Compartir
Publicidad
Publicidad

Ejercicio y embarazo

Ejercicio y embarazo
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

El ejercicio físico es bueno en todas las etapas de la vida. Y también lo es durante el embarazo, aunque practicado con moderación, sin la intención de batir récords olímpicos.

Practicar ejercicio durante el embarazo contribuye a aliviar ciertas molestias como mala circulación, dolor de espalda, pesadez, además de favorecer la circulación de sangre hacia el feto y ayudar a controlar el aumento de peso.

Por otra parte, ayuda a afrontar mejor el parto, ya que el cuerpo tiene más flexibilidad y mejor estado físico. Sin olvidar los beneficios psicológicos, ayudando a disminuir la ansiedad, el insmonio y el estrés. Hay deportes muy beneficiosos para el embarazo. Por supuesto no es momento de practicar deportes de contacto, equitación o salto, pero hay otros muy recomendables como natación, yoga, tai chi, marcha, ciclismo (con tranquilidad) o simplemente dar paseos de 20 o 30 minutos diarios.

Si te lo tomas con moderación el ejercicio es excelente para el equilibrio tanto emocional como físico. La clave está en conocer tus propias limitaciones y descansar cuando te sientas fatigada o tengas las pulsaciones por las nubes.

Si eres deportista es mejor que consultes con tu médico hasta cuando puedes practicar deporte. A veces, los primeros tres meses de embarazo no influye en el rendimiento, pero luego sí. Además, es posible que sea demasiado exigente y tengas que dejarlo hasta después del parto.

Más información | Saludalia En Bebés y más | Fortalecer las abdominales durante el embarazo | Yoga para embrazadas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos