones para los niños, si no están anclados a la pared. Los niños tienen una curiosidad innata y una gran fuerza y destreza que les permite trepar y subir a los muebles, poniéndose a riesgo de caerse o peor, de quedar aplastados debajo de ellos, si se vuelcan.

Ahora IKEA ha decidido emitir una alerta urgente, tal y como leemos en DailyMail, después de que tres niños hayan muerto al conseguir tumbar las conocidas cajoneras del fabricante.

Las cajoneras de la gama MALM

Los tres incidentes sucedieron con el mismo tipo de cajoneras, las conocidas MALM (yo tengo una de ellas, aunque no el modelo de la foto). En 2014 fallecieron dos niños y hace poco un tercero, y ante esta situación IKEA ha decidido volver a dar aviso a los padres de lo peligroso que puede ser poner estos muebles relativamente altos, con muchos cajones y con peso en ellos, sin fijar a la pared.

Y es que los niños consiguen abrir los cajones y no cuentan con el raciocinio suficiente como para pensar que el mero hecho de abrirlos todos puede hacer que la cajonera vuelque, o que en caso de que tengan poco peso, el que ellos se metan en uno de los cajones pueda provocar el mismo efecto.

La investigación acerca de la muerte de Ted McGee

Sucedió en febrero de este mismo años, cuando Ted, un niño de Minnesota de 22 meses de edad, falleció al quedar atrapado debajo de una cajonera MALM de 6 cajones. La madre explicó que el niño estaba durmiendo la siesta y que ella acudía cada 20 minutos para ver si todo iba bien, cuando en una de las comprobaciones encontró a su hijo ya debajo de la cajonera. No la oyó caer, y si el niño gritó o dijo algo, ella no se enteró.

Tras este suceso, la misma IKEA inició la necesaria investigación y aportó todo lo requerido a las autoridades estadounidenses para que hicieran lo propio.

Ya en 2014, como hemos comentado, un niño murió después de que una cajonera se le cayera encima y quedara atrapado entre esta y la cama, y otro de 23 meses sufrió el mismo final al caérsele encima una de tres cajones. El año pasado se informó de 14 accidentes más por el mismo motivo, aunque sin tener que lamentar la muerte de ningún niño.

IKEA decidió añadir más avisos en las instrucciones de sus muebles alertando del riesgo de caída y en las cajas introdujo los elementos necesarios para poder fijar los muebles a la pared y eliminar así el riesgo completamente. Seguro que en más de una ocasión habéis visto este dibujo en las instrucciones de montaje de los muebles:

Ikea2

Sin embargo, los padres de Ted McGee han afirmado que no estaban enterados de esta alerta y no eran conocedores del riesgo de caída del mueble. Desde IKEA han enviado sus condolencias a la familia y se han puesto a su servicio y al de las autoridades para ayudar en todo lo que sea necesario con la investigación.

Además, como hemos explicado, vuelven a avisar acerca de las cajoneras MALM, que están en más de 27 millones de hogares, para que los padres sepan del peligro que conllevan, y no por un defecto de fabricación, sino porque es imperativo fijarlas a la pared si hay niños en casa que puedan hacer un uso inadecuado de las mismas.

En Bebés y más | Consejos de seguridad en casa con bebés que empiezan a caminar, Los accidentes caseros son la primera causa de la mortandad infantil, Consejos para prevenir caídas desde ventanas y balcones

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio