Publicidad

Pérdidas leves de sangre después de mantener relaciones sexuales en el embarazo

Pérdidas leves de sangre después de mantener relaciones sexuales en el embarazo
15 comentarios

Publicidad

Publicidad

Una consulta que nos llega a través de nuestra sección Respuestas se refiere a una de las preocupaciones más habituales durante las primeras semanas de gestación. Nuestra lectora mili1103 comenta que tiene 9 semanas de embarazo y notó un flujo vaginal marrón claro después de tener relaciones.

Las relaciones sexuales durante el embarazo están rodeadas de mitos completamente infundados. No se le hace ningún daño al bebé ni es perjudicial para la madre. Por el contrario, el sexo en el embarazo es seguro y recomendable. Pero como es normal, cualquier pérdida, por más mínima que sea, preocupa.

¿Por qué se produce un leve sangrado?

Durante el embarazo, aumenta el volumen sanguíneo de la madre y se produce la dilatación de los vasos sanguíneos. Por su parte, el elevado nivel de los estrógenos, principal hormona femenina, provoca una congestión de las mucosas, incluidas las del cuello uterino.

Esta es la causa de muchas de las molestias típicas del embarazo como la congestión nasal, los mareos y el dolor de cabeza.

Al mantener relaciones sexuales con penetración se produce un roce en las paredes vaginales. La sensibilidad de la zona debida a la congestión de los tejidos provoca una pequeña rotura de los vasos sanguíneos causando un leve sangrado que puedes apreciar como flujo rosado después de mantener relaciones sexuales o marrón unas horas después.

Cualquier pérdidas de sangre en el primer trimestre de embarazo, por más mínima que sea produce preocupación, pero estos pequeños sangrados no son peligrosos. Se producen de forma puntual y desaparecen a las pocas horas.

De todas formas, si lo preferís, podéis utilizar un gel lubricante íntimo que ayudará a suavizar la zona y evitar el roce. Precisamente por esa mayor irrigación de los órganos de la pelvis, hay mujeres que tienen más sensibilidad y llegan con mayor facilidad al orgasmo. O sea, que a disfrutar.

Newsletter de Bebés y más

Suscríbete para recibir cada día nuestros consejos sobre embarazo, maternidad, bebés, lactancia y familia.

¿Cuándo debo preocuparme?

Si el sangrado después de mantener relaciones sexuales o en cualquier momento es más abundante y/o va acompañado de dolores o calambres ya la causa puede deberse a otro motivo, por lo que debes acudir de inmediato al médico.

Si el sangrado es de color rojo brillante o notas un aumento en la cantidad de sangre debido a una hemorragia es momento de detener las relaciones sexuales hasta que la causa sea valorada por el médico. También deben detenerse si se producen contracciones fuertes o notas pérdidas de líquido amniótico.

El signo más evidente de amenaza de aborto es la hemorragia vaginal, aunque muchas mujeres tienen pérdidas en el primer trimestre y no siempre es un signo de aborto. También pueden deberse a un hematoma intrauterino o al sangrado de implantación que se produce al anidar el embrión en las paredes del útero.

No es necesario detener las relaciones sexuales debido a un leve sangrado después del coito, aunque conviene que lo consultes con tu médico para mayor tranquilidad. Siempre y cuando no haya un motivo médico que lo impida, las relaciones sexuales durante el embarazo puede seguir siendo como siempre, e incluso mejor.

El sexo en el embarazo es beneficioso tanto para la madre y el padre como para el bebé. La relación de pareja se afianza en un momento muy especial, mejorando la conexión física y emocional, mientras que también es placentero para el bebé, quien durante el coito recibe una mejor oxigenación del riego sanguíneo lo cual le provoca sensación de bienestar. Como veis, ventajas para todos.

Foto | Arkansas ShutterBug en Flickr CC
En Bebés y más | Sexo en el embarazo: las 10 preguntas más frecuentes, El sexo durante el embarazo, trimestre a trimestre‏

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir