Por qué deberíamos alentar a nuestros hijos a salir de su zona de confort, y cómo hacerlo

Por qué deberíamos alentar a nuestros hijos a salir de su zona de confort, y cómo hacerlo
Sin comentarios
HOY SE HABLA DE

Tener nuevas experiencias y adquirir habilidades requiere salir de nuestra zona de confort, es decir, alejarnos de aquello que nos resulta familiar y conocido, donde nos sentimos cómodos porque sabemos lo que va a suceder en todo momento, y buscar algo diferente, algo retador.

Por eso es muy importante que nuestros hijos aprendan a ir más allá, para poder vivir situaciones diferentes que les ayudarán no solo a desarrollar nuevas destrezas, sino además a conocerse mejor gracias a experimentar lo que les gusta y lo que no.

“La inacción genera dudas y miedo. La acción genera confianza y coraje. Si quieres vencer el miedo, no te sientes en casa y pienses en ello. Sal y ponte a trabajar.”
-Dale Carnegie-

¿Por qué es tan positivo salir de la zona de confort y cómo ayudar a nuestros hijos a hacerlo? ¡Te lo contamos!

Beneficios de salir de la zona de confort

https://www.freepik.es/foto-gratis/ninos-lindos-grandes-gafas-sol-grandes-sonrisas_13307303.htm#query=ni%C3%B1os%20aventuras&position=4&from_view=search

El mundo ha cambiado, y se hace cada vez más frecuente el tener que afrontar nuevos retos, a diferencia de lo que ocurría en épocas anteriores, en las que era común tener estabilidad en la vida, el mismo trabajo, la misma casa, etc.

Pero son tiempos diferentes, en los que el cambio es una constante, con avances crecientes que requieren de cada vez una mayor capacidad de adaptabilidad.

Y es justo ahí donde radica la importancia de que nuestros hijos aprendan a salir de su zona de confort.

“El caparazón debe romperse antes de que el pájaro pueda volar.”
-Alfred Tennyson-

Y es que esto les va a servir para:

  • Favorecer su autoestima, al tener una mayor confianza en sí mismos para afrontar las diferentes situaciones.
  • Mejorar su autoimagen y autoconocimiento, al experimentar cosas ajenas a lo que están acostumbrados.
  • Tener más autonomía, al sentirse capaces de afrontar nuevos retos.
  • Fortalecer su memoria, al ser estimulados constantemente por los cambios.
  • Mejorar la concentración, al tener que prestar atención a las nuevas experiencias.
  • Incrementar su confianza y seguridad en sí mismos.
  • Soltar apegos y dependencias que pueden ser perjudiciales para su sano desarrollo.
  • Ayudar a divertirse, al salir de la monotonía del día a día.
  • Mejorar la capacidad de adaptación.

¿Cómo ayudo a mi hijo a salir de la zona de confort?

https://www.freepik.es/foto-gratis/mujer-tiro-medio-nino-sosteniendo-globo_11905160.htm#query=ni%C3%B1o%20aventurero&position=31&from_view=search

Si quieres ayudar a tu hijo a salir de la zona de confort, no tienes que hacer grandes cambios complicados. Basta con hacer pequeños cambios. Te recomendamos que no lo hagas de forma forzada; preséntalo de manera natural.

Se trata pues, de hacer variaciones muy pequeñas en las rutinas diarias, y no  de cambiar por completo lo que hacen los niños, pues esto podría tener un efecto adverso al generarles una gran incertidumbre. Entonces, ¿qué podemos hacer?

Hacer las cosas diferentes

Haz cambios pequeños en la rutina diaria; por ejemplo, si el desayuno lo servís en casa de cierta manera, cambia el orden en el que les presentas la comida, o varía la manera de vestirse. Por ejemplo, si le colocas primero el pantalón y luego la camisa, puedes hacerlo al contrario.

Ayuda mucho también el incentivar a tus niños a que utilicen la otra mano; por ejemplo, si se cepilla con la derecha por ser diestro, pídele que un día lo haga con su mano izquierda.

No olvides hacerlo de forma divertida y natural, respetando sus ritmos; recuerda que no es una imposición y que deben sentirse a gusto.

Otra idea para salir de la zona de confort es enseñarles a atarse los zapatos de diferentes maneras y experimentar con ellas, o bien cambiar la manera en la que se peinan el cabello. Son pequeños cambios para empezar, pero que surgen su efecto.

Cambiar los hábitos

https://www.freepik.es/foto-gratis/nino-ropa-tiro-medio_11907130.htm#query=ni%C3%B1o%20aventurero&position=46&from_view=search

Cuando vayan al colegio o regresen a casa, podéis tomar rutas diferentes y no siempre la misma de forma predecible. Esto además de ser divertido es altamente estimulante para los más pequeños.

Ver siempre cosas nuevas y diferentes les obliga a prestar más atención a su entorno, y al tener otras informaciones de cómo volver, también trabajarán su memoria.

Cuando les hayas mostrado varias formas de volver, puedes pedirles que escojan la ruta, así será más divertido para tus hijos.

Esto además les hará sentirse tenidos en cuenta, y sabrán que confías en ellos, lo que incide directamente en su autoestima.

Recuerda hacerlo siempre con el mejor ánimo para que puedan aprender que el cambio es algo positivo. Hemos propuesto un ejemplo, pero puedes aplicarlo a otros hábitos en general.

“Las mejores cosas de la vida tienden a suceder fuera de nuestras zonas de confort, y dudar de su capacidad para salir de tu zona de confort te mantendrá atrapado.”
-Amy Morin-

Probar actividades nuevas

Algo que también puede ayudar a los niños a salir de su zona de confort es animarles a probar actividades nuevas.

Pueden ser cosas que antes no habían probado, o que nos han visto hacer a nosotros... cosas por las que sientan interés, o que en realidad, no se hayan planteado nunca. Actividades, hobbies, retos, deportes, juegos... ¡lo que se os ocurra!

La idea es que prueben, que experimenten sin miedo al fracaso; aquí se trata de divertirse, probar y aprender, ¡no hay otro objetivo que este!

Tolerar la incertidumbre

Salir de la zona de confort implica, muchas veces, una intensa sensación de incertidumbre, y de miedo a lo desconocido. No se trata de evitar estas emociones, sino de tolerarlas y aceptarlas.

Es normal sentirlas, y para poder disfrutar del hecho de salir de la zona de confort, necesitaremos que los niños se acostumbren a ellas y las vivan desde otra perspectiva (más desde la curiosidad que desde el miedo o la angustia).

Normalizar la vergüenza

https://www.freepik.es/foto-gratis/nina-participando-busqueda-tesoro_18301384.htm#query=ni%C3%B1o%20aventurero&position=10&from_view=search

Finalmente, es importante que los niños pierdan el sentido del ridículo y se atrevan, de vez en cuando, a hacer cosas que les generen cierta vergüenza.

En ningún caso, para que lo pasen mal, sino para que aprenden a tolerar estas sensaciones y a normalizarlas.

Salir de la zona de confort implica salir de la familiaridad para atreverse a hacer cosas nuevas y diferentes; y desde ahí, el aprendizaje es mucho más rico.

Somos su ejemplo

La manera en la que nuestros niños aprenden no es en función de lo que les decimos que hagan, sino de lo que nos ven hacer a nosotros, sus padres o cuidadores.

Entonces, si yo deseo que mi hijo sea independiente, que confíe en sí mismo y no tenga miedo de salir de la zona de confort, debo hacerlo yo también, así que se trata de un ejercicio que podemos poner en práctica todos juntos como familia.

Romper la rutina

A veces la rutina nos consume sin darnos cuenta, entonces estas pequeñas variaciones en lo que hacemos y que cambian nuestra cotidianidad pueden resultar ser muy refrescantes y estimulantes para todos, al mismo tiempo que nos ayudan a salir de lo habitual y lo esperable.

Fotos | Portada (freepik

Temas
Inicio