Compartir
Publicidad

La polémica ley rusa por la que las mujeres que no aborten podrían vender sus bebés al estado

La polémica ley rusa por la que las mujeres que no aborten podrían vender sus bebés al estado
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unos días os explicamos la curiosa historia de un hombre que en un momento de su vida decidió dedicarse a cuidar a los bebés de aquellas mujeres que habían decidido abortarlos pero que al final los daban a luz, por si en algún momento volvían a por ellos o simplemente porque sentía que debía hacerlo por ellos, por los niños.

En Rusia no han llegado a ese punto, sino a uno un poco diferente promovido por el mismo gobierno, con dinero de por medio y, por lo tanto, con mucha más polémica añadida. Hoy os explicamos en qué consiste el polémico proyecto de ley ruso por el que las mujeres que no aborten podrían vender sus bebés al estado.

Los bebés cuestan 3700 dólares

En Rusia, como en muchos otros países, consideran que las cifras de natalidad podrían ser mejores, y ante esa situación, han decidido considerar los bebés que no nacen por los abortos como una posible solución. Obviamente no lo hacen solo por eso, o eso explican, y es que el proyecto de ley tiene la finalidad de dar a los niños "la oportunidad de vivir". Para ello, tal y como leemos en RT, se ha contemplado que las mujeres rusas que decidan vender sus bebés al gobierno, en vez de abortar, percibirán 3700 dólares como compensación.

Con esta medida esperan que cerca de 200.000 mujeres que tendrían intención de abortar optaran por no hacerlo a cambio de esa prestación, tras la cual entregarían al bebé al gobierno. Y es que en la actualidad solo el 20% de las mujeres que desean abortar acaban por tener al bebé.

¿Y por qué no promocionar que tengan bebés las que quieren?

No sé si pensáis como yo, pero se trata de una ley que promueve los partos no deseados; es decir, aquellas mujeres que quieren abortar porque no quieren ser madres tendrán un bebé porque desde el gobierno se las alienta a hacerlo pagándoles nada menos que 3700 dólares.

Esto hará que muchas mujeres tengan a sus hijos y que los entreguen al estado (quizás alguna al final se lo quede, pero la mayoría lo entregarán) y aunque aumentará la natalidad, será a costa de un montón de bebés que en realidad no son deseados, y que deben cuidar otras personas.

¿Por qué no dar ese dinero en forma de ayuda a todas las familias que sí quieren tener más hijos pero no los tienen porque no tienen un trabajo estable o porque no tienen claro cómo van a mantenerlo? Porque así andan la mayoría de familias hoy en día, en Rusia y en todas partes, teniendo menos hijos de los que habrían querido tener por la inestabilidad laboral y económica.

Foto | Mika Razafimbelo en Flickr
En Bebés y más | 876 mujeres abortaron voluntariamente en 2013 por sexta vez, El creador de Facebook decide hablar de los tres abortos de su pareja para animar a la gente a contar sus casos, Pregnancy: el embarazo adolescente en un polémico videojuego

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio