Compartir
Publicidad

El parto en el agua más extraño de la historia: se dio un baño sin saber que estaba embarazada y salió con un bebé

El parto en el agua más extraño de la historia: se dio un baño sin saber que estaba embarazada y salió con un bebé
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Siempre he sido muy incrédulo con los partos por sorpresa que suceden cuando una mujer da a luz sin saber que estaba embarazada, pero viendo la multitud de casos que se dan, no me queda otra que rendirme a la evidencia y confirmar que puede suceder, y más después de este increíble caso que se ha convertido ya en el parto en el agua más extraño de la historia: se dio un baño sin saber que estaba embarazada, para ver si así aliviaba su dolor de estómago y salió con un bebé.

Ese día se fue del trabajo porque le dolía la barriga

No sabía que estaba embarazada. Una semana atrás tuvo un sangrado como había ido teniendo meses atrás, y lo consideró el periodo. Sí es cierto que en las últimas semanas parecía tener más molestias abdominales que de costumbre, pero pensó que era algo que estaba comiendo y le estaba sentando mal.

Así que ese día, que notó que tenía más dolor del habitual, pidió permiso en el trabajo para irse a casa. Ya en su hogar, pensó que esos calambres abdominales se calmarían si se daba un baño caliente, así que se lo preparó y se metió en el agua. Cuando pensó en salir, vio que no podía, que el dolor iba en aumento, y tras unos segundos de molestias nació una niña.

Era su cuarto bebé

Su nombre es Angie Hernández y es de UTAH, y fue la primera sorprendida porque durante el embarazo no tuvo ningún síntoma que le hiciera pensar que esperaba a su cuarto hijo: cada mes tenía sangrado y no tuvo que cambiar de talla de pantalones. De hecho, en palabras a KSL, con su anterior hija, la que dio a luz hace 20 meses, sintió cada una de las contracciones, tuvo que esforzarse para respirar adecuadamente y sintió cómo el parto progresaba con el paso de los minutos y las horas. Sin embargo, de este se dio cuenta cuando ya estaba prácticamente fuera.

Al nacer el bebé avisó a su hijo mayor, de 16 años, para que llamara a su jefa y su marido para que fueran a casa. Primero llegó su jefa y poco después su marido, y los llevaron al hospital para que les vieran a ambos. Todo fue bien, y al día siguiente estaban ya de alta.

La familia no se lo creía

Angie2

Después de tres hijos dados a luz de un modo más habitual, la familia no podía creer que de repente hubiera tenido otro bebé. Pensaron que era una broma o que estaba encubriendo un embarazo no deseado de su primer hijo con alguna chica de su edad. Finalmente tuvieron que rendirse a la evidencia: Angie acababa de tener un bebé ella sola, sin ayuda de nadie, en la que será la mayor de las sorpresas, para toda la familia, en mucho tiempo.

Pero, ¿cómo pudo tener la regla si estaba embarazada?

No la tenía, porque es imposible menstruar si estás embarazada. Lo que pudo suceder es que tuviera las llamadas hemorragias deciduales. Estas hemorragias son relativamente habituales en el primer trimestre de embarazo (cerca del 30% de las mujeres las tienen), y aunque son improbables a partir del segundo trimestre, no son imposibles (una de cada 200 mujeres sigue teniendo sangrados hasta el final del embarazo).

Estos sangrados pueden confundirse con la menstruación, pero no lo son en realidad, porque no responden a la salida de un óvulo no fecundado, sino a los cambios hormonales que todas las mujeres sufren durante la gestación. No suelen ser peligrosos ni para la madre ni para el bebé, a menos que sean abundantes y dolorosos, en cuyo caso ya no estaremos hablando de una hemorragia decidual, sino de un sangrado por otra causa.

Vía | KSL
En Bebés y más | ¿Se puede llegar al parto sin saber que estás embarazada?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio