Publicidad

No hay información sobre la seguridad del ibuprofeno y paracetamol administrados de forma conjunta para bajar la fiebre

No hay información sobre la seguridad del ibuprofeno y paracetamol administrados de forma conjunta para bajar la fiebre
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

El año pasado se publicó en Evidencias en Pediatría, la valoración de un estudio que revisa las prácticas de varios hospitales para bajar la fiebre.

El objetivo es determinar la eficacia de ibuprofeno y paracetamol, administrados de forma combinada, frente a la administración de uno solo de ellos para disminuir la fiebre y mejorar el estado general del niño. La práctica extendida en los últimos años de utilizarlos juntos o de forma alternante, se da parte por la preocupación de las familias a ver a su hijo enfermo. Pero no hay estudios que demuestren que esto sea mejor que dar un sólo antitérmico, sin contar con la posibilidad de que se produzcan efectos secundarios indeseables (más perjuicio que beneficio).

En este estudio, se revisan las prácticas de varios hospitales para bajar la fiebre. Analizan si el dar ibuprofeno y paracetamol tiene efecto beneficioso en cuanto a bajar la fiebre o mejorar el estado del niño. También analizan si se producen efectos perjudiciales

Aunque no se ha descrito que los pacientes tuviesen efectos adversos, se sabe que cualquiera de estos dos antitérmicos es seguro si se utiliza de forma individual, pero no existe información sobre su seguridad si se administran a la vez; práctica que - además - puede llevar a errores en la dosis que recibe el niño.

Es decir, que ante un niño con fiebre, si se considera que hay que darle un antitérmico, se le debe dar uno de ellos, no los dos.

Recordemos que la función de los antitérmicos es tratar un síntoma que por sí solo no causa daño (como leíamos aquí), y que además puede ser nuestro aliado para el control de la infección.

Actualmente la fiebre es un motivo de consulta muy frecuente tanto en Atención Primaria como en Urgencias de los Hospitales generando, en muchas ocasiones, ansiedad en los padres. Por eso, y teniendo en cuenta que salvo que el causante de la fiebre sea realmente peligroso (por ejemplo la bacteria que causa meningitis); o en determinados casos que también se citan en el artículo mencionado, vale la pena recordar que - en realidad - es la respuesta defensiva del organismo, por lo tanto no tendría mucho sentido inhibirla.

Imagen | Matteo Bagnoli Vía | Bebés y Más Más información | Evidencias en Pediatría En Peques y Más | Cuidados sin fármacos en niños febriles, un libro de Carlos de Vilanova y Susi Vilela, La Asociación española de pediatría de atención primaria advierte que nuestros niños están sobremedicados

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir