Publicidad

Los futuros papás también los tienen: seis síntomas de embarazo en el hombre
Embarazo

Los futuros papás también los tienen: seis síntomas de embarazo en el hombre

Publicidad

Publicidad

Los cambios del embarazo no sólo afectan a la mujer, sino en algunos casos, también a su pareja. Los futuros papás pueden llegar a sentir los mismos síntomas que tienen sus mujeres embarazadas, un fenómeno conocido como el Síndrome de la Covada, término proveniente del francés “couvade” (incubar).

No hay una causa física, pero la empatía y la conexión emocional que se establece con la pareja provoca a veces, desde el mismo momento en el que se enteran del embarazo, que ellos también comiencen a sentir cambios. Comentaremos seis síntomas de embarazo que sufren los hombres. Si tenéis alguno más, os invitamos a sumarlo a lista.

Ansiedad

Es normal que el hombre experimente cuadros de ansiedad, debido a la proximidad de su paternidad. Insomnio, fatiga, subidas de tensión y estrés no son síntomas exclusivos de la mujer. El hombre también comparte las preocupaciones sobre el embarazo de su mujer.

Se sienten inquietos sobre el desarrollo del embarazo, las pruebas médicas, les preocupa si estarán preparados para el parto y si lo harán bien al nacer el bebé. En estos casos, cuanto más involucrado esté el hombre en el proceso de embarazo, más confianza podrá tener en sí mismo y transmitirlo a su pareja.

Náuseas matutinas

Los padres también pueden padecer las molestas náuseas matutinas que afectan a las embarazadas durante los primeros meses de gestación.

Son varios los estudios que se han ocupado de ello sin encontrar una razón contundente. En las mujeres, es el aumento de estrógenos, en los hombres se cree que está ligado a la ansiedad de la que hablábamos antes, así como a cambios en la dieta, ya que es habitual que el hombre coma más para aliviar el estrés.

Aumento de peso

No sólo la barriga de la embarazada es la que va creciendo, sino también la de su compañero. La báscula revela un aumento de peso que se incrementa a medida que avanza el embarazo. Se cree que el hombre gana alrededor de seis kilos durante el embarazo de su mujer.

También debido a la ansiedad que provoca cambios en la dieta. El culpable más probable es el cortisol, apodado como la "hormona del estrés", que es secretada en volúmenes más altos durante los períodos de ansiedad. El cortisol regula los niveles de insulina y azúcar en la sangre por lo que puede haber sensación de hambre cuando en realidad no lo hay.

Al igual que la mujer, es conveniente que el hombre también controle el aumento de peso durante el embarazo y cuide mejor su alimentación.

Cambios de humor

El hombre también experimenta una montaña rusa de emociones durante el embarazo, especialmente durante las primeras semanas.

Se siente preocupado ante la cercanía de su paternidad y sufre todo tipo de emociones. Puede pasar de la alegría a la tristeza, de la tranquilidad a la ansiedad o de la dulzura a la irritabilidad en un muy corto período de tiempo.

Cambios en el apetito sexual

sintomas-embarazo-hombre

La vida sexual también se ve afectada en el embarazo. En algunos hombres, la líbido decide irse de viaje hasta después del parto, mientras que otros viven el sexo con mayor intensidad durante estos meses.

Los cambios físicos que experimenta la madre puede motivar a algunos, pero desmotivar a otros. Muchos tienen miedo de lastimar al bebé al mantener relaciones sexuales (tranquilos, es imposible llegar a dañar al bebé), así que aprovechad el sexo en el embarazo porque puede ser una experiencia muy placentera para los tres.

Newsletter de Bebés y más

Suscríbete para recibir cada día nuestros consejos sobre embarazo, maternidad, bebés, lactancia y familia.

Achaques y dolores

Algunos hombres se vuelven más "quejosos" de lo habitual en cuanto a achaques y dolores. Molestias típicas de las embarazadas como dolor de espalda, ciática, dolor de cabeza o calambres son también sufridas por él.

Los investigadores no encuentran una causa física a estos dolores, que en el caso de la mujer es provocado por la acción de las hormonas. Lo que se cree es que se debe a un mecanismo de identificación con la pareja o en algunos casos, sentimientos subconscientes de competencia, ya que aunque no lleva un bebé dentro, también está próximo a convertirse en padre.

Foto | iStockphoto
En Bebés y más | Siete consejos para tu primer año de paternidad, de un padre ex-primerizo

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios