Llevar una dieta saludable al inicio del embarazo, incluso si se padece sobrepeso u obesidad, ayudaría a prevenir la diabetes gestacional

Llevar una dieta saludable al inicio del embarazo, incluso si se padece sobrepeso u obesidad, ayudaría a prevenir la diabetes gestacional
Sin comentarios

La diabetes gestacional es un tipo de diabetes que aparece por primera vez en el embarazo y que se caracteriza por altos niveles de azúcar en sangre, y se calcula que afecta aproximadamente al 5-10% de las embarazadas. De no ser controlada, esta enfermedad puede provocar graves daños en el bebé e incluso puede poner en riesgo su vida.

Pero además de afectar al embarazo, la diabetes gestacional también incrementa el riesgo de otras consecuencias negativas a largo plazo para el bebé, como tener mayor riesgo de padecer obesidad en la infancia y de que padecer enfermedades cardiacas antes de los 35 años.

Uno de los factores que aumenta el riesgo de presentar diabetes gestacional es padecer sobrepeso u obesidad, por lo que cuidar el peso y llevar un estilo de vida saludable antes de buscar un embarazo son clave para prevenirla.

Sin embargo y de acuerdo con un estudio reciente, incluso si la madre tiene sobrepeso u obesidad es posible prevenir la aparición de la diabetes gestacional con la ayuda de una dieta saludable al inicio del embarazo.

El estudio

Publicado en el European Journal of Nutrition y realizado por la Universidad de Turku y el Hospital Universitario de Turku en Finlandia, el estudio analizó la conexión entre la alimentación y el riesgo de presentar diabetes gestacional en mujeres con sobrepeso u obesidad.

Para ello, se contó con la participación de 351 mujeres que llevaron un diario de alimentación, en los que los investigadores identificaron dos patrones alimenticios, uno saludable y otro no saludable. Además, se les pidió que respondieran un cuestionario sobre la calidad de su alimentación al inicio del embarazo.

Tras analizar los resultados, se encontró que llevar un patrón dietético más saludable, caracterizado por el consumo de verduras y pan de centeno, estaba asociado a un menor riesgo de padecer diabetes gestacional, mientras que la ingesta de grasas totales, ácidos grasos saturados y ácidos grasos trans, y un menor consumo de fibra, se encontró con mayor frecuencia en las mujeres que presentaron diabetes gestacional.

En resumen, los resultados del estudio muestran la importancia de llevar una alimentación saludable, en la que también se limite el consumo de alimentos con ácidos grasos saturados, así como otros nutrientes con un alto potencial inflamatorio:

"Consumir verduras, frutas, bayas y productos integrales, así como grasas insaturadas, es particularmente importante. Estos nutrientes y alimentos reducen la inflamación en el cuerpo y, por lo tanto, también el riesgo de diabetes gestacional. Las madres que ya tienen sobrepeso u obesidad antes del embarazo probablemente se beneficiarían de una guía dietética al comienzo del embarazo", explica la profesora Kirsi Laitinen, investigadora principal del grupo de investigación de Nutrición y Salud Temprana que realizó el estudio.

Estos resultados pueden aportar tranquilidad a las embarazadas con sobrepeso u obesidad, pero es importante que desde el momento en que se sabe que viene un bebé en camino se lleve un estilo de vida saludable, caracterizado por una alimentación saludable, acompañada de una rutina de ejercicios aprobada por el médico y un adecuado descanso, dos factores que también ayudan a reducir la posibilidad de padecer diabetes gestacional.

En Bebés y más | Ejercitarse con mayor frecuencia durante el primer trimestre de embarazo disminuiría el riesgo de padecer diabetes gestacional, Llevar una dieta mejorada y tener mayor actividad física en el embarazo modifica el ADN de los bebés en madres con obesidad

Temas
Inicio