Compartir
Publicidad

Escolarizar a los recién nacidos

Escolarizar a los recién nacidos
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Mirad que he escuchado muchas barbaridades en boca de los políticos, tanto en los medios como directamente, de los de todos los colores. Pero si tuviera que dar un premio a la falta de sensibilidad y de respeto hacia los niños se lo daría al Ministro de Trabajo que ayer hizo estas declaraciones en las que proponía la escolarización de los recién nacidos.

"Si tuviera que elegir una sola medida por encima de todas las demás para estimular la igualdad y, al mismo tiempo, la eficiencia de una economía, la capacidad, la producción y la riqueza a medio y largo plazo, esa sería que todos los chicos pudieran estar escolarizados inmediatamente después de su nacimiento".

Tengo que confesaros que he sentido un escalofrío y a la vez alivio, pues no creo que, por muy ideologizado que esté ningún gobierno, podemos llegar a ver esto. Aunque me temo que la Historia nos ha dejado ejemplos en los que los gobernantes se han apropiado de las vidas de las personas para encauzarlas según sus modelos, modelos que, reiteradamente, han resultado desatrosos y autocráticos.

En realidad he vislumbrado un mundo sacado de una pesadilla de Orwell, con nuestros hijos separados de las madres nada más nacer para ser institucionalizados, para que nosotras produzcamos más.

Espero, de todos modos, que en realidad, lo que se consiga sea que todos los niños tengan plazas gratuítas de guardería, electiva por supuesto, lo que sigo considerándolo una manera insuficiente para conciliar a nadie.

Los bebés necesitan estar con sus madres, con su familia, y una conciliación eficaz, pensada para garantizar los derechos de los menores a tener lo mejor, sería la que tendiera a facilitar eso, que los bebés se criaran con sus familias sin tener que recurrir a guarderías necesariamente, ofreciéndoles toda clase de ayudas para poder trabajar y ser padres sin tener que separarse de los pequeños.

Más bien lo ideal, en mi opinión, es que quien quisiera pudiera criar a sus hijos en casa, recibiendo ayudas, las mismas que se usan para pagar las instituciones que guardan a los niños. Porque criar es un trabajo, el más importante del mundo, el que da sostén a las generaciones futuras. Y no concibo una igualdad que niegue la importancia de la crianza como base de la sociedad.

Pero esto, separar a los recién nacidos del seno de su madre al nacer para conseguir una mejor "conciliación" es espantoso. ¿Qué cree este hombre que es la vida humana, la igualdad o los derechos?

No puedo considerar necesario privar a los bebés del calor de sus hogares nada más nacer para que aumente la producción y las mujeres se desgarren en sus emociones para trabajar nada más parir como los hombres. Creo que lo prioritario en una sociedad sana es que los derechos, las necesidades, los sentimientos y la alimentación natural de los niños sean protegidos. Un sistema que entiende conciliar no como pasar más tiempo con tu familia sino como poder separarte de tus hijos muchas horas para estar trabajando va por mal camino, un camino hacia la deshumanización.

Confío en que esto de la escolarización de los recién nacidos nunca sea posible y que se logre todo lo contrario, que padres y madres puedan trabajar sin tener que separarse de sus bebés ni institucionalizarlos, ampliando las bajas, el teletrabajo, las medias jornadas con sueldos dignos, las casas de niños, las madres de día y facilitando que las madres puedan trabajar con sus hijos cerca para verlos a lo largo de su jornada laboral.

Es decir, conciliar que sea humanizar la vida de las familias, acercándolas, no entregando a los bebés recién nacidos a instituciones, pues sabemos que no es lo mejor para ellos. ¿O es que los niños no importan ya?

Via | La Vanguardia En Bebés y más | Cuando los padres no entienden el término conciliación laboral y familiar, Los 10 mandamientos para la conciliación laboral-familiar, Aprobado el Plan Educa 3, ¿para conciliar qué?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos