Compartir
Publicidad
Publicidad

Música clásica para niños: los pájaros (II)

Música clásica para niños: los pájaros (II)
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de haber visto cómo los pájaros dan mucho juego en las composiciones clásicas, seguimos con este recorrido que nos aproxima a otra música clásica para niños que tiene como protagonistas a los pájaros.

En ella podemos convertirnos junto a los niños en aves que recorren los cielos e imaginarnos paisajes diferentes, más alegres o más tranquilos, y escuchar sus cantos al son de la música.

Vivaldi y los pájaros

"Il gardellino". De entre el catálogo de conciertos para instrumentos de viento de Antonio Vivaldi, nos fijamos en esta ocasión en la colección de seis concierto para flauta incluida en el Opus 10, más concretamente en el nº 3, que lleva el subtítulo de Il Gardellino ("El jilguero").

No podemos dejar de mencionar a Vivaldi y su "Primavera", de la que os trajimos un bonito vídeo animado para niños. En algunos fragmentos parece que escuchemos

La Pastoral de Beethoven (sinfonía número 6)

La Sinfonía n.º 6 en fa mayor, Opus 68 "Pastoral" (1808) fue subtitulada por Ludwig van Beethoven como "Recuerdos de la vida campestre". Hacia el final del segundo movimiento, Szene am Bach («Escena junto al arroyo», Andante molto mosso), la flauta, el oboe y el clarinete se aúnan armoniosamente en la imitación de los cantos del ruiseñor, la codorniz y el cuclillo (compases 129 a 136 del Andante molto mosso).

El propio compositor advierte que estas descripciones no deben tomarse de una manera demasiado literal, él las clasifica de expresión de sentimiento, antes que de descripción.

En 1940, Walt Disney incorporó está sinfonía en su famosa película de animación "Fantasía". Para muchos críticos, la incorporación de imágenes y personajes mitológicos (cupidos alados, pegasos, unicornios, faunos...) fue simplemente ridícula. Pero quizá este hecho anecdótico aumentó aún más la fama de la obra.

"Las Estaciones" de Haydn

En el oratorio "Las Estaciones", estrenado en 1802, Franz Joseph Haydn pintó el amor por la Naturaleza, campesinos bailando, una tormenta, pájaros cantando...

Respighi y Los pájaros

El compositor italiano de finales del siglo XIX Ottorino Respighi incluyó varias aves en su obra titulada “Los pájaros” ("Gli ucelli"). Es una obra de 1927 que se tocó por primera vez en los Estados Unidos en 1928. Es la tercera de una serie de antiguas danzas y arias.

"La Paloma" es una pieza originalmente creada por Jacques de Gallot, laudista y compositor desaparecido en 1685. "La Gallina" se inspira en una de las páginas más populares para clave escritas por el gran compositor francés Jean Philippe Rameau (1683-1764). "El Cucú" tiene nuevamente como base otra obra de Pasquini. En el movimiento IV, L'uusignuolo, "El ruiseñor" (basada en una composición anónima del XVII), escuchamos una de estas aves.

El Carnaval de los animales

Cuando hicimos nuestro primer repaso por la música clásica relacionada con los animales, no podía faltar el famoso “Carnaval de los animales” (“Le carnaval des animaux”) del compositor romántico francés Camille Saint-Saëns. El león, las tortugas, el elefante, los canguros... y también las gallinas y gallos, para clarinete, 2 pianos, 2 violines y viola.

Esta pieza inicia con una gallina (uno de los pianos). Inmediatamente después entra otra gallina (ahora es el primer violín, que hace lo mismo que el piano). Luego entra una gallina más (esta vez se trata del segundo violín). Después, llega un gallo (piano), que calla a las gallinas e impone orden. Más adelante, el instrumento que imita al gallo será el clarinete.

"Le cygne", "El cisne", es una de las partes más tranquilas de la obra. En el fragmento podemos escuchar dos pianos y un cello que interpretan el sereno y natural paseo de un cisne en su hábitat natural.

El cucú o cuco en el profundo bosque o en el fondo del bosque, para clarinete y dos pianos. Aquí los pianos hacen un fondo misterioso (el bosque), mientras que el clarinete imita el cantar del cucú. Como curiosidad, el compositor pidió que el clarinetista se escondiera detrás del escenario, así que no lo veríamos en un concierto.

En "Voliére" ("Pajarera" o "Aleteos"), para flauta, dos pianos, dos violines, viola, violonchelo y contrabajo. Aquí, sobre un fondo que hacen las cuerdas, los dos pianos con sus melodiosos adornos acompañan a la flauta quien virtuosamente representa el libre vuelo de los pájaros.

Esperamos que este repaso por la música clásica para niños que haga volar a toda la familia haya sido de vuestro agrado, y disfrutéis de imaginar las distintas escenas con vuestros hijos.

Foto | shankar, shiv en Flickr En Bebés y más | Música clásica para niños: los pájaros, Música clásica divertida para niños, Música clásica para niños: el mar, Música clásica para niños: los animales

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos