Compartir
Publicidad
Publicidad

Las guarderías en la palestra

Las guarderías en la palestra
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Una guardería debe ser un lugar que proporcione a los padres una absoluta confianza sabiendo que sus hijos estarán bien atendidos, las cuidadoras y educadores se encargarán de desarrollar las habilidades sociales e intelectuales que correspondan a su edad, proporcionarán a los pequeños una alimentación rica y variada, en resumidas cuentas velarán adecuadamente por ellos.

Ayer podíamos comprobar a través del programa televisivo “Diario de… Maltrato en la guardería”, como en algunas guarderías los niños reciben un trato vejatorio e imperdonable, son descuidados, mal alimentados, castigados, golpeados... un maltrato con mayúsculas. Entre algunas de las escenas destacamos la acción de una cuidadora que obligaba a una niña de dos años a comer sus propios vómitos.

Las escenas se sucedieron en el programa y quienes lo pudimos ver, asistimos al horror al que se encontraban sometidos los niños, un infierno desconocido para los padres y para los mismos niños, tan pequeñitos que no saben lo que pasa, sólo lloran desconsolados porque individuos sin escrúpulos les maltratan, si supieran denunciar... Claro, que estas situaciones suelen darse en las guarderías clandestinas, en las que hay personal no cualificado para el cuidado y la educación de los niños o en algunas ludotecas españolas. Precisamente, en las ludotecas no existen inspecciones ya que se escudan bajo unos parámetros que distan mucho de las acciones que se deben realizar en una guardería. Una ludoteca no es en absoluto una guardería y no debe ejercer como tal, pero el amplio horario que ofrecen hace que muchos padres dejen a sus hijos largas horas en un lugar sin garantías.

Pero lo que en realidad queremos destacar es una opción que mostraron en el reportaje, se trata de las guarderías que tienen instaladas cámaras de vigilancia que pueden ser consultadas a través de internet y comprobar así que los cuidados que se le están procesando a nuestros hijos son los más adecuados, es un modo de proporcionarnos a los padres una total confianza sobre la actuación de la guardería.

Un ejemplo nos lo proporciona el Centro Infantil Mínimus, en estas instalaciones los niños se encuentran perfectamente atendidos y la transparencia brilla en todas las actuaciones. Te proporcionan un usuario y una contraseña para que puedas acceder a través de la cámara de vigilancia, a la clase de tu hijo. Además, en Mínimus te entregan diariamente un informe sobre las actividades de la jornada, los padres participan en reuniones buscando mejorar continuamente el sistema, etc.

Sin duda es un modelo a seguir, pero sus precios pueden no ser accesibles para muchas familias, por esta razón es necesario que se potencien las guarderías públicas de las que estamos escasos en nuestro país, las administraciones de educación deben trabajar mucho más en esta cuestión. No se puede confiar en desconocidos cuando se trata de los cuidados de nuestros hijos, personalmente pensamos que el uso de cámaras de vigilancia debería ser obligatorio en todos los centros en los que atiendan a menores, seguro que se evitarían muchos de los maltratos cómo los que ayer nos rompieron el alma.

En Bebés y más | Noticias sobre Guarderías En Bebés y más | Las ludotecas brindan sus servicios a los niños En Bebés y más | Los centros de ocio, una alternativa a la guardería

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos