Compartir
Publicidad

El emotivo agradecimiento de un padre a los "magos" que le salvaron la vida a su hija

El emotivo agradecimiento de un padre a los "magos" que le salvaron la vida a su hija
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Alberto Lizaralde, fotógrafo y director creativo, ha compartido un hilo en Twitter con el que nos ha conmovido a todos. En él cuenta la historia de su hija Marina, que nació hace cuatro meses con una cardiopatía congénita y debió ser operada cuando tan solo tenía un mes de vida.

Su sincero relato al que llama "Una historia personal para homenajear a toda esa gente que trabaja con niños en hospitales" es, además de una experiencia con la que muchos de vosotros os sentiréis identificados si habéis pasado por algo similar, un emotivo agradecimiento a los profesionales médicos que le salvaron la vida a su bebé.

Nació con una cardiopatía congénita

Las cardiopatías congénitas son el defecto de nacimiento con mayor incidencia en España, que afecta a una media de ocho de cada mil bebés nacidos.

Existen más de 50 tipos de malformaciones diferentes del corazón, algunas pueden presentar un riesgo leve, que solo requieren revisiones periódicas, mientras que otras necesitan intervenciones y algunas más graves que requieren cirugía inmediata al poco tiempo de nacer. Este ha sido el caso de su hija Marina.

El padre empieza así el relato:

Enseguida aclara que cuenta la historia para que "nos sintamos orgullosos de los profesionales que tenemos en la Sanidad española", que no es lo mismo que la "Sanidad española".

Espera que sirva "como homenaje y muestra de admiración hacia todos los profesionales médicos que trabajan con niños" Y pide que se comparta el mensaje para que llegue a todos.

Y continúa con el relato:

"Gracias. Sois magos".

Los médicos de la Sanidad española, no la Sanidad española

Tras agradecer a todos los profesionales que estuvieron junto a la familia durante los dos meses que permaneció su hija ingresada, mencionó las duras condiciones de trabajo de muchos de ellos, de todo lo que dan por salvar vidas, y los pocos recursos con los que cuentan.

Y tras el paréntesis, continúa con el relato:

Nada más que agregar.

En Bebés y más | La fortaleza de las madres de niños enfermos: un anuncio que te llega directo al corazón

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio