Publicidad

La comida no se tira: "Buen aprovecho"

La comida no se tira: "Buen aprovecho"
4 comentarios

Publicidad

Publicidad

En una casa con niños es probable que se desperdicien alimentos, de hecho pocos son los hogares (con o sin hijos) en los que no se tira comida a la basura. Esto es algo que, será porque me lo enseñaron mis padres y abuelos ("no sabes lo que es pasar hambre"), no soporto, e intento evitar por todos los medios.

Según estudios de la Unión Europea, España es el sexto país de Europa con mayor despilfarro de alimentos. Esta situación, que podría reducirse cambiando unos pocos hábitos, me parece realmente dolorosa teniendo en cuenta el hambre que pasan muchas personas a nuestro alrededor (ya no hablo de países lejanos) y así inetento hacérselo ver a mis hijas.

Hace unos días se celebró la Semana de Reducción de Desperdicios de Alimentos, pero es hoy cuando me encuentro con el vídeo que explica el decálogo para no desperdiciar. Aquí os dejamos los consejos para no tirar alimentos, que el Ministerio de Alimentación ha publicado con el lema de "Buen aprovecho".

  • Planifica los menús, teniendo en cuenta el número de comensales. Hay que elegir los alimentos basándonos en las necesidades de nuestro hogar. Esto puede ser complicado al principio con niños pequeños, pero enseguida nos amoldamos a sus cantidades (que irán variando poco a poco) y desperdiciaremos menos.

  • Hacer la compra inteligente (no comprar con hambre, hacer una lista...). Antes de planificar la compra, comprueba el estado de los alimentos que tienes en casa, sobre todo los productos frescos o con fecha de caducidad.

  • Tirar comida es tirar dinero, ten en cuenta tu presupuesto. Y recuerda que en épocas de crisis, también es posible comer de manera saludable.

  • Conserva adecuadamente la comida, siguiendo las instrucciones del envase, teniendo la nevera a la temperatura adecuada, consumiendo primero los alimentos más antiguos...

  • Utiliza la comida por orden de antigüedad: es importante conocer qué alimentos se deterioran antes y consumirlos en perfectas condiciones. También es fundamental almacenarlos y conservarlos como es debido. Para evitar tirar alimentos, lo primero es conocer las etiquetas del envase y entender bien su significado. La "Fecha de Caducidad" se utiliza para alimentos perecederos y con riesgo microbiológico, como carnes y pescados crudos o platos precocinados. Su significado indica que a partir de esa fecha, el alimento puede ser peligroso para la salud. El mensaje “Consumir preferentemente antes del” se utiliza en alimentos de los que, a partir de esa fecha, su consumo no es perjudicial para la salud pero se pueden observar cambios en sus aspectos sensoriales como en el sabor, el olor o la textura.

  • Ajusta las raciones: la mejor manera de evitar que sobre comida es servir las raciones que se van a consumir. Si finalmente tenemos sobras de alimentos de las comidas, se pueden reutilizar en los próximos días, o bien congelarlos y consumirlos en otra ocasión. Para los niños, mejor servir raciones pequeñas y que después repitan a ponerles una ración grande, que sobre la mitad y no poder aprovechar esa comida para más tarde.

  • Aprovechar la comida sobrante: el nuevo destino de unas sobras de alimentos que no vayamos a consumir pueden ser nuevas recetas (batidos, mermeladas, cremas, croquetas...) o platos para los días siguientes (así nos evitamos cocinar algún que otro día).

  • Tira a la basura solo lo que sea imposible aprovechar, haciéndolo de manera responsables (reciclando papel, envases...). Los compostadores domésticos convierten los residuos orgánicos en abono para las plantas.

  • Si comes fuera de casa, o si lo hacen tus niños (para el almuerzo en el cole, por ejemplo) lleva recipientes reutilizables: de este modo se ahorra en envases, la comida se mantiene mejor y podemos retornar a casa lo que no comamos.

  • En los restaurantes, conviene pedir con moderación, para que no sobre comida, y si sobra, se puede solicitar que nos la preparen para llevar. Hace unos años parecía vergonzoso pedir esto en los restaurantes, pero cada vez son más habituales los establecimientos que preguntan o directamente envasan los alimentos sobrantes para el cliente.

En fin, son muchas las maneras gracias a las que podemos evitar el desperdicio de alimentos en nuestro hogar, cambiando algunos hábitos e inculcándole a nuestros hijos la necesidad de hacerlo por el bien de todos y por un mundo mejor, más responsable y justo.

Sitio Oficial | Alimentación.es Foto | BrickWares en Flickr-CC En Bebés y más | La crisis, ¿enemiga de la buena alimentación?, Consejos para que el niño aprenda una correcta nutrición, Decálogo para una alimentación infantil sana

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios