Compartir
Publicidad
Publicidad

Bebés intercambiados ¿qué hacemos?

Bebés intercambiados ¿qué hacemos?
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A través de los informativos de la mañana hemos conocido un caso singular en el que existe un cierto dramatismo, dos familias checas deben intercambiar a sus bebés tras haber descubierto que por un error del hospital, cuando las recién nacidas estaban siendo pesadas, fueron cambiadas. Pronto cumplirán un añito, ambas nacieron el mismo día sanas y con un peso de 3 y 2,6 kilos.

¿Cómo descubrieron los padres que el bebé no era el suyo?, las diferencias físicas fueron la respuesta, uno de los padres sufría las bromas de los amigos cuestionando la paternidad, ya que la niña no se parecía en absoluto a la familia. Este hecho propicio realizar un análisis de ADN cuyos resultados empezaron a aclarar la situación.

Ni padre ni madre tenían ningún rasgo genético que concordara con el ADN del bebé, con lo que la sospecha de una posible infidelidad también se desvaneció, sólo quedaba una respuesta lógica, indagar qué ocurrió en el hospital. Nacieron cinco bebés el mismo día, tras la investigación realizada y el descarte de cada uno de los bebés, se llegó a la otra familia cuyo bebé fue intercambiado.

intercambio_bebes.jpg

Sin duda, fue un trago muy duro para ambas familias, aunque la que no sospecho nada, lo ha pasado peor al conocer la noticia, el drama de tener que devolver a la pequeña tras haber compartido tantos momentos felices es algo que nunca olvidarán y la tristeza y las lágrimas están presentes cada día. Ambas parejas se han puesto de acuerdo y se intercambiarán nuevamente los bebés, pero se han dado un tiempo, el cambio tendrá lugar unos días antes de Navidad, pero antes convivirán unos días para relacionarse con sus verdaderas hijas y contar con el apoyo de quien las ha criado.

Ahora se investiga la actuación del hospital y sea cual sea la respuesta, las familias solicitarán una indemnización por daños y perjuicios. Queda también realizar el trámite que permita cambiar el nombre de los bebés, ya que cada padre quiere que se llame tal y como desearon en su momento. Es difícil de creer que situaciones de este tipo puedan ocurrir en los tiempos en los que nos encontramos, donde las medidas como las pulseras de identificación, análisis y demás medidas, garantizan que cada bebé es entregado a sus verdaderos padres.

Vía | Tele 5 Más información | La Voz de Galicia Más información | Blesk Más información | Lidovky En Bebés y más | Después de 26 años se dan cuenta que fueron intercambiados al nacer

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos