Compartir
Publicidad
Publicidad

Un monumento a todos aquellos niños que no llegaron a nacer

Un monumento a todos aquellos niños que no llegaron a nacer
Guardar
33 Comentarios
Publicidad

Son muchas las ocasiones en que se evita hablar de algo por el dolor que produce, pero son muchas las veces en que es necesario o interesante hablar de ello porque es la manera de verlo desde diferentes perspectivas, de conocerlo, de pensar sobre ello.

Por esta razón me quedé sorprendido hace unos días cuando vi esta imagen en la que podéis ver un monumento a todos aquellos niños que no llegaron a nacer. Es algo tan doloroso o una decisión tan difícil (según suceda) que no esperaba que nadie dedicara su tiempo a plasmarlo de manera tan visual.

La escultura se llama “The child who was never born” (el niño que nunca nació) y está en Eslovaquia. La idea de hacer dicho monumento surgió de un grupo de jóvenes madres y el trabajo es una obra de Martin Hudáčeka.

Como siempre, ante una imagen así sobran las palabras, pero no negaréis que genera muchas emociones a cualquiera que pase un rato mirándola.

Sobre su significado o la motivación de crearla, hay quien dice que viene a mostrar el dolor de una mujer que se sometió a un aborto voluntario. No sé si es cierto y de hecho preferiría no saberlo realmente.

Yo ahí veo a una mujer llorando por un hijo que habría querido tener y que no nació. Un aborto involuntario, un embarazo que no llegó a término, un parto que no acabó bien,… También veo a la mujer arrepentida por haber abortado, pero quedándome sólo con ésta, el monumento adquiere un tinte reivindicativo y anti-abortista que le quita sentimiento y magia (a mi modo de ver).

Foto | Todayilearned
En Bebés y más | Umamanita.es: apoyo ante la muerte de un bebé, Los niños que vivan menos de 24 horas ya podrán ser registrados

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos