Compartir
Publicidad
Publicidad

El ombligo cutáneo y probóscide en el recién nacido

El ombligo cutáneo y probóscide en el recién nacido
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

Al caerse el cordón umbilical en los recién nacidos, a veces el ombligo queda hacia fuera entre 0,5 y 3 centímetros, quedando lo que se denomina “ombligo cutáneo”. Con el paso de del tiempo lo normal es que se vaya introduciendo hacia dentro de la piel, en la propia cicatriz umbilical.

Sólo algunos niños siguen teniendo el ombligo hacia fuera durante algunos meses. Pero si no hay ningún otro signo, como sangrado, enrojecimiento o supuración (síntomas de qu el ombligo se ha infectado, causando una onfalitis), no habremos de preocuparnos.

Si la porción de piel sobresaliente no desaparece y queda como una pequeña tropa de elefante, se denomina "ombligo probóscide"; en este caso puede que sea necesaria una intervención quirúrgica, y habremos de acudir al pediatra para que haga el diagnóstico correcto.

La palabra "probóscide" proviene del griego 'pro', "anterior " y 'baskein', "para comer", y en su uso común en zoología designa un apéndice alargado y tubular situado en la cabeza de un animal, precisamente como la trompa de los elefantes o tapires, o la espiritrompa de las mariposas.

De ahí esta denominación, por la similitud del ombligo sobresaliente con esos apéndices.

Vía | Aeped En Bebés y más | Cuidados del ombligo, El corte tardío del cordón umbilical previene la anemia, La cultura del ombligo, Sangrado leve del ombligo del recién nacido

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos