Compartir
Publicidad

Cuando el nacimiento es inminente

Cuando el nacimiento es inminente
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Suelo visitar no a diario, pero sí muy a menudo, el blog Voy a ser padre con el que me divierto mucho.

Es una recopilación de notas escritas de forma muy amena por un “padre a punto de ser” desde que el test le anunció que estaba embarazado, pasando por la elección del nombre, los controles médicos, la decoración del cuarto, las compras para el bebé...

El último post es muy bueno, es una vorágine de sentimientos y circunstancias al enterarse de que en apenas tres días se convertirá en papá, o sea que gracias a la cesárea programada vivirá su primer día del Padre junto a Diego.

Para los padres que hemos tenido partos programados es muy extraño tener una fecha precisa y saber que quedan “x” días para el gran día. Saber que el parto tiene un día (inminente) establecido produce un huracán de emociones.

En ese plazo nos hacemos todo tipo de películas sobre el parto, la habitación del bebé, la ropa, el sanatorio, los miedos, despedir la panza, nos hacemos miles de preguntas ¿saldrá todo bien?…, y se nos viene a la mente una lista eterna de cosas para hacer antes del nacimiento. Vamos, síntomas del famoso síndrome del nido.

Aunque no es lo más natural que digamos, el parto programado tiene en el fondo sus ventajas, no lo podemos negar.

El estar precavidos, nos permite tener las cosas medianamente organizadas para recibir al bebé, mientras que en los partos que vienen sin avisar no hay tiempo para nada, ni para comerse la cabeza con historias.

Un saludo desde aquí para el autor de Voy a ser padre. Mucha suerte!

Sitio oficial | Voy a ser padre En Bebés y más | Diario de mi embarazo: últimos tres días embarazada

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos