Publicidad

La ironía de no permitir amamantar frente a un cartel publicitario en una tienda de sujetadores

La ironía de no permitir amamantar frente a un cartel publicitario en una tienda de sujetadores
8 comentarios

Publicidad

Publicidad

¿Para hacer publicidad se pueden enseñar los pechos pero para alimentar a un bebé es algo reprobable que hay que cubrir? Es lo que se ha preguntado Wittney Hale, una madre que estaba de compras en una tienda de ropa interior cuando su bebé de 18 meses reclamó que había llegado su hora de comer.

Mientras estaba dando el pecho a su bebé, se le dijo que no podía "hacer eso" allí. Irónicamente, la mujer estaba frente a un gran cartel de publicidad de sujetadores (se está cubriendo sólo para recalcar la ironía). La madre de la mujer vio la escena y no dudó en sacar una foto de esa absurda situación. La imagen lo dice todo.

Wittney preguntó si podía alimentar en la tienda a su bebé. Le dijeron que sí y buscó un sitio apartado para darle el pecho. Discretamente se bajó la camisa y la cabeza del bebé tapaba el pecho (el cobertor lo usó para la foto). La misma mujer que le había dicho que sí se acercó nuevamente para decirle que no podía "hacer eso" en la tienda. Le dijo que debería hacerlo en el baño.

A pesar de discutir y pedir hacer una reclamación le reiteraron que debería ir al baño, indicándole cuál era el camino. La tienda luego se disculpó por la actitud de la dependienta y señaló que en su política no hay ninguna prohibición acerca de la lactancia materna en público.

¿Por qué es aceptable enseñar un gran cartel con dos pechos para vender sujetadores pero no para alimentar a un bebé? Vemos pechos en todos lados: carteles publicitarios, redes sociales, en la playa o incluso caminando por la calle se pueden ver escotes que enseñan lo mismo que puede enseñar una madre que da el pecho. Es hora de que una vez por todas se normalice una situación tan natural como es amamantar a un bebé.

Vía | Today
En Bebés y más | No olvides preguntar a tu madre cuánto tiempo te dio pecho antes de pedir a una mujer que amamante en otro sitio, Las cuatro razones por las que el mundo necesita que las madres den el pecho en público (y sin cubrirse)

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir